Inicio » Opinión » Análisis » Calidad de vida

Calidad de vida

RUTH ATRI PARA ENLACE JUDÍO

La vida es un regalo que día a día, en cada amanecer, se renueva. Damos por hecho lo que somos, pero si nos adentráramos minuciosamente al funcionamiento del organismo, quedaríamos maravillados de tanta perfección en él; cómo cada célula tiene su vida y tarea tan bien asignada, cómo tenemos un poder de adaptación tal, que no solemos percatarnos, nuestros sentidos son los mejores sensores; por ejemplo, la vista capta las imágenes mucho más nítidamente que cualquier cámara fotográfica, y qué decir de la capacidad de regeneración cuando se sufre una lesión, aun cuando pueda tardar, el organismo lucha por su bienestar.

Nuestro organismo es un auténtico tesoro, la herramienta más eficiente con que se cuenta para lograr todo lo que nos propongamos.

Por eso es importante cuidarlo y darle calidad, es decir, ayudarle a seguir funcionando, para ello hay muchas alternativas, no obstante, pueden sintetizarse en las siguientes:

Hacerse revisiones médicas periódicamente. Si un automóvil requiere de servicio, ¡cuanto más el organismo! Es importante saber niveles de colesterol, triglicéridos, hemoglobina, glucosa, presión arterial, minerales, etc. Para atender a tiempo cualquier anomalía y revenir enfermedades posteriores.

-Alimentarse sanamente.
– Quiere decir comer de todos los grupos alimenticios de manera balanceada: carbohidratos, grasas, proteínas, agua, minerales, etc. Y disfrutar cuando se come, hay tanta variedad de alimentos que siempre habrá uno o muchos indicados para cada persona. Comer es un placer, hay que hacerlo con gratitud.

-Realizar actividad física.– Se recomienda como mínimo treinta minutos tres o cuatro veces a la semana; los beneficios van desde mejorar la capacidad cardiovascular e incrementar el tono muscular hasta adquirir sensaciones de armonía y bienestar gracias a las endorfinas que se producen, es muy motivador iniciar el día con el reto de levantarse de la cama para hacer ejercicio.

Actitud positiva.– Aunque las pruebas de la vida no sean fáciles, no hay imposibles, y justo son estas pruebas las que nos fortalecen y nos obligan a demostrarnos de qué somos capaces, es en la adversidad donde vienen a bien las mejores oportunidades de progresar. Para cada situación siempre habrán dos caminos: el de la derrota y el de la victoria, la elección es nuestra, la derrota marca un final, la victoria en cambio marca una continuidad de hechos que forjan al ser humano y le obligan a explorar nuevas posibilidades, y por supuesto que como consecuencia se enriquece de experiencias que jamás hubiera pensado tener.

-Gimnasia cerebral.– A través de juegos tan simples como crucigramas, sudoku, operaciones matemáticas, juegos de memotecnia, etc. Se mantiene la mente ágil y activa, retrasando así la muerte de las neuronas. Retar al cerebro es esencial, ya sea aprendiendo un idioma, o a tocar un instrumento musical, o bien rompiendo la rutina diaria con pequeños cambios en el día. Nunca es tarde para todo esto.

Seamos felices con lo que somos, ¡y disfrutemos de ello!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Send this to friend