avatar_default

(JTA) — En la entrada de una sinagoga y la sede de la comunidad judía en Bielorrusia se pintaron con aerosol una esvástica y tornillos de las SS, donde estos incidentes son muy poco frecuentes.

Los miembros de la comunidad judía de Gomel, una ciudad situada a unas 200 millas al sureste de la capital Minsk, descubrieron los grandes símbolos a principios de este mes, informó el lunes el Congreso Judío Euroasiático en su sitio web. No hay sospechosos.

A diferencia de muchos otros países de Europa del Este, la glorificación del nazismo y la retórica antisemita son raras en Bielorrusia, una dictadura prorrusa donde los nazis mataron a más civiles no judíos que los 800 mil judíos que asesinaron en el Holocausto.

Los judíos constituían la mayor parte de la población de Gomel a principios del siglo XX, y aproximadamente un tercio en 1941, cuando los nazis invadieron.

Los nazis asesinaron a miles de judíos de Gomel durante el Holocausto, pero muchos otros habían escapado al interior de la Unión Soviética y habían sobrevivido al genocidio.

Aproximadamente 25 mil judíos regresaron a Gomel después de la Segunda Guerra Mundial. Hoy, la ciudad de aproximadamente medio millón de habitantes tiene solo unos pocos cientos de judíos.

De la traducción (c) Enlace Judío México
Prohibida su reproducción

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí