Enlace Judío México e Israel – A finales de  marzo podríamos ver el fin de la pandemia y el inicio de la etapa endémica de covid-19, una enfermedad que, al parecer, se quedará entre nosotros mucho tiempo.

Al respecto, Carol Perelman, divulgadora científica y colaboradora de Enlace Judío,  y Francisco Moreno Sánchez, internista e infectólogo, hablaron en conferencia virtual organizada por WIZO México.

¿Es Ómicron el final de la pandemia? Esa fue la pregunta que sirvió como tema de la conferencia ofrecida en conjunto por el doctor Francisco Moreno Sánchez,  galardonado con el Premio Nacional de Salud 2020, y la divulgadora científica Carol Perelman, organizada por WIZO, en el marco de su desayuno anual.

Esta vez, el evento fue virtual, y reunió tanto a las organizadoras como a medios de comunicación, entre los que estuvo Enlace Judío.

“Tenemos que entender que este virus llegó y no se va a ir, es un virus que ya se adaptó a la naturaleza”, dijo Moreno Sánchez y añadió que “ahora empieza a haber esta segunda fase, la desaceleración” del ritmo con que el virus se está propagando.

Según el médico, fue tan vertiginoso el ritmo de contagios que Ómicron provocó, que ahora estamos viviendo un descenso igualmente acelerado, pues “ya hay tantos contagiados que el virus no encuentra a quién contagiar.

“Necesitamos estar más sanos como sociedad y como personas”

Sin embargo, con un porcentaje importante de la población mexicana sin un esquema completo de vacunación, “siempre habrá a quien contagiar”, por lo que es muy poco probable que el virus desaparezca como lo hizo, en su momento, el de la viruela, que se puede considerar totalmente erradicado.

El paso de una pandemia a una endemia, es decir, a un estatus endémico de la enfermedad, con ciclos estacionales como la influenza, parece cuestión de tiempo. Según Moreno Sánchez, cuando lleguemos ahí, habrá periodos del año en que la enfermedad repunte y periodos de estabilidad, con muy pocos casos.

Puso como ejemplo a la influenza, una enfermedad que no desaparece. “La mayor parte de las infecciones están en número constante, bajo, y tienen periodos en los que pueden aumentar”, como en la temporada invernal o en el verano.

Para lidiar con esta situación, “hay que encontrar una media en la que el virus está pero tenemos protección por habernos infectado antes pero sobre todo por estar vacunados.” Recordó que lo que determina la gravedad de la infección por este tipo de coronavirus no es el virus en sí, sino nuestro sistema inmune y nuestro estado general de salud. Por lo mismo, “necesitamos estar más sanos como sociedad y como personas.”

La pandemia sigue

La popular pareja de divulgadores presentó, vía Zoom, una serie de diapositivas que daban cuenta del estatus de la pandemia, de la vacunación y de los estragos del covid largo, entre otros temas.

Carol Perelman recordó que “seguimos en pandemia” y añadió que “no se llega a endemia por decreto de los políticos.” Al respecto, Moreno Sánchez coincidió y recordó que, por número de nuevos casos diarios, “estamos arriba de los niveles de la primera ola y prácticamente al nivel de la segunda, que fue la más letal” hasta ahora. “La vacuna ha sido una oportunidad para que no hubiera sido esto un desastre.”

Perelman apuntó que “la entrada a la endemia va a ser asincrónica”, es decir, se presentará en distintos países a distintos tiempos, y puso como ejemplo el caso de Hong Kong, que hoy en día vive una crisis que recuerda a los peores momentos vividos al comienzo de la pandemia en Europa, por el alto número de personas hospitalizadas.

Para responder a la pregunta que dio motivo a la conferencia, Moreno Sánchez dijo que “cuando estemos teniendo 500, menos de 500 casos diarios diagnosticados” ya podremos decir que estamos llegando al final de la pandemia. Eso puede ocurrir en marzo, anticipó, siempre y cuando no llegue una nueva variante.

Al mostrar una diapositiva con información del Consorcio de Vigilancia Genómica, Perelman hizo énfasis en el dominio de la variante Ómicron sobre el resto de las formas del SARS-CoV-2. La gráfica deja pocas dudas sobre la amplia prevalencia de esta variante en México.

Tres narrativas

Perelman habló de “tres narrativas” populares o actitudes respecto al escenario que enfrentamos. La primera es la fatalista y consiste en pensar que “todos nos vamos a infectar” y, por lo tanto, que no tiene sentido cuidarse.

Al respecto, Moreno Sánchez dijo que esta forma de pensar es errónea, puesto que nadie sabe con certeza cómo va a evolucionar frente a una infección o si va a terminar con síntomas de largo plazo, por lo que es mejor tratar de no infectarse.

La segunda narrativa citada por Perelman es la que minimiza el impacto de Ómicron, al considerar a esta una variante más leve de la enfermedad. Moreno Sánchez dio como ejemplo de lo erróneo de esta idea el caso de un joven que se infectó en un viaje y contagió a su padre, un hombre diabético e hipertenso que terminó intubado en un hospital, aunque sobrevivió. Evitar las infecciones es una manera de proteger a los demás.

