Enlace Judío México e Israel –El esperado plan de paz de Donald Trump para resolver el conflicto palestino-israelí prometería mejoras en las vidas de los palestinos, pero dejaría en un segundo plano la idea de un Estado palestino soberano, según un reporte publicado este domingo por el periódico norteamericano The Washington Post.

Funcionarios árabes familiarizados con Jared Kushner, yerno de Trump y su encargado principal en el proceso de la propuesta de paz, dijeron a la publicación que pese a que no ha ofrecido puntos específicos, ha sugerido que el plan se enfocará más en oportunidades económicas para los palestinos.

Kushner y otros funcionarios estadounidenses han vinculado la paz y el desarrollo económico al reconocimiento árabe de Israel y la aceptación de una versión del estatus quo sobre una “autonomía” palestina, en oposición a una “soberanía”, de acuerdo a las fuentes.

Durante una visita de Kushner a Arabia Saudita, como parte de una gira en Medio Oriente el pasado mes de febrero, sostuvo una reunión con intelectuales, periodistas y oficiales del gobierno, donde se refirió al plan de Trump.

“[Kushner] Escuchó los puntos críticos y las preguntas, pero no estaba dispuesto a pensar en las críticas y estaba a la defensiva”, dijo la persona familiarizada con la sesión.

“Parece que se sorprendió cuando supo que la mayoría de las personas en la sala criticaban su plan y le dijeron que el rey Salman hacía hincapié en los derechos de los palestinos”, agregó.

La fecha para la presentación del plan de paz permanece incierta. Luego de que se conociera el pasado mes de diciembre que habría elecciones anticipadas en Israel, la administración de Trump aseguró que esperaría hasta después de la jornada electoral, el 9 de abril, para ir adelante con ello.

“Todavía estamos sopesando una variedad de factores”, dijo al respecto un funcionario de EE.UU. a The Washington Post. “El tiempo aún se está elaborando, y no se ha tomado ninguna decisión en este momento sobre cuándo vamos a implementarlo”.

El funcionario de EE.UU. solicitó el anonimato para discutir los planes para el paquete aún secreto. Algunos funcionarios árabes e israelíes familiarizados con las discusiones en torno al paquete económico del plan también solicitaron el anonimato porque no estaban autorizados a revelar el contenido de las reuniones confidenciales.

El embajador de israelí ante la ONU, Danny Danon dijo al periódico que Israel está esperando como todos los demás detalles de las ideas de EE.UU.

“Le daremos la bienvenida, lo observaremos. Somos de mente abierta”, dijo. “A diferencia de los palestinos, respetamos el trabajo realizado por el equipo, y estaremos dispuestos a analizarlo y hablar sobre ello”. Los palestinos dicen exactamente lo contrario: dicen que no queremos hablar con los israelíes y no queremos ver el plan que fue redactado por los EE.UU.”.

“El plan económico sólo funciona si la región lo apoya. Esta es una parte muy importante de la ecuación general”, dijo un alto funcionario de EE.UU. al The Washington Post. “Pero esto no es una llamada paz económica. Estamos tomando muy en serio ambos aspectos de esto, lo político, que trata todos los temas centrales, y lo económico”.

“Entendemos que si el aspecto político no es sólido, el aspecto económico carece de sentido. Pero al mismo tiempo, el aspecto político no tendrá éxito sin un plan económico adecuado “, agregó el funcionario de EE.UU..

Fuente: The Washington Post / Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío