Enlace Judío – A un día de estar fuera del poder en Israel, el ex primer ministro y hoy líder de la oposición política Benjamín Netanyahu se reunió con líderes de su bloque de partidos aliados.

Hablando en la reunión con los líderes de los partidos de derecha y religiosos Shas, Yahadut Hatorá y Hatzionut Hadatit, el legislador del Likud Miki Zohar presentó al ex primer ministro como “primer ministro”, de acuerdo con The Times of Israel.

“Para mí, siempre serás primer ministro”, dijo cuando se le corrigió.

Al dirigirse a los jefes de los partidos, Netanyahu exigió disciplina y cohesión para hacer la vida más difícil a la nueva coalición de gobierno y “rescatar al pueblo y al Estado de Israel“.

A lo largo de su discurso, el ex primer ministro no mencionó a Bennett por su nombre, ni se refirió a su sucesor como primer ministro.

En cambio, dijo que el nuevo gobierno se basa en “el fraude, el odio y la búsqueda de poder” y estaba demasiado fracturado para tener éxito.

“Tenemos una oposición muy fuerte: 53 legisladores, unidos y fuertes para derrocar a este peligroso gobierno de izquierda, un gobierno fraudulento”.

Dirigiéndose a Bennett, expresó: “Quien transfirió 6 escaños en un acto fraudulento desde la derecha hacia la izquierda puede a lo mejor engañar y establecer un gobierno temporal, pero nada más”.

“Se puede derrocar [al nuevo gobierno] con la condición de que actuemos juntos y con una disciplina férrea. Si nos peleamos, no lo lograremos”, dijo.

“Mi solicitud es disparar [políticamente] desde el vehículo blindado hacia afuera, y golpear”, agregó, parafraseando una expresión israelí. “Si concentramos nuestro esfuerzo hacia afuera, los derribaremos”.

“Si trabajamos hacia ese objetivo, tendremos éxito, pero si chocamos entre nosotros no lo lograremos”, dijo, en una posible crítica implícita al legislador David Bitan del Likud, quien hoy culpó al jefe de Hatzionut Hadatit, Bezalel Smotrich, por la salida del poder de Netanyahu.

Cuando los ahora exministros del gobierno de Netanyahu entregaron las carteras a sus sucesores del nuevo gobierno, algunos se hicieron eco del mensaje de oposición total del primer ministro saliente, mientras que otros hicieron un esfuerzo claro para ayudar a los nuevos ministros en el corto proceso de transición.

Según los términos de un acuerdo de poder compartido, el líder del partido Yamina, Bennett, se desempeñará como primer ministro durante poco más de dos años y será seguido en la Oficina del Primer Ministro por su socio de coalición, el actual primer ministro alterno y canciller, Yair Lapid, líder de Yesh Atid.

Este lunes los ministros del gobierno recién confirmado asumieron formalmente sus funciones en varias dependencias, donde algunos fueron invitados a ceremonias de traspaso por parte de sus predecesores y otros no.

Netanyahu le dio a su sucesor Naftali Bennett menos de una hora, según reportes solo media hora para la entrega.

La transferencia formal del poder terminó sin la ceremonia tradicional y los buenos deseos del público, sin un apretón de manos y sin una sesión fotográfica, una indicación del caldeado ánimo que Netanyahu mantiene hacia Bennett.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío 

Israel no está solo

En la batalla de la información, estamos al frente
Llegamos a 8 millones de personas al mes
Únete a la defensa del único Estado Judío
Se parte de la Comunidad Enlace Judio

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD 👈