Inicio » Opinión » César Tello, Economista y Director de la Casa de Cambio Tiber, comenta la catástrofe económica en los EE.UU

César Tello, Economista y Director de la Casa de Cambio Tiber, comenta la catástrofe económica en los EE.UU

Con el objetivo de entender mejor la situación generada por la discusión acerca del techo de endeudamientos de los Estados Unidos, enlacejudio.com se acercó nuevamente al C.P. César Tello, quien amablemente nos concedió una serie de pláticas.

Enlacejudio.com le agradece en todo lo que vale su valiosa aportación.

Enrique Rivera :A más de 13 días de haberse aprobado la ampliación del techo de endeudamientos de Estado Unidos, ¿qué ha pasado?

Cesar Tello: Todo esto emana de la parte en que no se ponían de acuerdo el Congreso y el Presidente de los Estados Unidos, en cuanto a elevar su techo de endeudamiento, es decir, la posibilidad de deber más.

Yo quisiera partir de lo que sucedió y de las consecuencias.

En primer lugar, efectivamente lo que sucedió estuvo a punto de convertirse en un problema mundial muy serio: el hecho de que no hubiera un acuerdo político acerca de la cuestión económica de Estados Unidos- uno de los países más importantes económicamente- hubiera podido provocar una crisis tanto financiera como económica.

Afortunadamente, creo que entraron en conciencia y se hicieron a un lado de este juego político y pudieron autorizar lo que el Presidente solicitó al Congreso. El mercado no lo tomó tan fuerte, a pesar de que aproximadamente todas las bolsas del mundo fueron negativas. El jueves anterior todas las bolsas a nivel mundial habían cerrado a la baja: en Asia en un 10%, en América en un 12% y en Europa en un 20%.

En los tres países que sostienen la economía europea: Inglaterra, Francia y Alemania- la bolsa bajó un 14%; el resto de los países, once aproximadamente, incluyendo los países que tienen grandes problemas económicos como Grecia y Portugal, la bolsa bajó aproximadamente un 23%.

Realmente se observa que las economías fueron golpeadas fuertemente: los mercados no lo asimilaron, aun cuando se autorizó superar el techo de endeudamientos.

Yo creía que el proceso de recuperación de Estados Unidos sería de cinco años, pero ahora opino que se va a llevar diez años. Ya es un juego entre subir impuestos, bajar gastos, lo que implica en el gobierno recortar la seguridad social y despedir empleados. Lejos de que esto ayude afecta, porque yo creo que el handicap más fuerte que tiene Estados Unidos, es bajar el índice de desempleo, incrementar el índice de ventas de casas nuevas, de créditos hipotecarios, de manufactura, etc.

Para mí lo más importante es el desempleo; sin embargo, al nivel de Estados Unidos, creo que pueden salir del endeudamiento, siempre y cuando se “pongan las pilas” como algunos países europeos lo han hecho, con recorte del presupuesto de gastos y elevando sus ingresos. Esta disciplina fiscal es la que va a permitirlo.

EEUU tiene una industria manufacturera muy sólida, como Francia, Inglaterra y Alemania , que cuentan con una industria automotriz fuerte.

Otros países europeos como Grecia, Portugal o Italia, al no tener una industria manufacturera, van a tener dificultad en superar la crisis. Por eso, precisamente ahora, Francia y Alemania están en pláticas para ver hasta dónde pueden apoyar a estos países que viven del turismo porque no tienen esta industria manufacturera (Portugal es posiblemente el mayor exportador de coches en el mundo, pero nada más).

El problema es tal que se habla de sacar de la Comunidad Europea a Portugal, Grecia y hasta España, aunque España e Italia son países que están un poco mejor porque tienen industria turística, comercial y de servicios e incluso industria manufacturera, es que algunos de ellos se fueron con el espejismo de los créditos hipotecarios.

Ahora, ¿qué es lo que se ve a futuro? Hoy vemos un futuro ya no tan peligroso como hace una semana en la que bajaban las bolsas; sin embargo, el hecho de que ya empezaron a subir de nuevo, se ve de nuevo mayor estabilidad, se ve un piso como decimos técnicamente, esto va a permitir que repunten.

Un buen síntoma será cuando haya alzas importantes.

Obviamente, lo anterior tiene una repercusión en la economía en México. Malo hubiera sido que los estadounidenses no hubieran autorizado el techo, pues los indicadores en México son más volátiles: el tipo de cambio, el precio del petróleo.

Desde hace algunos días, estamos viendo una ligera recuperación. Hoy tenemos un tipo de cambio de $12.20
(pesos por dólar), el precio del oro se encuentra sólido con un precio de $1700 dólares, los precios del petróleo ya se están recuperando- han estado casi todo el año arriba de los $100 dólares por barril.

Los que más sufrieron fueron las tasas de interés de los bonos del tesoro norteamericanos a diez años : desde un 3% habían bajado al 2.19% y ahora ya están por los 2.28%.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *