Inicio » Opinión » Nuestros Columnistas » Pesaj y la libertad

Pesaj y la libertad

JOSÉ KAMINER TAUBER
PARA ENLACE JUDÍO

En Egipto, un bebé hebreo de nacimiento, salvado de la muerte por su madre Yojebed es depositado en una cesta de mimbre en el gran río Nilo y sus aguas lo conducen a los brazos de la hija del Faraón que posteriormente es educado por los preceptores de la corte.

Llamado Moisés, reúne a su pueblo, siervo del Faraón, a seguir al Di-s de sus antepasados, a salir de la esclavitud a un estado de libertad físico y espiritualEl hecho de comentar sobre nuestra libertad no solo nos estamos refiriendo a la liberación acontecida a nuestros muy antiguos antepasados únicamente, sino a la redención que se realiza en cada generación, cada año, para cada una de las personas que se sienta identificada con la Libertad.

Como podemos definir esta libertad es disponer del propio tiempo; por lo cual, el hombre libre es aquel que tiene derecho y decisión sobre su tiempo. El tiempo, si nos detenemos a considerar un poco en lo cotidiano, como medida, como estabilidad, como reloj, no es más que otra que las convenciones sociales, mientras que la verdadera libertad es el resultado de decisiones y elecciones de las que tomamos parte aceptando la realidad cultural, basada en lo material y concreto.

De los frutos de la libertad que debemos gozar es tener la capacidad de poder guardar nuestro tiempo. ¿Cómo se atesora o guarda el tiempo? Pues, transformando al mundo en cada instante en un mundo pleno de sentido y de valor. Evitando el llenarnos de malos sentimientos hacia nuestros congéneres.

Nuestra vida debe ser vivida como personas libres con la finalidad de que sea vivida plenamente, y no solamente navegarla en pos de agotarla, hasta el final de los propios días llena de odios, racismos y guerras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *