31 de Octubre de 2014
7 de Heshvan de 5775
ז' חשון ה' אלפים תשע"ה

Sacal y la estupidez animal

LEO ZUCKERMANN/ EXCELSIOR

No podemos ni debemos ser hipócritas. No es justo ni correcto ni consistente que, cuando algún connacional destaca en algo positivo, se le considere como un mexicano que produce orgullo nacional; pero, cuando alguien que tiene la ciudadanía mexicana comete un crimen o barbaridad, se le remueva la mexicanidad y se le ponga otra etiqueta. Hay muchos ejemplos.

El fotógrafo Emanuel Lubezki Morgerstern, mejor conocido como El Chivo, ha sido nominado cuatro veces al Oscar. Este año seguramente será candidateado de nuevo con buenas probabilidades de ganarlo. Cada vez que la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas lo han nominado, en México se presume que un “cinematógrafo mexicano” destaca en el cine mundial. Muy bien. Sin embargo, cuando aparece el video de Miguel Sacal Smeke golpeando, insultando y humillando al portero del edificio en el que habita, el individuo se convierte, como por arte de magia, en “empresario judío”. ¿Por qué a Lubezki, quien también es judío, lo consideramos como mexicano pero a Sacal, quien también es mexicano, le desaparecen su nacionalidad? ¿Acaso eso nos deja más tranquilos?

Y no es un asunto que nada más ocurra con los judíos. A Carlos Slim, quien es el hombre más rico del mundo, honrosamente se le presume como “empresario mexicano”. Sin embargo, cuando aparecieron las grabaciones de Kamel Nacif agradeciéndole al entonces gobernador de Puebla, Mario Marín, su intervención para violar los derechos de la periodista Lydia Cacho, con lenguaje prepotente y grosero, el individuo en cuestión se convirtió en “empresario libanés”. ¿Por qué Slim, quien es descendiente de inmigrantes libaneses, sí es mexicano pero Nacif, quien tiene pasaporte mexicano, se le considera libanés?

Carlos Ahumada nació en Argentina. De muy chico llegó a México. Aquí creció y vivió muchísimos años como ciudadano mexicano. Cuando se destaparon los casos de corrupción de éste con diversos políticos, en los medios de comunicación inmediatamente se convirtió en el “empresario argentino”. En cambio, el futbolista Giovanni Dos Santos nació en México porque su padre, de origen brasileño, jugaba entonces en nuestro país. Giovanni cuenta con la nacionalidad mexicana pero ha vivido muy pocos años en el país. Actualmente juega en Inglaterra. No obstante es seleccionado nacional y ha metido unos golazos. Y los medios siempre alaban a este “jugadorazo mexicano”. ¿Por qué a Ahumada sí le sacan su descendencia sudamericana pero no a Dos Santos?

Zhenli Ye Gon nació en China pero vino a vivir a México. Adquirió la nacionalidad mexicana. Cuando descubrieron que tenía presuntos vínculos con el narcotráfico y le encontraron más de 200 millones de dólares en efectivo en su casa, el individuo se convirtió en “el chino”. El Presidente incluso así se refirió a él, a pesar de que contaba con pasaporte mexicano. Muy diferente a como Calderón ha tratado a José Hernández Moreno. Nacido en Estados Unidos, hijo de inmigrantes michoacanos indocumentados, Hernández estudió ingeniería y llegó a la NASA, donde participó en una misión espacial. No obstante de haber nacido en California, orgullosamente se le considera como “el astronauta mexicano”.

¿Por qué existen estas diferencias? O todos coludos o todos rabones. O consideramos a todos como mexicanos, en las buenas y en las malas, o a todos los diferenciamos por su religión o descendencia familiar.

Yo creo que lo justo es calificar a todos como mexicanos, nos guste o no. Porque todas las naciones tienen gente buena y mala. Lo que no se vale es sacar a los malos de la lista nacional para sólo incluir a los buenos.

Un último comentario sobre la actitud de Miguel Sacal en el video publicado. ¿A qué se debe su incontenible e irracional ira? No creo que tenga que ver con su condición de empresario, mexicano o judío. Se debe a esa parte animal de nuestro pasado primate. Lo de Sacal nos recuerda que venimos de los chimpancés, cuyos machos alfa demuestran su supuesta superioridad peleando y orinando para demarcar su territorio. La diferencia es que el homo sapiens evolucionó de sus ancestros primates y desarrolló un cerebro que permite el razonamiento abstracto, el lenguaje, la introspección, la imaginación y la resolución de problemas complejos. Gracias a ello, el humano se ha civilizado y superado su animalidad. Pero todavía por ahí aparecen individuos, como Miguel Sacal, que al parecer no desarrollaron del todo su cerebro y siguen comportándose más como chimpancés. En este sentido su actitud es la simple estupidez de un animal.

Visitado 7631 veces / 2618 visitantes

Inscrbete al boletn semanal

Inscrbete al boletn semanal

  1. MIRIAM BETECH dice
    Wed 18 Jan 2012 a las 1:10pm

    FELICIDADES POR ESTE EDITORIAL, SE DEBERÍA DIFUNDIR EN TODAS LA REDES SOCIALES A DONDE SE PUDO LEER ‘MAS DE 400 VECES (DE MAS DE 1200 COMENTARIOS) LA PALABRA JUDIO’, COMO SE COMENTO EL WRADIO LA SEMANA PASADA. AL FINAL, TODOS SOMOS SERES HUMANOS, HABITANDO EL MISMO MUNDO, CON LOS MISMOS DERECHOS Y OBLIGACIONES. LA TOLERANCIA Y LA JUSTICIA SON LOS ÚNICOS CAMINOS PARA PODER VIVIR EN ARMONIA, SIN IMPORTAR CONDICIÓN, RELIGIÓN, CAPACIDADES O DISCAPACIDADES, NIVEL SOCIO-ECONÓMICO, ORÍGEN, O CUALQUIER OTRO RASGO QUE NOS DIFERENCIE.

