(JTA) — Una mujer judía cuya familia ha soportado meses de intimidación antisemita en Bélgica dijo que un hombre le apuntó con un arma fuera de su casa.

La mujer, identificada en los medios de comunicación belgas sólo como Nicole, dijo al grupo de medios SudPresse que el incidente ocurrió el 9 de octubre en su casa en Marchienne-au-Pont, un suburbio de Charleroi, 48 kilómetros al sur de Bruselas, según dijo el reporte del viernes del grupo de medios de comunicación.

Por otra parte, graffiti antisemita apareció el viernes en una Universidad de París y en un edificio municipal en el este de Francia, provocando condenas de funcionarios y líderes de la comunidad judía.

Al contar el incidente con el arma de fuego, Nicole dijo a SudPresse: “Nos detuvimos en un semáforo en rojo frente a una estética cerca de nuestra calle. Había un individuo barbudo allí a quien reconocí porque me atacó verbalmente hace dos semanas. Se volvió hacia nosotros. Primero miró a mi esposo y luego a mí, diciendo, “Voy a poner una bala en su cabeza”. Luego sacó un arma y la apuntó en su dirección, dijo Nicole.

A principios de este año, el diario regional La Meuse publicó un artículo sobre los múltiples casos de hostigamiento dirigidos a la pareja. Según el informe, llevaban más de dos años viviendo en Marchienne-au-Pont sin incidentes.

Pero este verano, según el informe, ella y su familia han sido víctimas de una campaña de hostigamiento que ha presentado amenazas de muerte escritas en su buzón de correo y las pintas de graffiti antisemita en las puerta de su casa.

“Tenemos demasiado miedo de dejar nuestro hogar desde que comenzó”, dijo al periódico Nicole, oriunda de Chile. “Varias personas descubrieron que somos judíos y desde entonces hemos estado recibiendo amenazas de muerte”. Una carta dirigida a Nicole la llamó “puta sucia” junto con otros insultos.

La pareja ha presentado varias denuncias ante la Policía, pero no se ha detenido a ningún sospechoso.

En el incidente de París con graffiti antisemita, la palabra “Juden”, la palabra en alemán para judíos, apareció junto con esvásticas en las paredes dentro de la escuela de negocios HEC a principios de esta semana. Y en la ciudad oriental de Zoebersdorf, ubicada a 24 kilómetros al noroeste de Estrasburgo, individuos no identificados escribieron en la sede del ayuntamiento: “Sucios judíos de Marx, inmigrantes fuera”.

De la traducción (c)Enlace Judío México
Prohibida su reproducción

Israel no está solo

En la batalla de la información, estamos al frente
Llegamos a 8 millones de personas al mes
Únete a la defensa del único Estado Judío
Se parte de la Comunidad Enlace Judio

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD 👈