Hamás liberó este martes a 10 rehenes israelíes, todas ellas mujeres y una de ellas menor de edad, como parte de su acuerdo con Israel. Estas son sus historias.

Gabriela y Mia Leimberg

Gabriela Leimberg, de 59 años, y su hija Mia Leimberg, de 17, fueron secuestradas en el Kibutz Nir Yitzhak. Gabriela es hermana de Clara Marman.

Gabriela es la directora de Eyal’s Farm, un rancho ecológico para adultos autistas en el Kibutz Ramat Rachel en Jerusalén, donde es venerada por su trabajo profesional y dedicado.

Ambas estaban visitando a su familia en el Kibutz durante el fin de semana de Simjat Torá. El marido de Gabriela, Moshe Leimberg, estaba de regreso en su casa, en su barrio de Talpiot, Jerusalén.

Mia es conocida por sus amigos como una amiga divertida, enérgica, con un gran talento para el canto y “un corazón enorme”, dijo su amigo Eitan en varias entrevistas.

Hay una gran pancarta frente a la escuela de Mia, la Escuela de Artes de Jerusalén, que dice “Estamos esperando que regreses, Mia”.

Clara Marman

Clara Marman, de 62 años, fue secuestrada en el Kibutz Nir Yitzhak. Su pareja Norberto Louis Har sigue cautivo. Es hermana de Gabriela Leimberg.

Se escondían en la habitación sellada de su casa junto con los hermanos de Marman, Fernando Marman, de 60 años, y las Leimberg tratando de mantener la puerta pesada cerrada con una silla.

Har estuvo en contacto con su hija por mensaje de texto esa mañana, informándola sobre la situación y contándole cómo los terroristas iban casa por casa.

“Están dentro”, escribió. “Hay ruido en la casa, esperando lo mejor, besos”.

“¿Dónde está el ejército?” preguntó su hija.

Después del último mensaje de Har a las 11:04, ella continuó escribiendo frenéticamente, pero sin respuesta.

El grupo de cinco intentó cerrar la puerta sellada de la habitación con una silla.

Todos los hermanos emigraron a Israel desde Argentina.

Ditza Heiman

Ditza Heiman, de 84 años, fue secuestrada en el Kibutz Nir Oz.

Estaba sola en la habitación segura de su casa la mañana del 7 de octubre, cuando los terroristas de Hamás llegaron.

Heiman habló con sus familiares en Israel esa mañana, dijo su hijastro Amichai Shdaimah, mientras controlaban a la madre de cuatro hijos, a la madrastra de tres, a la abuela de 20 y a la bisabuela de cinco.

La última vez que alguien supo de Heiman fue alrededor de las 10 am. Alrededor de las 4 pm., una persona que hablaba en árabe contestó su teléfono.

“Fue entonces cuando comprendieron que algo terrible había sucedido”, dijo Shdaimah.

Un vecino escuchó a Heiman pedir ayuda y salió, pero cuando la vio rodeada por terroristas de Hamás, escapó a su propia habitación sellada.

“Eso probablemente le salvó la vida”, dijo Shdaimah.

El 9 de octubre, miembros de la familia encontraron un video publicado por Hamás en las redes sociales, que presentaba imágenes de la casa de Heiman en Nir Oz, así como una de ella subiéndose a un automóvil.

La mente de Heiman es aguda y es independiente, pero camina con un bastón y toma varios medicamentos.

Tamar Metzger

Tamar Metzger, de 78 años, fue secuestrada en el Kibutz Nir Oz. Su marido Yoram de 80 sigue cautivo.

La pareja, padres de tres hijos y abuelos de siete, estuvo en contacto con su familia el 7 de octubre, algunos de los cuales también viven en el Kibutz, dijo una nieta, Ofir Metzger.

“No siempre están en Whatsapp”, dijo Ofir, “son mayores”.

Tampoco siempre les gusta ir a la habitación segura, pero les prometieron a sus hijos y nietos que estarían allí esa mañana.

A las 8:50, los padres de Metzger enviaron su último mensaje, sin más comunicación.

Cuando más tarde la familia pudo entrar a la casa, no había señales de lucha, dijo Ofir, aparte de evidencia de que los terroristas saquearon su casa.

El ejército finalmente notificó a la familia que iban a cambiar el estado de Yoram y Tamar de desaparecidos a cautivos.

La familia de la hermana de Ofir sobrevivió al ataque terrorista ese día manteniendo cerrada la puerta de su habitación segura durante más de seis horas, mientras los terroristas arrasaban la casa.

“Más tarde nos dimos cuenta de lo afortunado que era”, dijo Ofir.

Posteriormente, su familia fue evacuada a Eilat, junto con los miembros restantes de Nir Oz.

Tamar trabajó en educación y en la tienda del Kibutz. También es una excelente cocinera y una lectora voraz.

Yoram tiene diabetes y después de romperse la cadera hace medio año, todavía le cuesta caminar. Tamar toma muchos medicamentos.

Noralin Agojo

Noralin Agojo, también conocida como Nora o Natalie, de 60 años, fue secuestrada en el Kibutz Nirim.

Agojo, nacida en Filipinas, estaba en contacto con su hermano menor, Exo, antes de las 7 am de esa mañana, cuando llamó para decirle que estaba asustada. Ella le dijo que tal vez no regresaría.

El 6 de octubre, viajó desde su casa en Yehud con su pareja israelí de toda la vida, Gideon Babani, a la casa de amigos cercanos en el Kibutz Nirim para celebrar los 70 años de la comunidad agrícola del sur.

La pareja pasó la noche en el Kibutz. Por la mañana, Babani fue asesinado por terroristas de Hamás que asaltaron la comunidad y Agojo fue tomada cautiva.

Exo ha publicado en las redes sociales sobre la pasión de su hermana por la vida, sus amistades, viajes y el jardín del edificio en Yehud donde Agojo cultiva flores y suculentas.

Ada Sagi

Ada Sagi, de 75, fue secuestrada en el Kibutz Nir Oz.

Llamó por última vez a su hijo, Noam, a las 9:20 am del 7 de octubre de 2023, diciéndole que escuchó voces que hablaban en árabe afuera de su casa y que se dirigía a su habitación segura.

Fue entonces cuando perdió el contacto.

Noam, un psicoterapeuta que vive en Londres con su familia desde 2002, dijo que vio un vídeo en línea de un periodista palestino informando desde el jardín delantero de la casa de su madre.

“Vi que la gente empezaba a salir de su casa y mi corazón se hundió en ese momento”, dijo a Jewish Chronicle.

Había manchas de sangre en la casa de su madre cuando las fuerzas de seguridad finalmente llegaron a su casa.

Ada padece de asma y otras alergias importantes y no llevaba un EpiPen consigo.

Se estaba preparando para viajar a Londres para celebrar su 75 cumpleaños, luego de un año de trauma después de que su esposo de 54 años muriera recientemente de cáncer.

Recientemente también se sometió a una cirugía de reemplazo de cadera.

Ada nació en Tel Aviv en 1948, hija de sobrevivientes del Holocausto de Polonia. Madre de tres hijos, aprendió árabe para hacerse amiga de sus vecinos y luego enseñó el idioma a otras personas como una forma de mejorar la comunicación con los palestinos que viven en la frontera sureste de la Franja de Gaza.

Meirav Tal

Meirav Tal, de 54 años, fue secuestrada en el Kibutz Nir Oz. Su pareja Yair sigue cautivo.

El hermano de Yair, Yaniv, estuvo en contacto durante los ataques del 7 de octubre, mientras se comunicaba para ver si estaban bien.

Yair le dijo a Yaniv que él y Meirav estaban en su refugio. Sus hijos, Or y Yagil, de 16 y 12 años, no estaban con él.

Los dos niños estaban en casa de su madre, también en Nir Oz, y fueron llevados cautivos. Los niños fueron liberados el 27 de noviembre.

Yair no podía llevar a sus hijos a su casa, ya que los miembros del Kibutz tenían instrucciones estrictas de permanecer en los refugios de sus casas.

A las 9:20 am, Meirav envió un mensaje de voz a Yaniv informándole que los terroristas habían entrado en su casa.

Yair estaba tratando de mantener cerrada la puerta de la habitación segura para defenderse de los atacantes. Esa fue la última vez que se comunicaron.

El domingo por la tarde, la familia encontró un vídeo tomado por Hamas, que mostraba que los terroristas usaron granadas para abrir la puerta de la habitación sellada de Yair, con el fin de secuestrarlo a él y a Meirav y llevarlos a Gaza.

Rimon Kirsht

Rimon Kirsht, de 36 años, fue secuestrada en el Kibutz Nirim. Su esposo Yagev Buchstav sigue cautivo.

La pareja se conoció en la escuela secundaria y luego se reconectó años después, casándose en 2021.

Esa mañana estaban escondidos en la habitación segura de su casa en Nirim. Rimon le envió un mensaje de texto a su familia diciéndole que vio fuego y terroristas disparando afuera “por todas partes”.

Le envió a su madre un último mensaje de voz: “Te amo, mamá. Lamento mucho no poder estar allí contigo. Te amo”.

Los padres de Yagev viven en Nirim y también se pusieron en contacto con ellos esa mañana. Le dijo a su madre que podía oír voces que hablaban árabe fuera de su ventana y luego que estaban disparando contra su ventana.

Ella le dijo que se agachara y se mantuviera protegido. Esa fue la última comunicación que tuvieron.

Pasó otra semana antes de que el ejército pudiera informar a la familia Kirsht que creían que tanto Rimon como Yagev habían sido secuestrados en Gaza.

Había señales de lucha en su habitación segura, sangre y agujeros de bala.

Y luego, tres semanas después del 7 de octubre, Hamás publicó un vídeo de rehenes que mostraba a tres mujeres israelíes secuestradas, incluida Rimon.

La familia notó que Rimon estaba muy delgada y no usaba anteojos, los cuales necesita para ver.

Ofelia Roitman

Ofelia Roitman, de 77 años, fue secuestrada en el Kibutz Nir Oz.

Roitman ha vivido en Nir Oz durante los últimos 38 años desde que emigró de Argentina.

Roitman estuvo en contacto con su familia en esas primeras horas de la mañana, contándoles lo que estaba sucediendo en el Kibutz, mientras hombres armados invadían las casas y la comunidad, matando, agrediendo y secuestrando a docenas de personas.

A las 9:37 am, la familia recibió el último mensaje de texto de Roitman: “Por favor envíen ayuda, los palestinos están aquí”, escribió.

Horas más tarde, los soldados israelíes revisaron la casa de Roitman y no vieron señales de su cuerpo ni de lucha.

Finalmente, los funcionarios israelíes notificaron a la familia que ella había sido llevada como rehén a Gaza.

Madre de tres hijos y abuela de nueve, fue educadora de toda la vida. Pasó 5 años como directora de una escuela judía en Argentina.

 

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío