Enlace Judío México e Israel.- James Stern dice que “se burló” del grupo neonazi para que le cediera el liderazgo. “Mi único objetivo era deshacerme de esta organización“.

Miembros del grupo neonazi Movimiento Nacional Socialista (NSM) descubrieron recientemente para su sorpresa que su nuevo líder era un hombre negro.

Mi nombre es Reverendo James Hart Stern. Soy el presidente del NSM“, así se presentó el nuevo líder a Agam Kedem Levy, de Galei Tzahal.

Según el informe, el desarrollo se produjo después de que Stern, un “activista contra el racismo“, se reunió con el ex presidente de NSM, Jeff Schoep.

Pasé los últimos 4 años tratando de cambiar la opinión de este hombre“, relató Stern. “Hace un par de semanas, contactó conmigo, muy molesto. Me dijo que tenía miedo de ir a la cárcel“.

Stern dijo que Schoep fue a verlo por asesoramiento legal contra el NSM y otros grupos nacionalistas blancos por la muerte de un contrario durante la manifestación “Unite the Right” (Unir la derecha) en Charlottesville.

Pero Stern tenía otros planes.

Le dije que lo mejor que podía hacer era deshacerse de la organización. Que si realmente quiere disolver este grupo y deshacerse de él, me lo diera a mí, a un hombre negro“.

Schoep cayó en la trampa, y firmó el traspaso del liderazgo de NSM a Stern.

Lo engañé. Firmó todos los documentos legales. Mi único objetivo era deshacerme de esta organización. Alguien tenía que ir a detener a este grupo“.

Según el informe, la primera actividad de Stern como líder del grupo fue asumir la responsabilidad de la muerte del contador del titular. Pero no tiene intención de detenerse allí.

El NSM tiene un sitio web que escupe mucho veneno todos los días. Voy a tomar ese sitio web y comenzar a transmitir cosas que enseñarán a las generaciones más jóvenes sobre la nación judía, sobre la historia negra, sobre la esclavitud“.

Según el informe, se espera que el grupo se cierre pronto, ya que es difícil creer que los miembros del grupo le den lealtad al nuevo líder oficial. Pero esa, concluye el informe, es exactamente la victoria de Stern.

Fuente: Arutz Sheva / Reproducción autorizada con la mención: © EnlaceJudíoMéxico