avatar_default

Enlace judío – La mesura es uno de los valores más importantes para el judaísmo, sin mesura y autocontrol no es posible seguir los mandatos que D-os nos dio en la forma debida. Seguido escuchamos sobre la importancia de amar a D-os en nuestro corazón y la importancia del fervor religioso. Sin embargo, la Torá nos exige que controlemos dicho fervor para poder hacer las acciones de manera mesurada; en el orden y el momento debido. Esa era una de las más grandes virtudes de Aarón y la siguiente historia nos lo recuerda.

El buen servicio. Martín Buber

Los discípulos de rab. Baruj le preguntaron: “Cuando D-os le ordenó a Aarón a través de Moisés preparar las lámparas del candelabro sagrado y encenderlas, las Escrituras se limitan a decir: ‘Y Aarón lo hizo.’ Rashi argumenta que ello fue dicho a manera de alabanza porque obedeció y no se separó de lo que se le había ordenado. ¿Cómo debemos entender este pasaje? ¿Acaso D-os señaló a Aarón como digno de alabanza, simplemente por no desobedecer Sus órdenes?

Rab. Baruj explicó: “El hombre justo que sirve a D-os propiamente es un hombre que cumple cada acción como es debida sin importar los fuegos internos que siente. No permite que ellos lo desvíen y la flama se desborde del contenedor. Se cuenta la historia de un hombre justo que daba servicio a D-os; cuando prendía las lámparas del Templo estaba tan lleno de fervor que le era imposible no derramar el aceite. Por eso alabamos a Aarón, porque logró servir a su Creador con toda la fuerza su alma y su corazón, y al mismo tiempo pudo prender las lámparas en la forma que fue ordenado.”

Fuente: Tales of the Hasidim

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí