avatar_default
JERUSALÉN (JTA) — En Fiyi, con un vestido tradicional en tonos de azul, el presidente israelí Reuven Rivlin escuchó canciones locales y vio danzas nativas en una cena ofrecida el jueves por el presidente de la nación isleña del Pacífico.

Al detenerse en Fiyi en el camino hacia una visita oficial al día siguiente a Australia, Rivlin también anunció el establecimiento de 100 nuevas becas para estudiantes de agricultura con el fin de que se entrenen en el Centro Internacional Arava para la Capacitación Agrícola en Israel. También dijo que Israel abrirá un centro de innovación para los Estados insulares del Pacífico en colaboración con la Universidad del Pacífico Sur.

Rivlin y el primer ministro de Fiyi encabezaron una reunión cumbre con los Estados insulares del Pacífico en Nadi a la que asistieron los líderes de Papua Nueva Guinea, Samoa, Vanuatu, Tuvalu, Tonga y Palau.

En la cena, el presidente agradeció a Fiyi por su apoyo a Israel en la ONU, donde se abstuvo en una resolución de 2017 que habría rechazado la decisión del presidente Donald Trump de reconocer a Jerusalén como la capital de Israel. Nauru, Palau y Togo votaron en contra de la resolución.

Rivlin señaló que su familia ha vivido en Jerusalén durante siete generaciones y que la ciudad “siempre será la capital eterna de Israel y el pueblo judío”.

Añadió: “También apreciaríamos profundamente su reconocimiento formal de Jerusalén como nuestra capital, como lo hizo la República de Nauru. Y mientras vengo de la ciudad santa, aquí en el Pacífico he encontrado el jardín del Edén”.

De la traducción (c)Enlace Judío México
Prohibida su reproducción

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí