ONU Mujeres emitió el viernes su primera condena de la brutalidad de Hamás contra las mujeres durante el ataque del 7 de octubre contra Israel, a casi 2 meses de ello, informó Arutz Sheva.

En su declaración pidiendo “paz” y expresando “pesar” por la reanudación de los combates en Gaza por parte de Israel, ONU Mujeres dijo: “Lamentamos profundamente que se hayan reanudado las operaciones militares en Gaza, y reiteramos que todas las mujeres, las mujeres israelíes, las mujeres palestinas, como todas las demás, tienen derecho a una vida vivida en condiciones de seguridad y libre de violencia”.

“Condenamos inequívocamente los brutales ataques de Hamás contra Israel el 7 de octubre. Estamos alarmados por los numerosos relatos de atrocidades basadas en el género y violencia sexual durante esos ataques. Es por eso que hemos pedido que todos los relatos de violencia basada en el género sean debidamente investigados y juzgados, teniendo en el centro los derechos de la víctima.

“En todos los conflictos, ONU Mujeres apoya plenamente las investigaciones rigurosas y las comisiones de investigación donde existan”, añade el comunicado.

“También acogemos con satisfacción que la Representante Especial del Secretario General sobre la violencia sexual en los conflictos, Pramila Patten, haya activado la red de Acción de las Naciones Unidas, de la que somos miembros, para compartir de forma proactiva información verificada y obtenida de las Naciones Unidas sobre incidentes, patrones y tendencias de violencia sexual relacionada con el conflicto para facilitar todas las investigaciones.

“Seguimos pidiendo responsabilidad por todos los actos de violencia de género cometidos a partir del 7 de octubre, la liberación inmediata e incondicional de todos los rehenes restantes y un alto el fuego humanitario.

“Por el bien de todos en el Territorio Palestino Ocupado y de Israel, y especialmente de las mujeres y los niños, pedimos un retorno a un camino de paz, el respeto por el derecho internacional humanitario y el derecho internacional de los derechos humanos, y el fin del sufrimiento de las personas en Gaza y en Israel, y de aquellas familias que todavía esperan el regreso de sus seres queridos”, concluyó ONU Mujeres.

El canciller israelí, Eli Cohen respondió a la declaración de ONU Mujeres diciendo: “La conducta de ONU Mujeres, del Secretario General de la ONU y de otras agencias de la ONU desde la masacre del 7 de octubre es vergonzosa”.

“El anuncio de ONU Mujeres fue débil y tardío, y se produjo después de casi dos meses de silencio durante los cuales se ignoraron los crímenes de guerra, los crímenes contra la humanidad y los crímenes basados en el género cometidos por la organización terrorista Hamás.

“La propuesta de ceder la investigación a la Comisión de Investigación de la ONU añade insulto a la herida, ya que el CoI está compuesto por una camarilla de notorios antisemitas. Cualquier investigación debe ser realizada por un organismo neutral y objetivo y no por antisemitas que odian a Israel.

“Pido a la Directora Ejecutiva de ONU Mujeres, que no ha cumplido su misión en este momento crítico, que dimita”.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío