avatar_default

“En dos meses se puede abastecer a todo el mundo” dijo el Dr Nadir Arber, quien diseñó el fármaco.

Enlace Judío México e Israel- Dos hospitales en Israel anunciaron recientemente los resultados preliminares de tratamientos altamente efectivos para la cura del coronavirus, según un informe de la cadena pública israelí Kan.

Investigadores del Hospital Ijilov de Tel Aviv anunciaron el jueves pasado que han visto resultados positivos en ensayos preliminares para una cura para COVID-19, según información de Ynet.

El profesor Nadir Arber del Centro Integrado de Prevención del Cáncer de dicho hospital probó un medicamento que ha estado desarrollando en pacientes en estado moderado y grave que padecían el virus con un resultado positivo del 95%.

Arber dice que el medicamento, llamado EXO-CD24, es económico y efectivo y debe administrarse una vez al día durante cinco días.

Carol Perelman, investigador y divulgadora de ciencia, entrevistó al Prof. Arber para entender el mecanismo de este medicamento experimental en fase 1, que además de no tener efectos secundarios, curó a 29 de 30 pacientes en su hospital.

Hasta ahora, para la etapa crítica inflamatoria, sólo se contaba con los corticoesteroides: poco específicos y con efectos secundarios importantes.

(Audio de la entrevista, el texto fue modificado para mayor claridad)

La clave de esta medicamento experimental tan exitoso: proteínas CD24 y exosomas

Carol Perelman: “Entiendo que este medicamento, llamado EXO CD24 está hecho de exosomas (es decir vesículas ó esferas que las células usan para la comunicación intercelular) impregnadas de proteínas CD24 (que son proteínas presentes en las membranas de muchas células y que intervienen en muchos mecanismos)”

Dr Nadir Arber: Así es.CD24 tiene varias funciones. Es un importante jugador en varios mecanismos, uno de ellos es su rol en el sistema inmunógico a través del cual la célula cancerosa logra evadir al sistema inmunológico al presentar en su membrana celular las proteínas CD24, que muestra la señal de “no me comas”.

Como bien ya se sabe, en COVID-19 hay dos fases. La primera es una infección viral que como en el caso de una gripe no requiere tratamiento.

Sin embargo, en el 5- 7 % de las personas con COVID-19 una semana después puede haber un rápido deterioro pulmonar debido a la tormenta de citosinas que desencadena el sistema inmune como defensa exagerada ante el virus SARS-CoV-2.

Este evento que involucra a las citosinas nos dio la idea de utilizar en pacientes críticos con COVID-19 las proteínas CD24 con las que hemos estado trabajando en las últimas dos décadas para el tratamiento de cáncer, así que tenemos mucha experiencia con ellas.

También utilizamos exosomas. Los exosomas, son pequeñas esferas que se derivan de la membrana de las células y se utilizan para la interacción intercelular. Son maravillosas. Así es cómo las células se comunican entre sí.

En mi laboratorio tenemos experiencia en el aislamiento de exosomas. (Nota de la editora: El uso de EXO-CD24 era el tratamiento y profilaxis de cáncer, especialidad de Dr Nadir Arber) Y sabemos cómo forzarlos para sobreexpresar en su superficie muchas proteínas CD24. Estos exosomas con los CD24 los damos a los pacientes por vía inhalatoria, para que vayan directamente a los pulmones, justamente donde está presenta la tormenta de citosinas.

En teoría, tiene mucho sentido. Hemos obtenido muy buenos resultados in vitro, e in vivo y en las 30 personas que participaron en este estudio de fase 1/2a.

Más acerca del fármaco

CP: ¿Hay efectos secundarios?

DR NA: No se registraron efectos secundarios, ni siquiera el más pequeño en pacientes graves, según los criterios del Ministerio de Salud.

También observamos que la mayoría de ellos experimentó una recuperación, por lo que podemos hablar de buena eficacia clínica. Lo que significa que se sintieron más fuertes, volvieron a respirar, su saturación de oxígeno aumentó, así como los marcadores de inflamación en la sangre.
Se trata de apenas el estudio de fase 1/2a para evaluar seguridad y dosis, y ahora solicitaremos avanzar a las fases 2 y 3, estamos esperando obtener la aprobación del Ministerio de Salud.

CP: ¿Los exosomas que utilizan son nanopartículas sintéticas o exosomas naturales?

DR NA: Utilizamos líneas celulares de células embrionarias del riñón (HEK). Cuando las aplicamos sabemos que están muertas. Son tetraciclinas dependientes. Cuando les aplicamos tetraciclinas, producen CD24 en los exosomas.

CP: Entiendo que hay otro medicamento CD24 en fase 3 en EE.UU.

DR NA: Sí. Pero ellos lo administran de forma intravenosa. La ventaja aquí es que es por inhalación y actúa directamente. Además es difícil comparar miligramos con exosomas pero si lo haces, aplicamos aproximadamente 1 por un millón. Es por eso que estoy tan seguro que nuestro medicamento es muy seguro. Y ahora hemos alcanzado el 10 e iré más alto.

CP: ¿Y qué pasa con la producción, estamos empezando a producir algo mientras realizamos los protocolos, los estudios clínicos?

DR NA: Sí, por supuesto. La estamos haciendo en laboratorios esterilizados del Technion en Haifa.

En dos meses se puede abastecer a todo el mundo

CP: ¿Qué hay de la producción en masa?

DR NA: Es fácil producir, es fácil, está funcionando. Actualmente estamos avanzando hacia la producción masiva. Es fácil de producir y no es costoso.

CP : Sé que su investigación se enfoca en el cáncer, así como de la función inmunogenética del cáncer. Usted ha estado estudiando la CD24 por mucho tiempo. ¿Cuál la interferencia exacta de CD24 en la cascada de citosinas, en la inhibición de interleucinas? ¿Es este el eje CD24-Siglec ?

DR NA: Exactamente. Está interfiriendo en dos puntos clave del eje DAMPs-CD24.Siglec10.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí