sábado 15 de junio de 2024

El terrorista del mercado kosher en París fue detenido por la policía días antes de los ataques

SILVIA SCHNESSEL PARA AGENCIA DE NOTICIAS ENLACE JUDÍO MÉXICO – Los oficiales que revisaron la licencia de Coulibaly, recibieron una alerta de que estaba en una lista de vigilancia, pero lo dejaron ir por falta de respuesta de sus superiores, informan los medios de comunicación franceses

hypecacher-ParisEl terrorista islamista que mató a principios de este mes a un policía y cuatro judíos durante un asedio en un supermercado kosher en París, fue detenido por la policía días antes de la serie de ataques, que fueron coordinados con los asesinos Charlie Hebdo, Said y Cherif Kouachi

Amedy Coulibaly y su esposa Hayat Boumeddiene – hoy la mujer más buscada en Francia – fueron detenidos por dos policías el 30 de diciembre, justo antes del mediodía, en el distrito 19 de la capital francesa, dijo Le Figaro informó, citando un informe de Le Canard Enchaîné.

Durante una parada de tráfico de rutina, los agentes comprobaron la licencia de conducir de Coulibaly y vieron su nombre en una lista de personas buscadas, según el informe. Una alerta describía a Coulibaly como sospechoso peligroso de pertenecer a un movimiento islamista, por lo que informaron a los oficiales para tratar de recoger información sin levantar sospechas. Los dos policías alertaron a sus superiores y las fuerzas antiterroristas, pero no recibieron respuesta, por lo que posteriormente, dejaron libres a Coulibaly y Boumeddiene, según el informe.

Varias horas más tarde, los dos se dirigieron a Madrid, donde se dice que Boumedienne tomó un vuelo a Estambul, después de cruzar la frontera de Turquía a Siria el 8 de enero. Eso fue el mismo día en que su marido mató a una agente de policía en Montrouge, un día después de la masacre de 12 personas en las oficinas de Charlie Hebdo de los hermanos Kouachi, y un día antes de que Coulibaly matara a cuatro hombres en un mercado kosher y mantuviera como rehenes a otros durante más de seis horas.

Desde los ataques, ha habido crecientes críticas de la policía francesa y agentes de inteligencia por no haber intervenido antes ya que los tres hombres armados estaban en el radar de la policía y las listas de vigilancia terrorista. Cherif Kouachi había sido condenado por cargos de terrorismo y se cree que Said estaba vinculado a las fuerzas de al-Qaeda, mientras estuvo en Yemen. Ambos figuraban en la lista de exclusión aérea de Estados Unidos, según un alto funcionario estadounidense, debido a sus vínculos con los movimientos terroristas. Coulibaly había conocido a los hermanos en la cárcel varios años antes.

ASESINOS FRANCIAEl martes, los fiscales antiterroristas franceses trataron de acusar a cuatro hombres en relación con los atentados en París, que serían los primeros sospechosos acusados ​​de los ataques terroristas más sangrientos del país en décadas.

Los cuatro hombres esperaban la decisión de un juez antiterrorista la madrugada del miércoles sobre la apertura de las investigaciones preliminares en contra de ellos.

Se esperaban los posibles cargos apenas unas horas antes de que el gobierno francés diera a conocer nuevas medidas destinadas a ayudar a desbaratar ataques futuros, dando a la policía más poder para intervenir teléfonos, supervisar sitios Web y obligar a las empresas de Internet a bloquear los mensajes de odio publicados en línea.

El primer ministro Manuel Valls presentará nuevas medidas de seguridad el miércoles que incluirán esfuerzos para aumentar la recolección de inteligencia contra los yihadistas y otros radicales, bloquear sus actividades en Internet, y evitar la colaboración dentro de las prisiones o viajar al extranjero para luchar, dijo el presidente Francois Hollande.

El caso judicial y las detenciones se produjeron cuando Valls instó a su pueblo a hacer un examen de conciencia sobre las profundas divisiones étnicas del país y declaró que la lucha contra el odio, el antisemitismo y el racismo era una prioridad, especialmente en empobrecidos proyectos de vivienda de Francia.

La oficina del fiscal de París dijo que los cuatro hombres en la corte el martes eran sospechosos de proporcionar apoyo logístico a Coulibaly, y pidió que se prolongara su detención por cargos de tenencia de armas y terrorismo.

No está claro si los cuatro sospechosos, todos en sus 20 años, participaron en el diseño de los ataques o incluso si estaban al tanto de los planes de Coulibaly.

Otros cinco detenidos en la investigación fueron puestos en libertad sin cargos, dijeron los fiscales.

Nadie ha sido acusado de la participación directa en los ataques terroristas de París que tuvieron lugar del 7 al 9 de enero. Coulibaly reclamó lealtad al grupo Estado Islámico, mientras que los dos hermanos que atacaron el semanario satírico Charlie Hebdo dijeron que estaban respaldados por al-Qaida en Yemen.

En Bulgaria, un tribunal acordó el martes la extradición de un francés que conocía a uno de los dos hermanos Kouachi que masacraron a 12 personas en el periódico. Fritz-Joly Joachin dijo al tribunal búlgaro que era inocente y quería regresar a París para limpiar su nombre.

Valls dijo a periodistas el martes que los ataques deben obligar a Francia a ver el “apartheid” en su interior. El socialista conservador cuya línea dura sobre el extremismo islámico ha ganado muchos fans dijeron que no estaba disculpando el crimen ni el terrorismo, “pero también tenemos que mirar la realidad de nuestro país”.

Valls dijo que se han atenuado los recuerdos de las tres semanas de disturbios por jóvenes descontentos que sacudieron a Francia en 2005.

“Y, sin embargo, los estigmas siguen siendo … un apartheid territorial, social y étnico que se ha impuesto en nuestro país”, dijo.

En respuesta a los disturbios de 2005, el gobierno francés gastó cientos de millones de euros (dólares) para mejorar las condiciones en sus suburbios degradados, con poco éxito. El desempleo entre los jóvenes en los proyectos de vivienda está muy por encima de la media y los edificios estatales nacionales a menudo son blanco de vandalismo e incendios.

“La lucha contra el odio, el antisemitismo en todas sus formas, el racismo – estas luchas son absolutamente urgentes”, dijo Valls. Los jóvenes que se negaron a participar en un minuto nacional de silencio por las víctimas de ataques terroristas “son síntomas de algo que no va bien.”

Fuente: The Times of Israel


Comunidad Enlace Judío

¿Nuestro periodismo es importante para ti?
¿Confías en Enlace Judío para una cobertura precisa y oportuna en este momento?
En ese caso, únete a la comunidad Enlace.
A partir de $100.00 MXN al mes, podrás:

  • Apoyar a nuestros periodistas independientes que trabajan las veinticuatro horas del día
  • Ser reconocido como parte de nuestra comunidad una bendición semanal
  • Acceso a contenido exclusivo
  • Acceso a eventos exclusivos, en caso de haberlos
  • Servicio de noticias instantáneas sobre Israel y el mundo judío a tu celular, así como a nuestras transmisiones en vivo.

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD 👈

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo. Política de privacidad