avatar_default

La Organización Israelí de Defensa de Misiles y la Agencia de Defensa de Misiles de Estados Unidos lograron garantizar la integración de los sistemas de defensa de misiles israelíes y estadounidenses, mediante una prueba exitosa realizada bajo el nombre de “Integrated Ground Test”, que involucra los nuevos sistemas de defensa. El ensayo se extendió por más de cinco días y finalizó el 22 de junio.

ESTI PELED PARA AGENCIA DE NOTICIAS ENLACE JUDÍO MÉXICO – El ejercicio puso a prueba la comunicación entre los sistemas de defensa de misiles en Israel y en EE.UU. en tiempo real, simulando un escenario en el que miles de cohetes y misiles son de Irán y el Líbano son disparados contra Israel simultáneamente para supervisar el trabajo conjunto de los seis sistemas de defensa antimisiles destinados a eliminar las amenazas. El simulacro se centró en la conexión de los diferentes sistemas de defensa antimisiles con el sistema de radar norteamericano para detectar los proyectiles.

Los sistemas de defensa antimisiles que participaron en el ejercicio fueron los Jetz (Arrow) 2 y 3, la Honda de David fabricada por Israel junto con el sistema de combate Aegis instalado en buques norteamericanos, THAAD y Patriot producidos en Estados Unidos.

La prueba fue conducida simultáneamente en centros de comando y control en Israel, simulando el sistema de defensa antimisiles israelí de múltiples capas, así como en los centros de desarrollo esparcidos por la Unión Americana.

“Hemos probado la capacidad del sistema para funcionar en conjunto, hasta el punto de intercepción, sin lanzar los misiles,” informó el coronel S. “De hecho, tuvimos un ojo israelí y un ojo norteamericano sobre todos los objetivos simultáneamente, permitiéndonos ver y operar mejor.”

El Ministerio de Defensa elogió la prueba llamándola “otro hito en el programa de defensa antimisiles, como resultado de la cooperación entre EE.UU. e Israel.”

La prueba se llevó a cabo por Elisra, una subsidiaria de Elbit Systems.

En una prueba anterior, realizada durante un ejercicio conjunto de las fuerzas aéreas israelíes y estadounidenses en febrero, los ingenieros y desarrolladores de ambas naciones activaron los sistemas de defensa antimisiles simultáneamente.

La defensa antimisiles es un tema clave en las negociaciones sobre el paquete de ayuda militar estadounidense para la próxima década. Por primera vez, Israel busca incluir la financiación de estos sistemas en un mismo acuerdo.

Esto significaría un aumento de cientos de millones de dólares, lo que elevaría la suma total de la ayuda militar estadounidense a cerca de 40 millones de dólares para la próxima década.

En diez años, Israel recibió cientos de millones de dólares adicionales del gobierno de Estados Unidos y el Congreso para financiar los sistemas de defensa antimisiles Cúpula de Hierro, Honda de David y Jetz. En los últimos años, el Congreso aprobó una suma de 600 millones de dólares anuales para la financiación de estos sistemas.

Además, tras el acuerdo nuclear firmado entre las potencias mundiales e Irán, el gobierno de Obama se comprometió a suministrar miles de millones de dólares en armas a los países árabes, especialmente Arabia Saudita y los estados del Golfo. Oficiales de la defensa israelí dijeron a sus homólogos norteamericanos que estos acuerdos sólo podrían aumentar la amenaza a Israel si alguno de esos regímenes se derrumban.

Fuente: Ynet / Yoav Zitun

Reproducción autorizada con la mención siguiente: © EnlaceJudíoMéxico

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí