avatar_default

Enlace Judío – Un grupo de trabajo dirigido por militares advirtió sobre la posible aparición de una variante israelí mutada del coronavirus resistente a las vacunas.

En un informe para el Centro Nacional de Información y Conocimiento del Coronavirus publicado el sábado, la inteligencia militar de Israel recomendó que, debido a los temores sobre el posible desarrollo de una variante israelí, aquellos que hayan recibido vacunas o se hayan recuperado del COVID-19 se realicen la prueba del coronavirus y estén sujetos a cuarentena al ingresar al país, de acuerdo con información de The Times of Israel.

“La campaña masiva de vacunas que se lleva a cabo en paralelo al brote activo [de COVID-19] en Israel puede llevar a una ‘presión evolutiva’ sobre el virus”, dijo el informe.

Casi 2.5 millones de israelíes han recibido la primera dosis de la vacuna contra COVID-19 de Pfizer-BioNTech y más de 946,000 han recibido ambas inyecciones. Israel se ha fijado el objetivo de vacunar a toda su población adulta para marzo.

Según dos estudios preliminares publicados el miércoles pasado, la vacuna de Pfizer-BioNTech parece ser eficaz contra la nueva variante de coronavirus más infecciosa que se detectó por primera vez en Reino Unido y desde entonces se ha encontrado en docenas de países. La variante, conocida como B.1.1.7, ha causado alarma entre los expertos debido a su mayor capacidad para propagar y sobrecargar los brotes de virus.

Pero es otra mutación, conocida como E484K y presente en las variantes detectadas en Sudáfrica y Brasil, pero no en la de Reino Unido, la que tiene a los expertos particularmente preocupados por su posible “escape” de la inmunidad.

El informe del grupo de trabajo se produjo cuando la variante británica se ha extendido en Israel y los expertos predicen que podría convertirse en la variante dominante en unas semanas. Israel también ha visto más de 20 casos de la variante sudafricana y está monitoreando cuidadosamente la variante brasileña, en medio de temores de que una de las mutaciones eluda las protecciones de la vacuna.

El Ministerio de Salud dijo el sábado que se habían descubierto varios casos de la variante del coronavirus hallada en Reino Unido entre mujeres embarazadas hospitalizadas en estado grave con complicaciones del COVID-19.

El ministerio dijo que tomó muestras de 10 mujeres embarazadas y que de las siete muestras que hasta ahora han completado la secuenciación, se descubrió que seis tenían la variante británica.

“A la luz de los recientes hallazgos de morbilidad, las mujeres embarazadas aumentarán su preferencia para recibir vacunas. Cualquier mujer embarazada que esté interesada puede vacunarse”, dijo el ministerio en un comunicado.

En un esfuerzo por evitar que las nuevas variantes se importen a Israel, el primer ministro Benjamín Netanyahu anunció su propuesta de suspender todos los vuelos de pasajeros hacia y desde Israel durante dos semanas.

Netanyahu celebró una reunión el sábado por la noche con funcionarios del Ministerio de Salud, el Ministerio de Transporte, el Consejo de Seguridad Nacional y la Autoridad de Aviación Civil, donde se llegó a un acuerdo inicial para detener esencialmente casi todos los vuelos “para evitar la entrada a Israel de mutaciones adicionales del coronavirus”, según la Oficina del Primer Ministro de Israel.

El acuerdo, sujeto a la aprobación del gabinete, incluye prohibir todos los vuelos entrantes y salientes, restringir la llegada al Aeropuerto Internacional Ben-Gurión y formular un plan separado para permitir vuelos especiales con fines humanitarios.

A las personas que necesiten viajar se les puede permitir hacerlo “en circunstancias excepcionales” que requerirían la aprobación de un comité encabezado por los directores generales de los ministerios de salud y transporte, según el anuncio de la Oficina del Primer Ministro.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí