(JTA) — A pesar de la ausencia de su país en la Copa del Mundo, muchos israelíes están siguiendo intensamente el torneo de este año en Rusia. Algunos de estos fanáticos, gracias al multimillonario judío ruso Roman Abramovich, han tenido la oportunidad de asistir a la Copa.

Charles Dunst

Abramovich, un inversionista, emprendedor y propietario del equipo de fútbol inglés Chelsea, donó una suma de seis cifras a la organización benéfica israelí “Fulfilling Dreams” (Cumpliendo Sueños), que lleva a niños con enfermedades graves a los principales torneos de fútbol de todo el mundo. La organización fue fundada y continúa siendo administrada por Gilad Salter, oriundo del Reino Unido. Abramovich, según reportes, se enteró de la obra de caridad de su amigo y exdirector técnico del Chelsea, Avram Grant.

De acuerdo a CNN, las donaciones de Ambramovich y otros más, han financiado vuelos desde Israel a Rusia, además de hoteles y comida durante toda la semana.

“En Fulfilling Dreams estamos muy agradecidos con todos nuestros donantes, especialmente Roman Abramovich, por su tremenda generosidad”, dijo Salter al portal From The Grapevine. “Todos los meses de trabajo duro y organización merecen la pena cuando veo la felicidad en las caras de estos maravillosos niños”.

El grupo de 68 niños, que incluye 38 cuidadores, asistió a tres partidos, incluida la derrota del actual campeón mundial, Alemania, frente a México.

“Estoy pasando el mejor momento de mi vida”, dijo Polina Feldman, de nueve años y quien padece parálisis cerebral, a la cadena CNN. “Nunca he estado en el extranjero antes, y el fútbol es mi vida”.

“Ir a la Copa del Mundo fue mi mayor sueño”, le dijo Zidane Abu, de 20 años, quien también tiene parálisis cerebral, al diario The Sun. “Todas las personas que nos rodean son muy amables, nos piden que nos tomemos fotos con ellos, como si fuéramos las estrellas”.

Según The Jerusalem Post, muchos de estos niños asistirían al amistoso entre Israel y Argentina, que se canceló justo antes de que comenzara la Copa este mes.

Abramovich ha donado a Fulfilling Dreams en numerosas ocasiones, más recientemente, según CNN, para ayudar al grupo a viajar a la Copa Mundial de la FIFA 2014 en Brasil, así como a la Eurocopa 2016 en Francia. Según reportes, la comunidad judía de Moscú también proporcionó asistencia no especificada.

El propietario del Chelsea era el 11vo hombre más rico de Rusia con una fortuna de 10.8 mil millones de dólares. Tras las dificultades para obtener una visa para ingresar al Reino Unido, Abramovich, que es judío, recientemente buscó y recibió la ciudadanía israelí.

Nació de padres judíos en Lituania, pero se crió en Rusia.

De la traducción (c)Enlace Judío México
Prohibida su reproducción