Inicio » Agenda » Gantz y Lapid prometen que no habrá una “desconexión” en Cisjordania

Gantz y Lapid prometen que no habrá una “desconexión” en Cisjordania

Enlace Judío México e Israel – El partido Kajol Laván (Azul y Blanco), liderado por Benny Gantz y Yair Lapid, lanzó este miércoles su plataforma política, y expuso por primera vez sus posiciones sobre importantes temas nacionales de Israel.

De acuerdo con su introducción, el manifiesto de 45 páginas “aborda todos los problemas esenciales que enfrentan el Estado de Israel y los ciudadanos de Israel…que encarnan el derecho de los ciudadanos israelíes a vivir con dignidad, seguridad, prosperidad y libertad”.

Kajol Laván, que se formó el mes pasado al fusionarse los partidos de Gantz y Lapid, Hosen LeYisrael y Yesh Atid, hasta ahora se ha mantenido en gran parte en políticas específicas. Si bien Yesh Atid había publicado un manifiesto detallado de 200 páginas antes de su unión, Hosen LeYisrael se negó a publicar propuestas políticas claras sobre asuntos domésticos, de seguridad o diplomáticos.

El programa diplomático establecido en el manifiesto incluye el apoyo a una Jerusalén “unida” como capital de Israel, el control israelí continuado sobre el Valle del Jordán en Cisjordania y la retención de bloques de asentamientos en la misma, junto con una disposición a entrar en negociaciones con los palestinos.

“No habrá una segunda retirada. Cualquier decisión política histórica se someterá a la decisión de la gente por referéndum o se aprobará en la Knéset por mayoría especial”, se lee en la plataforma, lo que expresa una negación de las afirmaciones hechas por el partido Likud del primer ministro de Israel que asegura que Gantz y Lapid eventualmente evacuaran asentamientos en Cisjordania como parte de un acuerdo con los palestinos, en un movimiento que trae los ecos del Plan de Desconexión realizado por el fallecido mandatario Ariel Sharon en Gaza en el año 2005, cuando se evacuó a miles de israelíes que vivían en el enclave palestino.

Sin embargo, el partido también promete “iniciar una conferencia regional con los países árabes que buscan la estabilidad y profundizar el proceso de separación de los palestinos mientras mantienen los intereses de seguridad inflexibles del Estado de Israel y la libertad de acción de las FDI en todas partes”.

Además, Kajol Laván calificó a los Altos del Golán como parte “inseparable” de Israel, y dijo que rechazaría cualquier intento de devolver el territorio conquistado a Siria en la guerra de 1967 como “no negociable”.

En cuestiones sociales, el partido rompe claramente con el gobierno, apoyando iniciativas bloqueadas por los ultraortodoxos, como el transporte público en Shabat y cancelar la “ley de minimercado” que prohíbe ciertas actividades comerciales los sábados.

La introducción a la sección sobre religión dice que el partido “preservará la identidad judía del Estado junto con la realización del derecho de cada persona y comunidad a moldear su forma de vida en libertad y tolerancia”.

Abordando otros temas que han molestado a los legisladores ultraortodoxos, la plataforma también promete aprobar leyes que permitan las uniones civiles entre personas del mismo sexo y la subrogación por parte de parejas del mismo sexo.

Además, la plataforma incluye el compromiso de implementar un acuerdo actualmente congelado para expandir el pabellón de oración pluralista en el Muro de los Lamentos y establecer un cuerpo único de su clase compuesto por líderes judíos no ortodoxos para supervisar el sitio.

El plan original, al que Kajol Laván se ha comprometido, incluye tres disposiciones clave: una entrada conjunta a la plaza principal del Muro de los Lamentos y el espacio de oración igualitario; un nuevo pabellón permanente que amplía en gran medida la modesta cubierta de oración existente, que ha servido como un lugar para la oración pluralista desde 2000; y, quizás lo más polémico, un consejo conjunto formado por representantes de corrientes liberales del judaísmo y representantes gubernamentales que se encargarían de supervisar el sitio.

Abordando la ley de Estado-nación judío aprobada por el gobierno de Netanyahu el año pasado, el partido dijo que “aseguraría que el valor de la igualdad esté consagrado en una Ley Básica”, pero se negó a decir si impulsaría una reforma de la legislación original.

La plataforma también incluye varias reformas propuestas de varios servicios públicos, como el programa para los hospitales superpoblados de Israel que promete agregar 12.5 mil millones de shekels al sistema de salud en los próximos cinco años.

Fuente: The Times of Israel / Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudíoMéxico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *