avatar_default

Enlace Judío México e Israel – El presidente de Israel, Reuven Rivlin pidió a los ministros del gabinete dejar de hablar de elecciones anticipadas tras los informes de que el primer ministro Benjamín Netanyahu ha decidido promover la medida mientras el país se enfrenta a una grave crisis económica por el coronavirus.

“Como cualquier otro ciudadano, estoy siguiendo los acontecimientos en la Knéset con gran preocupación, la continua desestabilización por parte de todos los partidos gobernantes ante una asociación ya frágil”, escribió Rivlin en Twitter.

“Hago un llamamiento a todos ustedes como ciudadanos, como todos los demás, hablando en su nombre,¡despierten! Dejen de hablar de elecciones anticipadas. Dejen de discutir esta terrible opción en este momento, y evítenla. El Estado de Israel no es una muñeca de trapo que pueden arrastrar mientras pelean”, expresó el presidente.

“Nuestros ciudadanos, todos ellos, necesitan que se enfoquen, que sean claros, y actúen para encontrar una solución a la crisis sin precedentes de Israel y de toda la humanidad. La solución está en sus manos”.

Fuentes cercanas al primer ministro dijeron a Haaretz este miércoles que Netanyahu estaría pensando no aprobar el presupuesto estatal para 2020 y convocar a elecciones generales para el 18 de noviembre.

El caos político que está presenciando Israel tiene como objetivo preparar al público para la noción de que “es imposible seguir así”, justificando así otro ciclo electoral en 2020, dijeron las fuentes.

El reporte de Haaretz llega en medio de la nueva fricción generada dentro de la coalición de gobierno con motivo de una polémica propuesta de ley que fue aprobada de manera preliminar por la Knéset.

El partido Kajol Laván de Gantz votó a favor del proyecto de ley que prohíbe las terapias de conversión para homosexuales, a pesar de la oposición manifiesta del Likud y sus aliados religiosos, Shas y Yahadut Hatorá. Un legislador jaredí incluso advirtió a Gantz que “no sería primer ministro” luego de esta acción.

Por su parte, el presidente del Likud, Miki Zohar, dijo en una entrevista a la Radio del Ejército que la asociación política con Kajol Laván no podrá continuar si el partido de Gantz no cambia su manera de proceder, informó el sitio de noticias Ynet.

“La situación actual lleva a la inestabilidad del gobierno, lo que causa que los miembros de la coalición hagan lo que quieran sin disciplina”, dijo Zohar. “Es hora de tomar una decisión: aprobar el presupuesto, tener un gobierno estable y una coalición que funcione o ir a las urnas”.

De acuerdo al reporte, fuentes del Likud dijeron que Netanyahu llamó al presidente de Yahadut Hatorá y ministro de Vivienda y Construcción, Yaakov Litzman, tras la votación de la Knéset y prometió que “hará todo lo posible” para que el proyecto de ley no sea aprobado en la segunda y tercera lectura.

Reproducción autorizada con la mención: © EnlaceJudíoMéxico

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo