avatar_default

Enlace Judío – Ante el aumento del antisemitismo en línea durante la pandemia, y estudios que indican que las generaciones jóvenes carecen de conocimientos básicos sobre el genocidio nazi, sobrevivientes del Holocausto recurren a las redes sociales para explicar cómo el discurso del odio allanó el camino para el asesinato en masa.

Con breves mensajes de video que relatan sus historias, los participantes de la campaña #ItStartedWithWords (Todo empezó con palabras) esperan educar a la gente sobre cómo los nazis se embarcaron en una insidiosa campaña para deshumanizar y marginar a los judíos, años antes de que se establecieran campos de exterminio para llevar a cabo el asesinato a escala industrial.

Hasta ahora se publicaron seis videos individuales en Facebook, Instagram y Twitter, y se planea difundir un video por semana. Las publicaciones incluyen un enlace a una página web con testimonios y material didáctico, de acuerdo a información del sitio de noticias Ynet.

“Ya no somos muchos los que salimos a hablar, somos pocos, pero nuestras voces se escuchan”, dijo Sidney Zoltak, un sobreviviente de Polonia que cumplirá 90 años este años, en una entrevista telefónica desde Montreal.

“No contamos historias que leímos o escuchamos: contamos los hechos, lo que nos pasó a nosotros y a nuestros vecinos, a nuestras comunidades, y creo que esta es la mejor forma de hacerlo”.

Una vez que el partido nazi llegó al poder en Alemania en 1933, los líderes se dispusieron a cumplir sus promesas de “arianizar” el país, segregando y marginando a la población judía.

El gobierno nazi alentó el boicot a los comercios judíos, que fueron marcados con la estrella de David o la palabra “Jude” (judío).

Los carteles de propaganda y las películas sugerían que los judíos eran “alimañas”, comparándolos con ratas e insectos, mientras se aprobaban nuevas leyes para restringir todos los aspectos de la vida de los judíos.

Charlotte Knobloch, nacida en Múnich en 1932, recuerda que sus vecinos prohibían repentinamente a sus hijos jugar con ella o con otros judíos.

“Tenía 4 años. Ni siquiera sabía lo que eran los judíos”, expresó.

La campaña, lanzada para coincidir con el Día del Recuerdo del Holocausto en Israel, fue organizada por la Conferencia sobre Reclamaciones Material Judío contra Alemania, con sede en Nueva York, que negocia las indemnizaciones para las víctimas.

Un estudio de investigadores israelíes publicado esta semana indica que los confinamientos por el coronavirus del año pasado incrementaron el odio antisemita en línea, donde abundaron las teorías conspirativas que culpaban a los judíos por la devastación médica y económica de la pandemia.

Aunque el informe anual de la Universidad de Tel Aviv sobre el antisemitismo mostró que debido al aislamiento durante la pandemia, se registraron menos actos de violencia contra los judíos en unos 40 países, líderes judíos expresaron su preocupación de que la incitación en línea podría conducir a ataques físicos cuando finalicen los cierres.

En una declaración de apoyo a la nueva campaña en línea, el Comité Internacional de Auschwitz señaló que uno de los hombres que irrumpieron el Capitolio de Estados Unidos en enero vestía una sudadera con el lema “Campo de Auschwitz: el trabajo te libera”.

“Los sobrevivientes de Auschwitz sufrieron lo que sucede cuando las palabras se convierten en hechos”, escribió la organización. “Su mensaje para nosotros es: ¡no seas indiferente!”.

Encuestas recientes realizadas por la Conferencia de Reclamaciones en varios países han revelado una falta de conocimiento sobre el Holocausto entre los jóvenes.

Por ejemplo, en un estudio realizado el año pasado en EE.UU. sobre millennials, los investigadores encontraron que el 63% de los encuestados no sabía que 6 millones de judíos fueron asesinados en el Holocausto y el 48% no pudo nombrar ningún campo de exterminio o de concentración.

El presidente de la Conferencia de Reclamaciones, Gideon Taylor, dijo a la AP en una entrevista telefónica desde Nueva York que las encuestas muestran que “mensajes, conceptos e ideas que eran comunes hace 20 años, tal vez incluso hace 10 años ya no lo son”.

“El Holocausto no surgió de la nada. Antes de que los judíos fueran expulsados de sus escuelas, sus trabajos, sus hogares, antes de que las sinagogas, las tiendas y los negocios fueran destruidos y antes de que hubiera guetos, campos y vagones de ganado, se utilizaron palabras para incitar al odio”, enfatizó.

“¿Y quién puede trazar esa línea entre palabras peligrosas y actos terribles mejor que quienes vivieron las profundidades de la depravación humana?”, preguntó.

Para Zoltak, la escalada de palabras a hechos se produjo rápidamente después de que el ejército nazi ocupara su ciudad al este de Varsovia a mediados de 1941.

Los nazis implementaron rápidamente las leyes antisemitas que ya habían instituido en la parte occidental de Polonia que ocuparon dos años antes, y obligaron a los padres de Zoltak a trabajar como esclavos.

Un año después, los alemanes obligaron a todos los judíos de la ciudad, aproximadamente la mitad de la población de 15,000 habitantes, a vivir en un gueto segregado del resto de la ciudad, sujeto a estrictas normas y con raciones restringidas de comida.

Tres meses después, los nazis liquidaron el gueto, transportaron a sus residentes al campo de exterminio de Treblinka o los mataron en el camino.

Zoltak fue uno de los pocos afortunados, que logró escapar con sus padres a un bosque cercano, escondiéndose en los alrededores hasta la primavera siguiente, cuando fueron acogidos por una familia católica en una granja cercana hasta que terminó la guerra.

Después de la guerra, regresó a su ciudad y se enteró de que la mayor parte de los judíos, fueron asesinados, incluidos todos sus compañeros de clase y toda la familia de su padre.

“A veces es difícil de entender”, dijo. “En realidad no se trata de números, eran seres humanos que tenían un nombre, que tenían familias”, concluyó.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: © EnlaceJudíoMéxico

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí