avatar_default

Enlace Judío México e Israel – El alto gabinete de seguridad de Israel se reunió en medio de advertencias en los últimos días de una creciente amenaza de seguridad por parte de Irán.

Sus miembros se reunieron este domingo por primera vez en dos meses en la Oficina del Primer Ministro en Jerusalén. Los ministros no fueron informados con anticipación de lo que estaría en la agenda, de acuerdo al noticiero del Canal 12 israelí, informó el sitio The Times of Israel.

En los últimos días, reportes han citado a funcionarios de seguridad no identificados advirtiendo sobre la creciente amenaza de un ataque orquestado por Irán.

El viernes, el noticiero del Canal 13 fue el ultimo en reportar preocupaciones de que Teherán trataría de atacar Israel.

Tanto el primer ministro Benjamín Netanyahu como el presidente Reuven Rivlin han mencionado necesidades cruciales de seguridad en los últimos días al pedir la formación de un gobierno de unidad amplia.

Gabi Ashkenazi, del partido Kajol Lavan, recientemente nombrado jefe del Comité de Asuntos Exteriores y Defensa de la Knéset, también habló el jueves de “muchos desafíos en el ámbito de la seguridad, algunos conocidos por todos y otros que solo se discuten a puerta cerrada”.

El sábado por la noche, el jefe de Yisrael Beitenu, Avigdor Liberman, repitió su llamado para que Netanyahu y el jefe de Kajol Lavan, Benny Gantz, formen un gobierno de unidad, citando una “emergencia nacional, desafíos económicos y amenazas de seguridad desde el sur, el norte y más lejos”.

Lieberman señaló en una publicación de Facebook que el país marcará 46 años desde la guerra de Yom Kipur de 1973, y dijo que era imperativo recordar su legado “de liderazgo y amor al país”.

“Estamos en una encrucijada política”, escribió Liberman. “Los resultados de las elecciones pueden llevar a una sola conclusión: la gente quiere la unidad… Una vez más pido al primer ministro Netanyahu y a Benny Gantz: demuestren responsabilidad y liderazgo, dejen de lado sus egos y detengan los juegos, palabrerías y pérdida de tiempo”.

Netanyahu, durante un discurso el jueves en la juramentación de la nueva Knéset, también pidió un “gobierno de unidad nacional amplia”, diciendo que los desafíos de seguridad del país exigen estabilidad política.

“Nadie enfrenta tantos desafíos como nosotros, ningún otro país. Y las democracias que no comprenden que es necesario unirse en un momento de peligro sufren un alto precio”, dijo.

“Estas no son palabrerías, no es un capricho, no es ‘Netanyahu tratando de asustarnos’, dijo. “Cualquiera que conozca la situación sabe que Irán se está fortaleciendo y está atacando alrededor del mundo, diciendo claramente: ‘Israel desaparecerá’. Lo creen, están trabajando para lograrlo, debemos tomarlos en serio”, enfatizó.

Netanyahu ha tratado de presionar a Kajol Lavan para que se unan a una coalición dirigida por él y que incluya a los partidos de derecha y religiosos: Yamina, Yahadut Hatora y Shas.

Sin embargo, hasta ahora, Gantz se ha negado a formar parte de una coalición con Netanyahu, siempre y cuando el líder del Likud se enfrente a posibles acusaciones de corrupción, y tampoco está dispuesto a unirse a un gobierno compuesto por los actuales aliados de Netanyahu.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí