domingo 23 de junio de 2024

Continúa la lucha contra los incendios en Zichron Yaakov, el área de Jerusalem, Nahariya

Decenas de equipos de bomberos, con la ayuda de aerotanques trabajan para apagar los incendios en medio de fuertes vientos que avivan las llamas; el fuego en Zichron Ya’akov entra en segundo día mientras los residentes permanecen evacuados lejos de sus hogares; los niveles de contaminación atmosférica aumentan en las zonas afectadas.

SILVIA SCHNESSEL PARA AGENCIA DE NOTICIAS ENLACE JUDÍO MÉXICO – Miles de personas evacuadas, varias casas en el sur de Haifa destruidas mientras aumentan los fuertes vientos que obstaculizan los esfuerzos de lucha contra los incendios.

Amenazados por los vientos, los bomberos luchaban contra un incendio en Zichron Yaakov el miércoles por la mañana, un día después de engullir decenas de hogares y provocar la evacuación de miles de residentes locales.

Mientras tanto, en Nataf, cerca de Jerusalem, los bomberos comenzaron a evacuar a los residentes mientras otro incendio forestal amenazaba con engullir casas en las afueras de la ciudad.

El incendio en Zichron había destruido al menos 10 viviendas, y ocho personas, incluyendo tres niños, fueron tratadas por inhalación de humo en un hospital local.

zijron3

Alrededor de 3.000 habitantes de los barrios de Har Eden, Guiv’at Zamarin y los alrededores que fueron evacuados el martes por la noche fueron informados de que sus casas serían zona vedada durante varios días.

“Creemos que los residentes no podrán regresar en los próximos días debido a los fuertes vientos, que presentan un riesgo real de pérdida de vidas”, dijo el General de División, Amos Yaakov, comandante de la policía del Distrito Costero.

zijron

Yaakov dijo que unos 30 equipos de bomberos, 12 unidades de bomberos militares y cuatro aviones estaban trabajando para apagar el fuego.

El miércoles por la mañana, otro incendio forestal estalló cerca de la aldea de Nataf fuera de Jerusalem. Equipos de bomberos de la cercana ciudad de Beit Shemesh trabajaban para combatir el incendio, que las autoridades dijeron que estaba invadiendo una serie de hogares del área. Cuatro aviones contra incendios fueron enviados a la escena para ayudar en los esfuerzos en curso para apagar el incendio, y algunos residentes fueron evacuados.

A principios de la mañana del miércoles, los bomberos lucharon contra un incendio de grandes dimensiones que se acercaba a los hogares en el asentamiento de Dolev, al noroeste de Jerusalem.

Las llamas, que supuestamente alcanzaron 20 metros de altura, fueron extinguidas por 21 unidades de bomberos y voluntarios locales que trabajaron durante toda la noche. Según informes, tres caravanas fueron dañadas por el incendio.

Los incendios ocurrieron después de un día que vio varios fuegos azotados por fuertes vientos y condiciones secas, comenzando con un incendio forestal que llevó a la evacuación de la comunidad de Nevé Shalom fuera de Jerusalem durante la noche del lunes.

A los residentes de la comunidad de coexistencia se les dijo que podían regresar a sus hogares el martes por la mañana después de que los bomberos lograron controlar el fuego antes de llegar al pueblo.

El jefe de la policía de Israel, Roni Alsheich, advirtió el martes por la noche que las condiciones meteorológicas aumentarían la probabilidad de más incendios forestales en los próximos días.

Hablando desde un centro de mando cerca de Zichron Yaakov, Alsheich dijo a los periodistas que “hemos pasado por un par de días difíciles y creemos que los próximos no serán menos difíciles”.

Durante los dos días, también se informaron de incendios cerca de Hadera, Lachish, el suburbio de Haifa Nesher, Gush Etzion, y fuera de la ciudad norteña de Kfar Vradim.

Yaakov, jefe del distrito costero, dijo el miércoles por la mañana que la policía estaba investigando las sospechas de que la serie de incendios podría haber sido causada por ataques incendiarios con motivaciones nacionalistas.

“Cuando se está luchando en seis frentes a la vez, sus sospechas se disparan, pero no puedo decirlo con seguridad”, dijo.

El fuego que azotó a Zichron Ya’akov el martes se reinició el miércoles por la mañana debido a los fuertes vientos, mientras que las llamas se encendieron en la zona de Jerusalem y en Nahariya y los niveles de contaminación del aire aumentaron en las zonas afectadas.

zijron1

Unos 50 equipos de bomberos -tanto civiles como militares- estuvieron en Zichron Yaakov luchando contra el incendio con la ayuda de cuatro aviones contra incendios, a medida que llegaban equipos adicionales de los distritos cercanos. Los fuertes vientos y las difíciles condiciones topográficas hicieron más difíciles los esfuerzos.

Los bomberos intentaron apagar el fuego durante la noche, pero alrededor de las 3 de la madrugada los vientos se levantaron, abanicando las llamas donde ya había muerto el incendio. El fuego también se extendió a nuevas áreas.

La policía bloqueó la entrada a tres vecindarios evacuados el martes a todas las fuerzas, excepto las de bomberos, diciendo que los residentes no podrían regresar hasta el viernes.

“El pronóstico es que el regreso de los residentes no sería posible en los próximos días debido a los fuertes vientos y el peligro mortal”, dijeron las autoridades luego de una evaluación de la situación que incluyó el Departamento de Bomberos, el Comando del Frente y el municipio.

zijron2

Algunos residentes regresaron a sus hogares el martes a pesar de no tener el todo claro y tuvo que ser evacuado una vez más.

El Ministerio de Protección Ambiental señaló que se registraron altos niveles de contaminación atmosférica en la ciudad y recomendó a los residentes que no han sido evacuados que permanezcan en sus casas y sellen las aperturas.

Al incendio cerca del asentamiento de Nataf en las montañas de Jerusalén el miércoles por la mañana fueron enviados cuatro equipos de bomberos junto con cuatro aviones contra incendios mientras los fuertes vientos empujaban el resplandor hacia el asentamiento. Los residentes cuyas casas estaban cerca del incendio fueron evacuados de sus hogares, y dos estructuras sufrieron daños por las llamas.

También el miércoles por la mañana, tres equipos de bomberos estaban luchando contra un fuego de cepillo en el lado oriental de Nahariya. A los residentes se les pidió que permanecieran en sus casas y sellaran cualquier abertura debido a la gran cantidad de humo.

Además, un incendio forestal estalló en Shefar’am el miércoles por la mañana, con cinco equipos de bomberos luchando contra las llamas.

Mientras tanto, el incendio forestal que estalló durante la noche cerca de Kisra-Sumei en el oeste de la Galilea se produjo nuevamente el miércoles por la mañana. Cuatro equipos de bomberos intentaban extinguir las llamas.

Durante la noche, cinco equipos de bomberos lucharon contra un incendio en el wadi entre las aldeas de Yarka y Jat, al noreste de Aco, en el norte de Israel. El fuego ardió en 150 dunam y se consumió justo antes del amanecer.

El martes por la noche, las familias fueron evacuadas del asentamiento de Dolev en el Consejo Regional de Binyamin en Judea y Samaria debido a un incendio que se acercaba a sus hogares.

El fuego disminuyó alrededor de las 10:30 pm y los bomberos pudieron comenzar controlar el incendio, pero una hora y media después los vientos cambiaron de dirección y se extendió a 44 km/h, ventilando las llamas y encendiendo el fuego.

Durante la noche, más de 60 equipos de bomberos lucharon contra llamas que alcanzaron 20 metros de altura en tres áreas diferentes. Los contenedores de gas se incendiaron y explotaron.

El miércoles por la mañana, cinco equipos de bomberos seguían en la escena luchando contra las llamas con la ayuda de un tanque de agua y cuatro aviones contra incendios.

Dos personas fueron llevadas al hospital en estado leve después de sufrir la inhalación de humo, mientras que el incendio causó daños a varias estructuras y caravanas.

Las autoridades midieron altos niveles de contaminación atmosférica en la zona causados por los incendios y recomendaron que los que sufren enfermedades respiratorias, enfermedades cardiovasculares y síndrome metabólico, así como los ancianos, sean evacuados de la zona.

Mientras tanto, los equipos de bomberos de Kiryat Gat y Ashkelon trabajaron para apagar un gran incendio forestal entre Kiryat Gat y Lachish cerca de la ruta 35. Se pudo tomar control parcial del incendio.

El Dr. Levana Kordova-Biezuner, director científico del sistema nacional de vigilancia del aire en el Ministerio de Protección Ambiental, explicó que “las concentraciones de turbidez están en aumento” debido a los incendios.

El martes “medimos (altas) concentraciones dentro de las casas y tomamos la decisión de evacuar a 40 familias en Revadim, cuyas casas estaban cerca del fuego”.

El ministro de Seguridad Pública Gilad Erdan estipuló que los incendios múltiples podrían ser resultado de incendio provocado. “Comienza a aparecer -a la luz de los múltiples lugares de incendios- que el incendio provocado podría ser la causa de algunos de los incendios, la policía y el Departamento de Bomberos investigarán”, escribió en Twitter. “Pido al público que se mantenga vigilante y denuncie cualquier caso de sospecha de incendio premeditado y cualquier incendio a la policía y al Departamento de Bomberos, sobre todo en los próximos dos días debido al clima seco”.

Erdan dijo el miércoles que Israel está examinando la opción de pedir a Grecia y Croacia -con los que tiene acuerdos de cooperación mutua- enviar aviones contra incendios para ayudar a combatir las llamas.

El martes por la noche, los bomberos estaban luchando contra un incendio en el Kibutz Revadim en el sur de Israel, con unas 40 familias evacuadas de sus hogares después de que el incendio aumentara los niveles de contaminación del aire en la zona. Los bomberos han ganado el control del fuego y están trabajando para eliminarlo completamente.

En Zichron Ya’akov, explicó que “las partículas de fuego son muy peligrosas porque contienen todo tipo de partículas venenosas y pueden causar síndrome respiratorio, ardor en los ojos, dificultad para respirar y ataques severos de asma a las personas afectadas”.

Durante todo el día del martes, los bomberos lucharon contra incendios en Latrun, Atlit y Nesher. Diecinueve personas, incluyendo un bebé de 10 días, sufrieron de inhalación de humo.

Ahiya Raved, Eliseo Ben Kimon, Omri Efraim, Roi Yanovsky e Ilana Curiel contribuyeron a este informe.

Fuentes: The Times of Israel y Ynetnews – Traducción Silvia Schnessel – © EnlaceJudíoMéxico

Comunidad Enlace Judío

¿Nuestro periodismo es importante para ti?
¿Confías en Enlace Judío para una cobertura precisa y oportuna en este momento?
En ese caso, únete a la comunidad Enlace.
A partir de $100.00 MXN al mes, podrás:

  • Apoyar a nuestros periodistas independientes que trabajan las veinticuatro horas del día
  • Ser reconocido como parte de nuestra comunidad una bendición semanal
  • Acceso a contenido exclusivo
  • Acceso a eventos exclusivos, en caso de haberlos
  • Servicio de noticias instantáneas sobre Israel y el mundo judío a tu celular, así como a nuestras transmisiones en vivo.

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD 👈

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo. Política de privacidad