La policía detuvo el lunes a 13 personas sospechosas de intentar introducir de contrabando cabras en el Monte del Templo en Jerusalén para sacrificarlas por Pésaj, de acuerdo con la antigua tradición judía, informó The Times of Israel.

Los sospechosos, todos ellos de entre 13 y 21 años, fueron sorprendidos con cabras en su poder, incluida una escondida dentro de una carriola y otra dentro de una bolsa de compras, según un comunicado de la policía.

Los sospechosos fueron llevados a una comisaría de policía en Jerusalén para ser investigados bajo sospecha de alterar el orden público, y las cabras fueron confiscadas y trasladadas para recibir el tratamiento veterinario necesario, añade el comunicado.

“La policía de Israel opera en Jerusalén y en todos los sectores, junto con otras agencias de seguridad, tanto abierta como encubiertamente, contra cualquier persona que intente romper el orden y actuar en contradicción con la ley y las prácticas existentes en los lugares sagrados de Jerusalén“, dijo un comunicado policiaco.

Según el comunicado, en los últimos días han circulado publicaciones destinadas a extremistas israelíes a llegar al Monte del Templo y llevar a cabo los sacrificios.

En los últimos años, grupos religiosos marginales han buscado cada vez más llevar a cabo el sacrificio en el lugar sagrado de Jerusalén, como se realizaba en Pésaj en los tiempos bíblicos.

El grupo Regreso al Monte solicita cada año llevar a cabo el ritual, pero las autoridades lo niegan repetidamente, ya que la mayoría de los funcionarios de seguridad israelíes creen que sería visto como un cambio importante en el status quo del sitio religioso y provocaría una feroz reacción en la región.

Incidentes similares ocurrieron el año pasado antes de Pésaj y provocaron enfrentamientos con fieles musulmanes en el lugar sagrado.

“Hacemos un llamado al público a no dar una plataforma a elementos extremistas que intentan o llaman a violar la ley y el orden”, dijo la policía.

“La práctica existente en el Monte del Templo y en otros lugares sagrados de Jerusalén se ha preservado y seguirá preservándose en todo momento, y no permitiremos que extremistas y criminales de ningún tipo la violen”.

Los líderes judíos tradicionales rechazan renovar el rito bíblico del sacrificio en el Monte del Templo en este momento.

Durante décadas, los musulmanes han acusado a Israel de planear apoderarse del Monte del Templo o destruir la Mezquita de Al-Aqsa, el tercer lugar más sagrado del Islam, construido sobre el monte donde se encontraban los templos bíblicos.

Israel desestima la acusación y ha prometido repetidamente mantener el status quo, según el cual a los judíos se les permite visitar ese lugar (bajo numerosas restricciones y sólo durante horas limitadas) pero no rezar.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío

Israel no está solo

En la batalla de la información, estamos al frente
Llegamos a 8 millones de personas al mes
Únete a la defensa del único Estado Judío
Se parte de la Comunidad Enlace Judio

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD 👈