lunes 24 de junio de 2024

Diplomático holandés fue reprendido por salvar judíos en el Holocausto, revela nuevo libro

(JTA) — Según un nuevo estudio, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Holanda reprendió a un diplomático que excedió su autoridad con tal de salvar a miles de judíos del Holocausto y lo privó de los honores reales.

La investigación sobre el trato dado a Jan Zwartendijk, que fue cónsul honorario de Holanda en lo que hoy es Lituania, es parte de un libro en idioma holandés publicado este mes sobre sus acciones titulado “Los Justos”, del biógrafo Jan Brokken.

Zwartendijk sirvió en Kaunas como cónsul al mismo tiempo que Chiune Sugihara estaba allí representando al Japón imperial.

En gran medida eclipsado por Sugihara, Zwartendijk fue el iniciador y facilitador principal del rescate de más de 2,000 judíos por parte de los dos diplomáticos. Sugihara les dio a los refugiados, que huían de la ocupación alemana, visas de tránsito que les permitieron ingresar a la Unión Soviética. Pero habrían sido inutilizables si Zwartendijk no les hubiera dado visas de destino a Curazao, entonces una colonia de Holanda en una isla del Caribe. Algunos de los rescatados por Zwartendijk lo apodaron “el ángel de Curazao”.

Ambos hombres actuaron sin la aprobación de sus superiores. A diferencia de Sugihara, Zwartendijk arriesgó su propia vida, así como las de su esposa y sus tres hijos pequeños, que vivían todos bajo la ocupación nazi.

Sin embargo, a Zwartendijk, quien murió en 1976, “se le dio una reprimenda” después de que sus acciones fueran conocidas por un alto funcionario del Ministerio de Relaciones Exteriores, Joseph Luns, quien luego se convirtió en el jefe de la OTAN, reveló el libro basado en entrevistas con personas a las que se les habló sobre por Zwartendijk y otros materiales. Los hijos de Zwartendijk dijeron que su padre estaba profundamente ofendido por la forma en que lo habían tratado.

Sjoerd Sjoerdsma, un legislador holandés, dijo en una declaración que el Ministerio de Relaciones Exteriores debería disculparse por cómo había tratado a Zwartendijk, a quien Israel reconoció en 1997 como Justo entre las Naciones, un no judío que arriesgó su vida para salvar a los judíos del Holocausto .

“Jan Zwartendijk merecía una estatua, no una reprimenda”, dijo la agencia de noticias ANP citando a Sjoerdsma la semana pasada. “Es hora de exonerar y pedir disculpas a sus descendientes. Espero que el ministro de Relaciones Exteriores, Stef Blok, lo haga”.

El Ministerio declinó comentar si está considerando una disculpa. Un portavoz dijo a la agencia de noticias que las acciones de Zwartendijk “son intachables”, y agregó que el Estado holandés co-financió un monumento que celebraba sus acciones en Lituania.

El libro también sugiere que un funcionario ministerial anónimo intervino con la casa real holandesa para evitar que Zwartendijk fuera nombrado caballero por razones no relacionadas con la guerra (era un alto ejecutivo de la firma holandesa de electrónica Philips) por haberse salido de la línea durante la Segunda Guerra Mundial.

De la traducción (c)Enlace Judío México
Prohibida su reproducción

Comunidad Enlace Judío

¿Nuestro periodismo es importante para ti?
¿Confías en Enlace Judío para una cobertura precisa y oportuna en este momento?
En ese caso, únete a la comunidad Enlace.
A partir de $100.00 MXN al mes, podrás:

  • Apoyar a nuestros periodistas independientes que trabajan las veinticuatro horas del día
  • Ser reconocido como parte de nuestra comunidad una bendición semanal
  • Acceso a contenido exclusivo
  • Acceso a eventos exclusivos, en caso de haberlos
  • Servicio de noticias instantáneas sobre Israel y el mundo judío a tu celular, así como a nuestras transmisiones en vivo.

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD 👈

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo. Política de privacidad