Finalmente, Perelman habló de la tercera narrativa, la “esperanza pasiva”, que consiste en creer que Ómicron será la última variante del virus. Al respecto, la divulgadora de la ciencia recordó que ya circulan las subvariantes Ba1 y Ba2, y dijo que entre estas y Ómicron hay más diferencias genéticas que entre el virus original y la variante Alpha.

Moreno Sánchez agregó que aunque una importante proporción de la población de México ya tiene anticuerpos naturales por haber estado en contacto con el virus o por haber sido vacunada, siempre es posible que aparezca una nueva variante, más agresiva o más letal, por lo que llamo a “no dejarle todo el trabajo a la naturaleza.

En México, la tendencia epidémica va a la baja pero todavía hay mucha circulación viral, recordó Carol Perelman, y llamó a seguirnos cuidando.

Las vacunas

“La vacunación contra covid consiste en tres dosis”, dijo Moreno Sánchez al abordar un tema que preocupa a todos. Mostró una diapositiva que daba cuenta del “escudo protector” con que contamos los seres humanos para enfrentarnos al virus.

Dicho escudo, formado por las tres dosis de vacunas, la inmunidad de células B y la de células T, consiste en nuestra mejor oportunidad para no enfrentar un caso grave de covid. Moreno Sánchez recordó, sin embargo, que las distintas variantes del virus tienen la capacidad de eludir nuestras defensas naturales, por lo que anticipó que en un futuro serán necesarias nuevas vacunas, adaptadas a estas variantes subsecuentes.

También lamentó la inequitativa distribución de las vacunas en el mundo. Mientras Perelman mostraba una diapositiva en la que podía verse un continente africano escasamente vacunado, un México en la media mundial y un Emiratos Árabes con cobertura total, Moreno Sánchez decía que “es mejor tener cinco brazos vacunados que cinco vacunas en un brazo”, es decir, de nada le sirve al mundo que algunos países estén considerando la cuarta dosis de vacuna mientras otros no tienen ni la primera.

Respecto a la situación de México, Perelman dijo que “no vamos mal pero no vamos increíble”, y agregó que es una lástima porque “sí teníamos vacunas” pero comenzamos la aplicación de refuerzos apenas en diciembre pasado.

Respecto a cuánto tiempo es conveniente dejar pasar entre una infección por covid y la aplicación del refuerzo de la vacuna, Moreno Sánchez dijo que lo ideal es dejar pasar algunos meses. Sin embargo, fue enfático al aconsejar que, aunque no haya pasado mucho tiempo, quien pueda ponerse el refuerzo lo haga, pues no sabemos si después será posible, dada la política de vacunación del país.

La covidianidad

Ya sea que estemos viviendo las últimas semanas de la pandemia o no, lo que parece ser un hecho es que el virus que la causó, o al menos sus descendientes, seguirán entre nosotros mucho tiempo, quizá por siempre.

Ante esta situación, Carol Perelman habló de vivir la “covidianidad”, es decir, la normalidad de la vida en un mundo en el que el covid existe, es real y hay que aprender a convivir con él. Recordó que se trata de un virus que se transmite primordialmente por vía aérea, por lo que acostumbrarnos a preferir la convivencia en espacios abiertos y a ventilar los espacios cerrados debe ser parte de esta nueva “covidianidad”.

“Es importante procurar la ventilación, procurar que estén bien los filtros y, sin duda, usar el cubrebocas” recomendó. Por su parte, Moreno Sánchez dijo que la pandemia de covid nos ha dejado una lección: así como el cólera enseñó que hay beber agua purificada, ahora debemos cuidar la calidad del aire que respiramos.

El cubrebocas

El cubrebocas “lo seguiremos usando por mucho tiempo en algunos momentos o en algunas circunstancias”, dijo el médico a pregunta expresa. Es decir, cuando haya brotes epidémicos estacionales seguirá siendo necesario su uso, y las personas en mayor riesgo deberán usarlo prioritariamente, así como el personal de salud.

“Desafortunadamente se politizó el cubrebocas, no solo en México sino también en Estados Unidos”, lamentó Moreno Sánchez, y agregó que su uso “se ve como un signo de debilidad”. Sin embargo, se trata de una de las barreras de protección más efectivas para contener la propagación del virus.

Al respecto, Perelman recomendó usar mascarillas certificadas como las N95, las KN95 y otras similares, y dijo que estas se pueden reutilizar varias veces. Sugirió tener un kit de cuatro mascarillas y usar una diferente cada día antes de volver a ponerse la primera.

Hacia el final de la conferencia, un visiblemente emocionado Moreno Sánchez agradeció a la comunidad judía y a WIZO por la invitación.

Dijo que a lo largo de estos dos años, en los que ha colaborado reiteradamente con Enlace Judío ha estrechado su relación con este grupo de la sociedad mexicana.

“Me siento parte de su comunidad”, dijo y agregó: “he aprendido que ustedes tienen cosas maravillosas y de veras los admiro.”

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío

Las opiniones, creencias y puntos de vista expresados por el autor o la autora en los artículos de opinión, y los comentarios en los mismos, no reflejan necesariamente la postura o línea editorial de Enlace Judío.

Israel no está solo

En la batalla de la información, estamos al frente
Llegamos a 8 millones de personas al mes
Únete a la defensa del único Estado Judío
Se parte de la Comunidad Enlace Judio

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD 👈