Inicio » Noticias » Ciencia y Tecnología » Investigación israelí vincula el paracetamol durante el embarazo con el autismo

Investigación israelí vincula el paracetamol durante el embarazo con el autismo

Enlace Judío México.- Un equipo de la Universidad Hebrea comprueba los datos de más de 130,000 madres y niños, encuentra un mayor riesgo asociado con el uso prolongado de analgésicos populares

MICHAEL BACHNER

Un extenso estudio israelí descubrió que las madres que usan continuamente un medicamento popular para aliviar el dolor durante el embarazo enfrentan un mayor riesgo de que el recién nacido sufra autismo o Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH).

El metaanálisis de un equipo de investigadores de la Universidad Hebrea de Jerusalén, publicado el martes en el American Journal of Epidemiology, mostró que la exposición prolongada al acetaminofeno, también conocido como paracetamol, durante el embarazo se asocia con un aumento del 30 por ciento en el riesgo relativo de trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) y un aumento del 20% en el riesgo relativo de trastorno del espectro autista (TEA), en comparación con aquellos que no tomaron acetaminofén durante el embarazo.

El paracetamol es uno de los medicamentos más comunes utilizados para el tratamiento del dolor y la reducción de la fiebre y se considera relativamente seguro. Se comercializa en Israel y en todo el mundo bajo muchas marcas, incluyendo acamol y dexamol.

Los investigadores, dirigidos por el Dr. Ilan Matok, dijeron que era el primer metaanálisis y el “estudio más exhaustivo jamás realizado” sobre la posible asociación entre el uso prolongado de paracetamol durante el embarazo y el riesgo de autismo o TDAH. Los datos de investigación cubrieron 132,738 parejas de madres y niños con un período de seguimiento de tres a 11 años.

Imagen ilustrativa de una mujer embarazada (Wavebreakmedia; iStock de Getty Images)

Sin embargo, los académicos pidieron precaución debido a las limitaciones significativas de los estudios existentes, sobre los cuales se basó el metanálisis.

Los investigadores creen que los resultados deben interpretarse con precaución, ya que pueden causar ansiedad innecesaria entre las mujeres embarazadas“, dijo la Universidad Hebrea en un comunicado de prensa el martes. “Es importante comprender que el dolor y la fiebre durante el embarazo pueden tener un efecto perjudicial sobre el desarrollo del feto y que el acetaminofeno todavía se considera un fármaco seguro para su uso durante el embarazo.

Por lo tanto, si una mujer embarazada tiene fiebre y / o dolor, se puede tomar acetaminofeno por un período corto, y si la fiebre o el dolor continúan más allá, debe consultar a su médico sobre el tratamiento posterior“, continuó la declaración.

En esta foto de archivo del 19 de febrero de 2013, se preparan píldoras de bitartrato de hidrocodona y paracetamol, también conocidas como Vicodin, para una foto en una farmacia en Montpelier, Vermont. (AP Photo / Toby Talbot, archivo)

La evidencia de propiedades neuro-disruptivas en acetaminofeno se ha ido acumulando. Estudios anteriores han demostrado que la administración a largo plazo de dosis bajas de paracetamol puede afectar el desarrollo del sistema nervioso fetal, y que este efecto a menudo se ve años después de la exposición, durante la infancia.

La revisión sistemática y el metanálisis fueron realizados por el Dr. Matok del Instituto de Investigación de Medicamentos de la Facultad de Farmacia de la Facultad de Medicina de la Universidad Hebrea, junto con el estudiante de doctorado Reem Masarwa y el Dr. Amichai Perlman y el Dr. Hagai Levine del Universidad Hebrea y Centro Médico Hadassah.

El aumento observado en el riesgo fue pequeño, y los estudios existentes tienen limitaciones significativas“, dijo Matok. “Si bien se debe evitar el uso innecesario de cualquier medicamento durante el embarazo, creemos que nuestros hallazgos no deben alterar la práctica actual y las mujeres no deben evitar el uso de paracetamol a corto plazo cuando sea clínicamente necesario“.

Fuente:  The Times of Israel – Traducción: Silvia Schnessel – Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudíoMéxico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Send this to friend