El periódico Yedioth Ahronoth dio a conocer este viernes una operación encubierta israelí planeada en las sombras, desclasificada hasta ahora, para eliminar a inicios de los años 80 de una manera letal al entonces líder palestino Yasser Arafat.

Según la publicación del periodista Ronen Bergman, autor de libros como Rise and kill first. The Secret History of Israel’s Targeted Assassinations, el plan consistía en hacer estallar el 1 de enero de 1982 un estadio en Beirut, la capital de Líbano, donde el liderazgo de la Organización para la Liberación de Palestina se dio cita para una reunión.

La operación, llamada “Olimpia” y orquestada por un grupo de oficiales militares, implicaba que agentes encubiertos que trabajaban a favor de Israel en Líbano colocasen explosivos ocultos debajo de las gradas en el estadio libanés, además de vehículos cargados de explosivos adicionales en las afueras.

En cuanto las cargas de explosivos estallaran en el interior del estadio, los vehículos en las afueras serían detonados vía remota para acabar con los sobrevivientes que lograran salir del estadio, tratando con ello de acabar con todo el liderazgo palestino.

El jefe del Comando Norte de las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI), Avigdor “Yanush” Ben Gal, calificó en ese momento a los resultados de la operación como “de proporciones sin precedentes, incluso en los términos de Líbano”.

Sin embargo, de último momento, el primer ministro de Israel en ese entonces, Menajem Beguin, ordenó a los responsables cancelar la operación, de la que muy pocos supieron en ese entonces y hasta ahora, al mantenerse clasificada.

De acuerdo con el reporte del Yedioth Ahronoth, la idea de este plan surgió luego de un trágico y brutal ataque terrorista palestino contra civiles israelíes ocurrido en la ciudad de Nahariya en 1979.

Durante el atentado, que implicó la infiltración de un comando del Frente Popular para la Liberación de Palestina que llegó desde Líbano hacia la costa israelí, perdieron la vida un policía, un padre y sus dos hijos.

La consternación causada en Israel llegó al punto de que el jefe del Estado Mayor de las FDI de ese momento, Rafael Eitan, no descartó una operación para acabar con los cabecillas de la OLP, transmitiendo esta idea a Ben Gal y a Meir Dagan, un alto oficial militar israelí que sirvió en el Ejército y el Mossad.

Según la publicación, bajo el mando de Dagan, una unidad secreta llevó a cabo también de manera subrepticia múltiples operaciones encubiertas contra los terroristas palestinos en Líbano, como operaciones de guerrilla y eliminaciones selectivas.

Dagan habría lamentado siempre que la Operación Olimpia no se hubiera efectuado. “Si hubiéramos recibido luz verde y hubiéramos sacado del juego a la OLP en ese día, nos habríamos ahorrado la guerra del Líbano seis meses después y un número infinito de problemas más”.

Los altos oficiales que supieron del plan se llevaron el secreto a la tumba. Eitan falleció en 2004, mientras que Dagan y Ben Gal en 2016. Arafat falleció el 11 de noviembre de 2004 en Francia.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío

Israel no está solo

En la batalla de la información, estamos al frente
Llegamos a 8 millones de personas al mes
Únete a la defensa del único Estado Judío
Se parte de la Comunidad Enlace Judio

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD 👈