Naty-Barak-Netafim

La empresa Netafim, líder de tecnología de riego por goteo y proveedor global, ayuda a cumplir el sueño de David Ben Gurión de desarrollar el Néguev y el mundo entero; y su fundador Naty Barak ve su proyecto como un puente para la paz.

AGENCIA E NOTICIAS ENLACE JUDÍO MÉXICO

Hace cincuenta años, Naty Barak fue sólo uno de varios agricultores en el kibutz Hatzerim ubicado en el desierto de Néguev de Israel. Tristemente célebre por su calor implacable y la tierra árida, el Néguev era ideal para imaginar soluciones a los problemas similares que enfrenta gran parte del mundo.

El primero de los primeros ministros de Israel, David Ben-Gurión, había sido uno de los defensores más acérrimos de asentamiento y desarrollo del Néguev. “La prueba definitiva de Israel en nuestra generación”, según él, era la “toma de control por la fuerza de la ciencia y de los pioneros, de los espacios terrestres desiertos del sur y del Néguev.”

Por lo tanto, Naty Barak y su pequeño grupo de agricultores comenzaron su búsqueda para cumplir el sueño de Ben-Gurión cuando fundaron Netafim en 1965.

Barak, jefe actual de la oficina de sostenibilidad de Netafim, explicó el difícil entorno del Néguev. “Estábamos luchando con los mismos retos que el mundo enfrenta hoy: la escasez de agua y tierra muy pobre”.

Tras una serie de pruebas iniciales, experimentos y 50 años de dedicación, Netafim es ahora un proveedor global, líder de tecnología de riego por goteo.

La compañía está compuesta por 16 plantas de fabricación y 27 filiales que operan en docenas de países, entre ellos la India, EE.UU., Brasil, Chile, Perú, México, Sudáfrica y Australia.
Los métodos innovadores de utilización de agua a su máxima capacidad han permitido a esos países aumentar significativamente sus rendimientos utilizando la mitad de la cantidad de agua.

Barak explica que el riego por goteo “da una respuesta a los desafíos más apremiantes de hoy incluyendo la escasez de agua, las tierras de cultivo, la seguridad alimentaria, la energía, la degradación del suelo, etc. Más importante aún, tiene un excelente impacto en las cuestiones sociales, la creación de capacidades entre los pequeños agricultores, el empoderamiento de las mujeres y mucho más”.
Cuando se le preguntó si su tecnología ha sido rechazada por motivos políticos, Barak explicó: “Todavía hay algunos países en los que no estamos activos por razones políticas”. Sin embargo, él todavía considera su proyecto como un puente para la paz. “En general dejamos de lado la política y usamos la plataforma para el riego por goteo que trabaja para el agricultor. Nosotros no hablamos de política. Hablamos de agricultura”.
Expresó también su deseo de ampliar su influencia aún más en Egipto y Jordania, donde cree que Netafim “podría hacer milagros” ante los retos alimentarios y económicos”.
Aludiendo al nuevo año judío, Barak comentó: “en hebreo arreglar el mundo se dice Tikun Olam, y realmente pensamos que el riego por goteo está arreglando el mundo. Estaba claro desde el primer día que el riego por goteo fue la respuesta a la escasez de agua, la seguridad alimentaria, etc. Tiene implicaciones sociales, incluyendo la creación de capacidades y el trabajo con los agricultores pobres, etc. “
“Creo que este buen término judío describe lo que hacemos y me gustaría ver más de eso en acción. Estoy sentado en mi oficina y somos muy afortunados de que nuestro negocio está haciendo realmente el bien”, finalizó.
Fuente:aurora-israel.co.il

Israel no está solo

En la batalla de la información, estamos al frente
Llegamos a 8 millones de personas al mes
Únete a la defensa del único Estado Judío
Se parte de la Comunidad Enlace Judio

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD 👈