avatar_default

Enlace Judío – El grupo yihadista nigeriano Boko Haram se atribuyó el martes 15 de diciembre de 2020 el secuestro de 333 estudiantes de una escuela de educación secundaria en el estado de Katsina, en el noroeste de Nigeria.

“Nosotros estamos detrás de lo que ocurrió en Katsina”, afirmó el líder de Boko Haram, Abubakar Shekau, en un mensaje de audio publicado por el portal informativo nigeriano HumAngle. “Lo que sucedió en Katsina se hizo para promover el islam y desalentar las prácticas no islámicas, ya que la educación occidental no es el tipo de educación permitido por Alá y su santo profeta”, añadió Shekau.

En las redes sociales, algunos nigerianos usan la etiqueta #BringBackOurBoys (“Traed de vuelta a nuestros chicos”), en una clara alusión a la campaña internacional “Traed de vuelta a nuestras chicas” empleada tras el secuestro en 2014 de 276 menores de un internado en Chibok -noreste de Nigeria- a manos de Boko Haram. A día de hoy, se desconoce todavía el paradero de al menos 112 de ellas. En marzo de 2015, Boko Haram emitió un comunicado en el que reconocía su adhesión al Estado Islámico. Desde entonces comenzaron a referirse a sí mismos como “Wilayat Gharb Ifriquiya” (Provincia de África Occidental).

Unos hacen lo que otros indican; el “islam moderado no existe y es inventado por occidente para debilitar la fe de los musulmanes. El islam no puede ser moderado o no moderado. El islam solo es uno”, ha declarado Erdogan.

Es necesario escuchar lo que dicen los grandes imanes, no lo que dicen pseudointelectuales que apelan al argumento ad hominem, en realidad falacia: “la gran mayoría de los musulmanes son gente pacífica, por tanto el islam no es violento ni pregona la yihad. El auténtico islam está en las antípodas de los islamistas y yihadistas que lo han mal interpretado”.

Si bien es cierto que no todos los musulmanes hacen la yihad, sólo un pequeño porcentaje, no es menos cierto que el islam exige la yihad.

Estos académicos colaboracionistas confunden la práctica cotidiana de la mayoría de los creyentes con su ideología religiosa y afirman que el yihadismo es una desviación del verdadero islam, sin explicar cómo se ha desviado ni cómo lo han mal interpretado y en qué, ni tampoco “revelan” cuál es el auténtico islam al que hacen referencia, ni son capaces de explicar cómo es que los más devotos del islam, sus creyentes más fervientes, están dispuestos a la yihad.

El jeque Adel al Kalbani, exmufti de La Meca y gran imán de la Gran Mezquita de La Meca en Arabia Saudita, indiscutible líder del sunismo, afirmó en 2016, en plena efervescencia de Estado Islámico, que “Arabia Saudita y el Estado Islámico seguimos el mismo pensamiento, pero nosotros [Arabia Saudita] lo aplicamos de una manera más refinada. El Estado Islámico saca sus ideas de lo que está escrito en nuestros propios libros, de nuestros propios principios […] no criticamos la idea sobre la que el Estado Islámico se basa”.

El Corán contiene 124 aleyas de paz, que pertenecen al periodo de la Meca. Antes de la Hégira y 255 aleyas que llaman a los musulmanes a la guerra contra los infieles pertenecen al periodo de Medina.

Después de la Hégira son los que se imponen, basándose en el principio hermenéutico de al nasij wa al mansuj (lo último abroga lo primero). En el Corán hay 80 aleyas sobre el infierno, 72 dedicados al paraíso. 518 sobre los infieles, 370 sobre los suplicios para los infieles. Las palabras matar, guerra y luchar vienen mencionados en el Corán y en la sunna (sharia) o la ley islámica, 35,213 veces.

El Corán, la sunna (recopilación de los hadices, los dichos y hechos de Mahoma, que es jatam an Nabiyiin, el sello de los profetas, como dice el Corán 33:40 y es el modelo de comportamiento para todo musulmán y que recuerda a Alá, Corán 33:21 y al Sira (biografía) de Mahoma son la trilogía teológica (Corán, Sunna y Al-Sira) que fundamenta la yihad.

El islam es una forma de vida completa, una civilización total, no solo una religión. También es una cultura y un sistema político de leyes, Sharía,  que establecen su supremacía. No hay ningún aspecto de la vida personal y pública que no esté incluido en la sharia. Todos, musulmanes y no-musulmanes deben someterse a la sharía.

El islam significa someterse a Alá en todos los ámbitos: religioso, político y cultural. La yihad aspira a controlar la totalidad de la humanidad.

Más recientemente, en la celebración anual del cumpleaños de Mahoma el día 27 de octubre de 2020, Ahmad al Tayyeb, gran imán y jeque de al Azhar, la institución religiosa más importante de Egipto y de todo el mundo musulmán sunita, justificó implícitamente el terrorismo yihadista. Al-Tayyeb llamó al amor por el profeta como el “deber personal” de todo musulmán y dijo que los musulmanes deben sacrificar sus almas, su familia y todo lo que es realmente apreciado para ellos con el propósito de defenderlo. También citó el Corán 9:24 que establece que el amor de los musulmanes por Alá, por Mahoma y por la yihad debe ser mayor que el amor por su familia y sus posesiones.

Estas declaraciones, en esencia, dan su apoyo a la Hermandad Musulmana y su patrocinador, el presidente turco Erdogan, así como también Catar, que apoya y financia a las organizaciones terroristas y a elementos yihadistas del mundo musulmán y en occidente.

Al Tayyeb y la universidad de al Azhar se presentan como los campeones del islam moderado que combaten contra el extremismo y la violencia.

Al-Tayyeb ha sido presentado como “moderado” por los académicos occidentales y politólogos por los colaboracionistas del islamismo. Al Tayyeb ha afirmado, por ejemplo, que no existen pruebas de que Osama bin Laden fuese responsable por los ataques ocurridos el 11 de septiembre de 2001;  que los grupos terroristas islamistas y yihadistas son producto de las fuerzas imperialistas al servicio del sionismo mundial; que los ataques suicidas perpetrados por palestinos contra objetivos israelíes son legítimos porque los palestinos tienen derecho a “volar por los aires todo lo que deseen”; que los cristianos son infieles,; que un no-musulmán no puede servir como jefe de Estado de un país musulmán; y se ha negado a declarar como infieles a los yihadistas.

Un estrecho colega de al Tayyeb es el clérigo egipcio Hashem Islam Ali Islam,  miembro del Comité Promulgador de Fatuas de la Universidad Islámica al Azhar, que declaró en un programa televisivo de la cadena al Aqsa el 27 de julio de 2012 que: “Le digo a la gente que se oponen a las operaciones de martirio que las operaciones de martirio se encuentran entre los hechos más agradable a Alá. Estas operaciones de martirio constituyen un deber religioso en este día y época, con el con el objetivo de golpear al enemigo sionista…”

La Universidad al Azhar, en diciembre de 2014, se negó acusar a Estado Islámico de herejía. Por lo que para todo islamista, la yihad del Estado Islámico no es opuesta a la yihad que el islam demanda a sus fieles.

Es por lo que el imam de Chicago, Abdul Malik Mujahid, declaró en una conferencia en Ohio, Columbia, que “el qital (asesinato) es un elemento esencial en el islam. Y a veces no me gusta. Qital se ordena a vosotros, a pesar de que te es odioso, pero puede suceder que puedes odiar una cosa que es buena para ti, y puede ocurrir que te gusta una cosa que es mala para ti… Y un ejemplo de ello es, ahora contamos con 60 o más países musulmanes, y ni uno solo de ellos quiere ir a qital y la yihad en Bosnia. El qital te ha sido es ordenado sobre ti a pesar de que te es odioso”.

El ex primer ministro de Malasia Mahathir Mohamad declaró en un tuit en octubre de 2020, posteriormente eliminado por Twitter, que “los musulmanes tienen derecho a estar enojados y asesinar a millones de franceses por las masacres ocurridas en el pasado”. Mahathir Mohamad ha sido presentado como musulmán “moderado”.

El estudioso de Hizb ut-Tahrir, Dr. Mahmoud Abd Al-Hadi dijo en una entrevista publicada el 25 de noviembre, 2020 en el canal de televisión libanes al Waqiyah que el islam se propaga a través de la yihad y esto no puede interpretarse como una guerra preventiva o defensiva. Abd Al-Hadi afirmó que el islam le concede al “pueblo del libro” (judíos y cristianos)  tres opciones, conversión al islam, estatus de dhimmi o contra el que hay que combatir.

Mahmoud Abd Al-Hadi contradice a los politólogos y líderes de opinión occidental que afirman con sus erróneas teorías peregrinas de que la yihad es una malainterpretación y desviación del islam. Al-Hadi explica que: “Debemos presentar al islam tal como es. ¿Es la yihad realmente solo una forma de librar una guerra defensiva? Eso obviamente no es cierto. Si realmente fuera solo una guerra defensiva, ¿Cómo llegaron los musulmanes a Indonesia, a Turkestán oriental, a Asia central y a al Ándalus en España? ¿Una guerra preventiva que llega a todos los rincones de la Tierra? ¿Puede una guerra preventiva lograr todas estas conquistas? ¿Todas las conquistas yihadistas al norte de África y en la zona del Levante constituyeron guerras preventivas? Existe la yihad defensiva. Si uno es atacado, uno debe defenderse, defender sus valores, su religión y la soberanía de su país. Pero la yihad también es ofensiva, yihad al talab, en el que uno inicia la guerra. Ahora bien, algunos dicen que los tiempos han cambiado. ¿Quién decide que las cosas eran de una manera y ahora han cambiado? El islam introdujo las leyes de la sharía  (ley islámica) que regulan la vida y las relaciones de la población. Estas mismas leyes prescriben la yihad […] Los musulmanes le han concedido al pueblo del libro tres opciones: convertirse al islam, por libre albedrío y convicción, vivir bajo la protección del islam como dhimmis, o ser combatido si se niegan a una de las dos opciones anteriores.