    TAN MAL ESTÁ LO QUE HIZO EL SR. SACAL COMO LAS REACCIONES DEL RESTO DE LOS CIBERNAUTAS.

    TAMBIEN ESTÁ EN NOSOTROS QUE EDUQUEMOS A LAS PRÓXIMAS GENERACIONES, QUE YA EMPIEZAN A REPETIR LOS MISMOS PATRONES DE CONDUCTA Y PREPOTENCIA.

    FELICIDADES LEO ZUCKERMAN UNA VEZ MÁS POR SU OBJETIVIDAD.

    DRA. BETECH

    (responder)
  2. Israel dice
    Wed 18 Jan 2012 a las 7:33pm

    Excelente editorial. Es absolutamente claro que en todoas las religiones y de todos los estractos hay gente buena y gente mala. Gente que usa el cerebro y gente que no lo usa tanto (Sacal pertenece al segundo grupo). Que beno que alguien excribe un editiral justo y objetivo. Gracias Leo por tu trabajo y por recordarnos algunas de las lecsiones mas fundamentales de la vida.

    (responder)
  3. Ramsés Ancira dice
    Sat 21 Jan 2012 a las 11:40am

    Muy buen punto. De acuerdo con la doctora Betech y perdón por insistir, pero esto también está claramente contemplado por la Constitución Mexicana en su artículo 1. Por cierto sería excelente que se aplicara también en medio oriente, palestinos árabes, palestinos cristianos, o palestinos judíos, pero palestinos todos.
    Así era antes y no había matanzas, sino colaboración. ¿Quien es el que insiste en discriminar a los semitas, si semitas son todos?

    (responder)
  4. ommar dice
    Sun 22 Jan 2012 a las 5:17pm

    Hola Leo estoy de acuerdo contigo, y en algunas cosas difiero un poco; estoy de acuerdo en que cuando alguien tiene exito o suceso en su vida y tiene antecedentes mexicanos, nos colgamos ese “trofeo” de “es mexicano” y cuando ocurre todo lo contrario como es el caso que estamos tratando de ese sujeto Sacal nos deslindamos inmediatamente y empiezan a aflorar nuestros sentimientos de discriminación hacia lo “extranjero, exterior, diferente por decirlo de alguna manera”.
    No me cabe en la cabeza el hecho de que una persona como el señor Sacal haga lo que hizo–y no es la primera vez, que sucede– eso de insultar y creer que por su poder económico puede hacer lo que le venga en gana y discriminar a un mexicano, tildandolo de “indio” cuando él que es mexicano judío, debería de conocer mejor que nadie la historia horrible y nefasta del holocausto nazi-la shoa- cuando sabe y conoce (o tal vez no lo sabe) la historia de discriminación y vejación que ah ocurrido con el gran pueblo del libro, y que aún sigue existiendo-la judeofobia- No debe repetirse nunca más algo como esto,recordemos que pequeños fuegos hacen grandes y desastrozos incendios. No tratemos de maquillar lo que hizo este patán, imbécil que mancha el nombre de una comunidad tan apreciada y querida en México, la comunidad judía.
    Ahora que esta proxima la fecha de la conmemoración del día Internacional de Recordación del Holocausto ( 27 de enero) meditemos sobre las acciones de discriminación que hemos cometido alguna vez y erradiquemosla.

    (responder)
  5. zenitown dice
    Fri 18 May 2012 a las 1:56pm

    no se supone que los judios creen en la infabilidad de la torah? no dice la torah que el origen del hombre fue en el eden? entonces a que viene eso de ke nuestro pasado primate? ke alguien me explike por favor! mi correo es mcbetomexicano@hotmail. por cierto, yo no creo en la teoria de la evolucion, creo en la realidad del eden, ke fuimos creados por Dios, pero no soy judio. soy cristiano!!!!!

    (responder)
  6. José Antonio Bello dice
    Wed 20 Feb 2013 a las 11:28pm

    No había tenido oportunidad de leer el editorial pero me parece justo y razonable lo que dice el Dr zunkermann e independientemente a posiciones de creación o evolución la actitud de sacal es inferior a la estupidez animal.

    (responder)
  7. Riolobos Jakur dice
    Thu 11 Apr 2013 a las 7:23pm

    Por la misma razón por la que triunfan los mediocres en este país: Porque no hay tela de donde cortar. Saludos.

    (responder)

Deja un comentario

*

  

Las opiniones vertidas en esta pagina son responsabilidad de quienes las emiten y no representan necesariamente el punto de vista de Enlace Judío. Enlace Judío no se responsabiliza por comentarios de terceros.
Aviso de privacidad. ENLACE JUDÍO, S.C., con domicilio en Horacio 1722, Col. Polanco, 11510 México, D.F., utilizará sus datos personales aquí recabados para fines de comunicación noticiosa y de divulgación de forma periódica. Para mayor información acerca del tratamiento y de los derechos que puede hacer valer, usted puede acceder al aviso de privacidad completo.

21