Inicio » Comunidad » ¿Cómo saber si mi apellido es judío? – Conferencia de Alejandro Rubinstein en la Sinagoga Justo Sierra

¿Cómo saber si mi apellido es judío? – Conferencia de Alejandro Rubinstein en la Sinagoga Justo Sierra

Enlace Judío México e Israel.- El miércoles 28 de noviembre, Alejandro Rubinstein, experto en genealogía judía, impartió en la Sinagoga Justo Sierra la conferencia “¿Cómo saber si mi apellido es judío?”

En la actualidad, mucha gente quiere vincularse con el pueblo de Israel, por lo que en dicha platica se explicó lo que es un apellido, cómo es que nacen los apellidos y el significado de ser judío.

Rubinstein inició su charla explicando que en la cultura occidental los primeros vestigios que se tienen son en Roma, “de allí viene el latín, que a su vez se convierte en varias lenguas, hasta llegar al español que conocemos y muchos conocimientos que tenemos como el derecho romano. En los derechos civiles están los derechos de la familia, y dentro de los derechos está el apellido,” dijo.

Posteriormente, señaló que un judío es todo hombre o mujer que forme parte de un conjunto de personas que se reconocen ser descendientes de los hebreos y los antiguos israelitas.

“Por lo general el uso del término judío generalmente se relaciona con tres usos: el origen étnico, la identidad histórico cultural y la práctica del judaísmo. El pueblo judío nació con la entrega de la Torá, pero hay que recordar que Abraham no tenía apellido y era judío, este nombre no es válido para ser judío, hay que hacer una modificación y adicionar una letra, esta costumbre es válida a la fecha.

Los judíos han utilizado históricamente nombre patronímicos, este sistema se construye con el nombre propio seguido de la fórmula ben o bat (“hijo de” e “hija de “respectivamente) y luego el nombre del padre. La grafía correspondiente en arameo es bar.

Los apellidos de origen hereditario comenzaron a utilizarse entre los judíos sefarditas en Iberia y en otros lugares a partir de los siglos X y XI.

Los judíos askenazitas de la Europa Central y Oriental iniciaron dicha práctica a partir de los siglos XV y XVI. La fórmula patronímica de la antigüedad sigue siendo empleada en la vida religiosa, agregó

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Send this to friend