avatar_default

Enlace Judío México e Israel – La armada de Irán comenzó un simulacro de misiles de corto alcance en el Golfo de Omán este miércoles, informó la televisión estatal, en medio de tensiones regionales crecientes por el programa nuclear de Teherán y una campaña de presión de EE. UU. contra la República Islámica.

El simulacro de misiles de la armada iraní de dos días se llevó a cabo en las aguas sureste del golfo de Omán y dos nuevos buques de guerra de fabricación iraní se unieron al ejercicio: el Zereh de lanzamiento de misiles, o “blindaje”, y el Makran, un buque logístico con una plataforma para helicópteros que lleva el nombre de un región costera en el sur de Irán.

El presidente Donald Trump en 2018 retiró unilateralmente a EE. UU. del acuerdo nuclear de Irán, en el que Teherán había acordado limitar su enriquecimiento de uranio a cambio del levantamiento de las sanciones económicas. Trump citó el programa de misiles balísticos de Irán entre otras cuestiones al retirarse del acuerdo.

Cuando EE. UU. Intensificó las sanciones, Irán abandonó gradual y públicamente los límites del acuerdo sobre su desarrollo nuclear, ya que una serie de incidentes cada vez mayores llevaron a los dos países al borde de la guerra a principios de año.

En las últimas semanas, Irán ha aumentado sus ejercicios militares. El sábado, el Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica paramilitar realizó un desfile naval en el Golfo Pérsico y una semana antes Irán realizó una maniobra masiva de drones en la mitad del país de acuerdo a información de The Times of Israel.

También la semana pasada, Irán se apoderó de un petrolero surcoreano y sus tripulantes en el Golfo, y continúa reteniendo el buque en un puerto iraní.

Aparentemente, la República Islámica ha buscado aumentar su influencia sobre Seúl antes de las negociaciones sobre miles de millones de dólares en activos iraníes congelados en bancos surcoreanos vinculados a las sanciones de Estados Unidos contra Irán.

El martes, el secretario de Estado de EE. UU., Mike Pompeo, acusó a Irán de tener vínculos secretos con la red terrorista al-Qaeda e impuso nuevas sanciones a varios altos funcionarios iraníes. Irán ha negado la acusación.

El presidente de Irán, Hassan Rouhani, dijo este miércoles en un discurso televisado durante una reunión del gabinete que las sanciones estadounidenses fracasarán. “Estamos asistiendo al fracaso de una política, la campaña de máxima presión, el terrorismo económico”, aseguró.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí