sábado 22 de junio de 2024

Luis Maizel/ Mercados fuertes en una economía débil

Estimados Amigos:

Ya terminó un verano extraño donde no pudimos viajar, donde seguimos encerrados y nos seguimos sintiendo en un túnel donde no se alcanza a ver la salida.

El progreso aparente en la búsqueda de la vacuna contra el COVID-19 sigue siendo una esperanza gracias a la cantidad de empresas en todo el mundo que están dedicando tiempo y dinero a su obtención, pero no hay nada concreto aún. De todos los esfuerzos solo dos, Moderna y AstraZeneca están en fase 3 y de ahí a la aprobación del FDA todavía hay un trecho largo.

Pocas veces en la historia se había visto un fenómeno tan devastador a nivel global que probablemente resultó en una caída del PIB de todo el mundo, del 6.9%, en el segundo trimestre. La afectación sobre el empleo fue de cerca de 240 millones de gentes que de repente quedaron sin trabajo y el comercio internacional se cayó más del 15%.

¿Cómo podemos explicar entonces que los mercados de valores hayan recuperado todas sus pérdidas e inclusive estén estableciendo nuevos récords cada día?

Yo creo que la enorme liquidez que agregaron los bancos centrales del primer mundo para evitar que los consumidores se quedaran sin recursos, aunada con la reducción del consumo al estar encerrados, encontró su salida en las acciones, ya que el bien raíz comercial no se ha movido por la incógnita de quien será el ganador al acabar la pandemia.

La deuda de tarjetas de crédito en Estados Unidos bajo 6.9%, lo más rápido de la historia y el consumo de todo menos comida se contrajo casi 11%, a pesar de que la gente, en muchos casos, tenía más dinero en la bolsa que cuando estaba empleada.

El programa de cheques a todos los causantes que ganaban menos de $99,000 al año, así como el sobrepago semanal de $600.00 por encima del seguro de desempleo terminó el 31 de julio y no se ha renovado por el pleito político entre demócratas y republicanos, pero estoy seguro que de una u otra manera se va a extender, pues de lo contrario la economía se va a volver a detener.

Creo que aquí vimos una estrategia brillante de los republicanos que le están diciendo a los votantes que no hay más dinero porque los demócratas no lo quieren aprobar y en tanto Trump, por su prerrogativa de “ordenes ejecutivas”, les ha dado un poquito que al menos les deja poner comida en sus mesas.

Mucha gente creía que al imprimir tanto dinero se vendría una gran inflación, pero al analizar qué provoca el aumento de precios, vemos que no hay presión de la mano de obra, pues se espera que el desempleo se quede entre 9 y 10% al acabar la crisis sanitaria (de 3.5% que estaba en febrero) y con respecto a productos, la cadena productiva global tiene mucha capacidad instalada no utilizada, por lo que si quieren vender, tienen que bajar precios por la enorme competencia.

Sin presión de sueldos o bienes no hay inflación e inclusive el presidente del FED ya dijo que no usarán las tasas de interés para evitar que haya inflación, lo que asegura que el costo del dinero estará barato por mucho tiempo.

Estamos a 63 días de la elección presidencial y el panorama no se ve claro. Las encuestas aún tienen a Biden adelante, pero Trump ha reducido el margen que los separa y siento que en los debates Biden se va a ver mal y la gente pensará dos veces antes de votar por él.

Trump es una persona engreída, sin filtro y muy polarizante, pero la gente sabe que está “entero” y que tenía la economía por las nubes antes de la pandemia. Biden es un buen hombre, pero tiene problemas cognitivos y se confunde en fechas, lugares y nombres y no contesta ninguna pregunta que no haya visto antes y sin que su equipo le prepare la respuesta.

El 68% de la gente no cree que Biden termine los 4 años de la presidencia y el dejar el país en manos de una senadora novata cuyo mayor logro es ser mujer afroamericana tiene a muchos votantes desconcertados.

Es una pena que este gran país de 330 millones de habitantes este tan polarizado y no haya podido encontrar 2 candidatos mejores de los que están en los comicios.

Es lamentable que los dos partidos estén tan alejados del centro, uno a la izquierda y otro a la derecha, y que no haya una opción como cuando se eligió a Clinton o a Reagan, quien estaban solo ligeramente desviados del centro. Lo único que espero es que ninguno de los partidos gane ambas cámaras y la presidencia, pues el éxito de este país se basa en el equilibrio de fuerzas de partidos diferentes.

La situación en México sigue muy seria, pues al no haber habido ninguna ayuda para la ciudadanía, el consumo se ha desplomado y la situación de las empresas está crítica.

La falta de reconocimiento de la gravedad de las crisis sanitaria y económica manifestada en el segundo informe de gobierno o en las mañaneras hace muy difícil enfrentar los problemas.

La supuesta propuesta de cambio a la constitución (lo cual espero no sea verdad), la utilización del caso Lozoya para irse sobre presidentes anteriores, y el continuo gasto en proyectos enormes de muy lenta recuperación, me tienen muy preocupado.

La posición de acelerar las consultas populares para tomar decisiones trascendentales es equivocada, ya que son pocos los que acuden a dichas encuestas, y los que lo hacen, no están bien informados de las consecuencias de sus votos.

La inseguridad y la corrupción siguen muy fuertes y estos puntos junto con la falta de ingresos, son los elementos que llevaron al pueblo a buscar el cambio de gobierno y son el motivo que las encuestas están cada día más bajas en la aprobación del Ejecutivo.

Las escenas que vimos del Cartel de Jalisco Nueva Generación son espeluznantes y nos tienen que preocupar, ya que en el pasado los carteles, organizaciones criminales, se ocultaban de las autoridades y ahora ostentan sus enormes recursos mostrando vehículos, armas, etc., en forma abierta.

Espero que México logre en julio de 2021 el mismo balance de fuerzas que quiero para Estados Unidos, ya que eso hace mejor al país y obliga a los poderes a trabajar en forma negociada y objetiva.

Israel tuvo un evento trascendental, la firma con los Emiratos de una paz muy anhelada, lo cual abre una comunicación comercial, turística, cultural y religiosa que podría conducir a un cambio total en la geopolítica del Medio Oriente.

Es obvio que se dieron muchos elementos simultáneos para este acuerdo, desde el enemigo común que es Irán, la suspensión de la anexión de parte de la Ribera Occidental y el deseo de los países árabes de tener acceso libre a sus lugares santos y a los avances tecnológicos de Israel, pero al fin y al cabo es un logro enorme para las partes y creo que pronto veremos a otros países árabes firmando acuerdos similares.

En la bolsa de valores vimos que Apple llego a un valor de mercado de 2 trillones de dólares, el doble del PIB anual de México, TESLA se cotizo a 470 veces sus utilidades anuales y las 5 empresas tecnológicas más grandes del índice S&P representaron el 60% del valor total del índice y 47% del rebote de marzo a agosto, mientras las otras 495 empresas del índice solo aportaron 7% del incremento.

Siento que las bolsas ya no están respondiendo a la situación del mercado o a las perspectivas de las empresas y no me sorprendería ver una corrección de 10-15% en un futuro cercano.

Las tasas de interés subieron un poco por los comentarios del FED que aceptaría un poco de inflación y los bonos calidad de inversión bajaron como 1% en el mes, mientras que los de los países emergentes subieron más o menos el mismo 1%.

El oro llegó a su punto histórico más alto, aunque luego regresó un poco, cerrando un poco debajo de $2,000/oz. Por otro lado, la plata ha subido casi 60% en 6 meses, ubicándose en casi $29.00/oz.

El dólar se ha caído muy fuerte contra las monedas fuertes, lo que explica porque el peso se ha sostenido debajo de $22, pero si se ve su cotización frente al euro o la libra esterlina se ve una caída significativa.

Espero que ustedes y sus familias estén sanos y se sigan cuidando de esta horrible enfermedad.

Un caluroso abrazo (virtual).

 


Las opiniones, creencias y puntos de vista expresados por el autor o la autora en los artículos de opinión, y los comentarios en los mismos, no reflejan necesariamente la postura o línea editorial de Enlace Judío.

Comunidad Enlace Judío

¿Nuestro periodismo es importante para ti?
¿Confías en Enlace Judío para una cobertura precisa y oportuna en este momento?
En ese caso, únete a la comunidad Enlace.
A partir de $100.00 MXN al mes, podrás:

  • Apoyar a nuestros periodistas independientes que trabajan las veinticuatro horas del día
  • Ser reconocido como parte de nuestra comunidad una bendición semanal
  • Acceso a contenido exclusivo
  • Acceso a eventos exclusivos, en caso de haberlos
  • Servicio de noticias instantáneas sobre Israel y el mundo judío a tu celular, así como a nuestras transmisiones en vivo.

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD 👈

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo. Política de privacidad