Afortunadamente hay algunos líderes musulmanes liberales, los que están contra el islamismo y el terrorismo yihadista, pero estos temen por su propia seguridad al protestar contra el terrorismo yihadista, pues son amenazados a muerte, y como dice el vicepresidente de imanes musulmanes en Francia, Hocine Drouiche, “la mayoría de los musulmanes no aceptan nuestro discurso. Tenemos miedo por nuestras esposas e hijos. Es un problema muy difícil. Estas personas necesitan ser enemigas del occidente”.

Drouiche teme por su vida, y eso que vive en Francia ¿Cómo sería su temor si vivera en un país musulmán?

El odio yihadista ha impregnado la mente de muchos musulmanes como una traductora que trabajó durante meses en centros de refugiados alemanes reveló a los medios de comunicación, informa el sitio web católico Kath.net, que lo que encontró entre los “refugiados” musulmanes fue “puro odio a los cristianos” y que ven su misión en la islamización de Europa y que para ellos las mujeres planean tener más hijos utilizando los sistemas de bienestar europeos para ese propósito, para “destruir a los cristianos y que esa hostilidad se puede sentir incluso en los jardines de infancia donde los niños musulmanes se niegan a jugar con niños no-musulmanes”,

La traductora llegó en 1991 como una refugiada real en Alemania procedente de Etiopía y se ofreció como voluntaria en los centros de asilo para “dar algo a cambio”. Allí descubrió que estos “refugiados” quieren que Alemania sea islamizada. “Desprecian a este país y nuestros valores” y repite una frase que solía escuchar de mujeres musulmanas: “Multiplicaremos nuestro número. Tenemos que tener más hijos que los cristianos, porque esa es la única forma en que podemos destruirlos aquí”.

Para evitar la escalada de conflictividad que se avecina en Europa, los intentos no disimulados de islamización por parte de unos, apoyado por la extrema izquierda y los retardados buenistas, todos ellos colaboracionistas del totalitarismo islámico, y la consecuente reacción de la extrema derecha es conveniente emplear el sentido común, que desgraciadamente es el menos común de los sentidos, así como nadie invita a su casa a desconocidos sin garantías, lo mismo, pero en mayor escala, ningún país puede permitirse la necedad de permitir entrar en su país a falsos refugiados, y más cuando estos “refugiados” intentan imponer su religión y sus criterios ideológicos.

¿Desde cuándo los refugiados zaristas que huían a París o Londres intentaban imponer el leninismo en estas ciudades, o acaso los refugiados españoles republicanos deseaban el modelo franquista en la URSS, o los refugiados cubanos que huyen de la dictadura castrista intentan instaurar el modelo comunista en Miami, o los que huyen de la dictadura de Maduro hacen apología del chavismo?

Es imprescindible filtrar la entrada en Europa, ayudar totalmente y permitir la entrada a los que son verdaderos refugiados del conflicto intermusulmán, y estos refugiados son la minoría cristiana, zoroastriana y los musulmanes que han hecho apostasía del islam que huyen del mundo musulmán.

 


Las opiniones, creencias y puntos de vista expresados por el autor o la autora en los artículos de opinión, y los comentarios en los mismos, no reflejan necesariamente la postura o línea editorial de Enlace Judío.

avatar_default

Judío ortodoxo de origen judío francés y austriaco. Doctor en Filosofía y en Medicina. Trabaja en el campo de Hasbará –esclarecimiento. Analista colaborador del Observatorio contra la Amenaza Terrorista y la Radicalización Yihadista (OCATRY) de SECIDNEF. Como especialista en terrorismo islámico es colaborador en prensa especializada española, norteamericana e israelí sobre salafismo, yihadismo y terrorismo islámico. Analista colaborador en Terrorismo y Contraterrorismo del Observatorio de Prevención de la Radicalización Yihadista de SECINDEF (Security, Intelligence and Defense) Israel-USA International Consulting Counterterrorism) Ha dado conferencias sobre terrorismo islámico en el Ejército Español, Guardia Civil, Cuerpo Nacional de Policía, Mossos d'Esquadra y Ertzaintza. Coautor del libro Objetivo: Califato Universal. Claves para comprender el yihadismo. Presidente de diversas organizaciones de Hasbará.

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí