Juntos venceremos
miércoles 17 de julio de 2024
Judíos ultraortodoxos de Nueva York durante una protesta contra las reglas gubernamentales por COVID-19

Ultraortodoxos de Nueva York queman cubrebocas en protesta contra restricciones por COVID-19

(JTA) — Las protestas el martes por la noche de judíos ultraortodoxos contra las acciones del estado de Nueva York sobre las congregaciones en sus vecindarios se volvieron tensas y, en ocasiones, violentas, cuando una multitud de jóvenes se manifestó en las calles de Borough Park.

La protesta nocturna en un área altamente ortodoxa de Brooklyn fue en contra de nuevas restricciones que cerrarían escuelas, limitarían la asistencia a los servicios de las sinagogas y cerrarían negocios no esenciales en áreas con aumentos de contagios de coronavirus.

Los manifestantes prendieron fuego a una pila de cubrebocas, en un momento rodearon un autobús urbano que se movía por la zona y en otro sacaron a un reportero del área.

En un episodio particularmente violento, un hombre, el hermano de Mordy Getz, un conocido hombre de negocios ultraortodoxo que habló abiertamente sobre la necesidad de cubrebocas y el distanciamiento social al comienzo de la pandemia, fue golpeado tan severamente por manifestantes después de que tomó un video de la escena, que tuvo que ser llevado al hospital.

Se podía escuchar a los transeúntes llamándolo moser, uno que informa a las autoridades sobre sus compañeros judíos y que, según algunas autoridades judiciales judías, puede ser asesinado como resultado, un insulto que se le aplicó a su hermano en abril, cuando lo colocaron en un camilla para llevar al hospital.

Las protestas pusieron al descubierto la frustración que sienten los judíos ultraortodoxos locales que ahora están en el centro del primer resurgimiento generalizado de COVID-19 en Nueva York desde la primavera.

Muchos en la comunidad creen que los funcionarios de la ciudad y el estado están arremetiendo injustamente contra los judíos ultraortodoxos, que ya son vulnerables al antisemitismo, en su respuesta a la pandemia. Los funcionarios locales electos y los líderes comunitarios se comprometieron el martes a resistir las últimas reglas, mediante litigios y desobediencia civil.

“No cerraremos”, proclamó el presentador de radio y celebridad local Heshy Tischler ante los vítores de la multitud reunida. Más tarde, dijo a los manifestantes: “Ustedes son mis soldados. Estamos en guerra”.

Dov Hikind, el exasambleísta estatal que es un líder en la comunidad, dijo que la forma que tomaron las protestas fue lamentable.

“Me avergüenza lo que pasó”, dijo Hikind. “Levantar la mano y tocar a otra persona, judía o no judía, herir a alguien y hacer que termine en el hospital, qué tragedia”.

Añadió: “Si anoche hubiera habido una protesta organizada por líderes comunitarios y funcionarios electos donde todos llevaban un cubrebocas, entonces, por supuesto, no hay problema… No hay nada de malo en expresarse”.

Kalman Yeger, quien representa a Borough Park en el Concejo Municipal de Nueva York, denunció la violencia en la protesta en un tuit el miércoles por la mañana. “Estoy disgustado por el ataque en las primeras horas de la mañana a un miembro de nuestra comunidad”, escribió. “Nunca hay una razón para levantar la mano a un prójimo. Somos mejores que eso. Espero que los atacantes se den cuenta de lo mal que estaba esto. El Departamento de Policía de Nueva York investigará los delitos violentos en nuestra comunidad”.

Las protestas se produjeron en respuesta al anuncio del martes por la tarde del gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, de nuevas restricciones en una gran franja de Brooklyn que está experimentando un aumento en los casos de COVID.

Su anuncio siguió a uno similar del alcalde de la ciudad de Nueva York, Bill de Blasio, quien el domingo, durante la festividad judía de Sucot, cuando los judíos ultraortodoxos no usan teléfonos celulares ni computadoras, dijo que iría adelante con el cierre de escuelas el miércoles, en espera de la aprobación del gobernador.

El gobernador luego anunció el lunes que cerraría las escuelas el martes. (La mayoría de las escuelas ultraortodoxas están cerradas esta semana por Sucot).

En un comunicado el martes por la noche, los legisladores ortodoxos locales acusaron al gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, de “un hipócrita engaño”.

“El gobernador informó a los líderes de la comunidad judía en una conferencia telefónica que las sinagogas en ‘zonas rojas’ podrían operar al 50%, y solicitó la cooperación de la comunidad (que le aseguraron que sucedería)”, escribieron, refiriéndose a una llamada que Cuomo sostuvo con líderes ultraortodoxos el martes antes de que anunciara las nuevas restricciones.

“Escandalosamente, solo unas horas después, el gobernador Cuomo anunció un regreso draconiano a las restricciones que cerrarían miles de negocios en Nueva York y limitarían las casas de culto a una capacidad máxima de 10 (sin importar la capacidad máxima del edificio)”.

Una declaración de Agudath Israel, una organización que representa a las comunidades ultraortodoxas jaredíes, también expresó su frustración por la falta de notificación sobre las restricciones en una llamada más temprano en el día y sugirió que las nuevas reglas podrían ser inconstitucionales.

“El sorpresivo anuncio de cierre masivo del gobernador Cuomo hoy, y el límite de 10 personas por casa de culto en ‘zonas rojas’ es espantoso para todas las personas de religión y buena fe”, dijeron.

Parecían estar considerando la posibilidad de impugnar las nuevas restricciones del gobernador en los tribunales.

“Agudath Israel tiene la intención de explorar todas las medidas apropiadas para deshacer esta acción profundamente ofensiva”, dijeron. Un juez federal emitió una orden judicial que impedía que el estado de Nueva York impusiera normas más estrictas en reuniones interiores en servicios religiosos que las impuestas en otros lugares de reunión, citando preocupaciones sobre la libertad religiosa. Agudath Israel presentó una carta de amicus curiae en ese caso.

Tischler y Yeger se unieron a los manifestantes en Borough Park el martes por la noche, quienes alentaron a la multitud a defender la libertad religiosa.

“No nos van a privar del derecho que tenemos en EE. UU., como todos los demás, Al derecho a observar nuestra religión”, dijo en un video publicado en Twitter a través del medio local BoroPark24. “No me importa quién en el gobierno piense que puede detenernos, están equivocados. Déjenlos intentar”.

Tischler también apareció más tarde el martes por la noche en Crown Heights, otro vecindario de Brooklyn con alta población ultraortodoxo donde no hay nuevas restricciones, pero donde De Blasio ha identificado un ligero aumento en las tasas de positividad de las pruebas de COVID-19. Tischler apareció en un Simjat Beit Hashoeva, una reunión en la festividad de Sucot que se caracteriza por el canto y el baile, y se dirigió a la multitud.

“Tenemos una orden judicial, ganamos, nuestras escuelas y shul están abiertos, no cerraremos”, dijo, aparentemente refiriéndose a una orden judicial emitida durante el verano por un juez federal que impidió que el estado de Nueva York imponga reglas más estrictas sobre reuniones religiosas que en otros lugares cerrados.

“Y aquí está el trato, estoy presentando una nueva orden judicial, estoy reteniendo a Cuomo y al idiota de Blasio en desacato”, dijo. “Haremos desobediencia civil… nuestras enmiendas, nuestras primeras enmiendas, nuestros derechos, ¡no cerraremos nuestros shul!”

Circularon otros videos de manifestantes coreando, “Las vidas de los judíos importan”.

En un momento, los manifestantes prendieron fuego a un montón de máscaras en medio de una calle.

Y un fotógrafo que intentaba capturar la escena en Borough Park fue grabado en video siendo perseguido y posiblemente agredido por una multitud de judíos jasídicos.

De la traducción (c)Enlace Judío México
Prohibida su reproducción

Comunidad Enlace Judío

¿Nuestro periodismo es importante para ti?
¿Confías en Enlace Judío para una cobertura precisa y oportuna en este momento?
En ese caso, únete a la comunidad Enlace.
A partir de $100.00 MXN al mes, podrás:

  • Apoyar a nuestros periodistas independientes que trabajan las veinticuatro horas del día
  • Ser reconocido como parte de nuestra comunidad una bendición semanal
  • Acceso a contenido exclusivo
  • Acceso a eventos exclusivos, en caso de haberlos
  • Servicio de noticias instantáneas sobre Israel y el mundo judío a tu celular, así como a nuestras transmisiones en vivo.

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD 👈