avatar_default

Enlace Judío México.- Altos funcionarios británicos afirman que May puede presionar al Príncipe Harry para que no invite al ex presidente Obama a su próxima boda.

DAVID ROSENBERG

Según los informes, el gobierno conservador de Theresa May está presionando al príncipe Harry para que deje al ex presidente Barack Obama y su esposa Michelle fuera de la lista de invitados para su próxima boda.

El príncipe Harry de Gales, de 33 años, anunció su compromiso con la actriz estadounidense Meghan Markle, de 36 años, el mes pasado, y seleccionó el 19 de mayo para la ceremonia de su boda.

Según The Sun, el príncipe Harry tiene la intención de invitar al ex presidente Obama y a la ex primera dama a su boda en primavera, tras relacionarse con los Obama en los Juegos Invictus.

Tanto Harry como Meghan han expresado su disgusto por el sucesor de Obama, el presidente Trump, y Markle hace públicos comentarios que afirman que Trump es “misógino” y “divisivo“.

En caso de que el presidente de Estados Unidos sea rechazado a favor de su predecesor, los funcionarios de 10 Downing Street temen que la boda pueda desatar una disputa diplomática con la administración Trump.

Harry dejó en claro que quiere a los Obama en la boda, por lo que esto está causando mucho nerviosismo“, dijo un alto funcionario del gobierno británico.

Trump podría reaccionar muy mal si los Obama acuden a una boda real antes de haber tenido la oportunidad de conocer a la reina“.

El gobierno de May ha presionado a la pareja para que no invite al ex presidente, aunque el gobierno solo tiene un papel consultivo en la boda real, ya que no se trata de un evento estatal formal.

Sin embargo, una fuente dijo a The Sun, que el príncipe Harry podría verse obligado a abandonar sus planes de invitar al 44° presidente para evitar una disputa pública con el gobierno de May.

Hay conversaciones en curso y los ministros eventualmente tendrán que decidir. Si la primera ministra establece la ley, Harry tendrá que aceptarlo“.

Las relaciones entre el gobierno de Theresa May y la Casa Blanca con Trump tuvieron varios enfrentamientos recientemente, después de que el presidente Trump retuiteara videos subidos por el líder del controvertido movimiento “Primero Gran Bretaña“, y nuevamente cuando May criticó el reconocimiento del presidente Trump de Jerusalén como la capital de Israel.

En las siguientes votaciones tanto en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas como en la Asamblea General, la misión británica ante la ONU votó a favor de proyectos de resolución que condenaban el reconocimiento de Jerusalén de Trump.

Fuente: Arutz Sheva – Traducción: Silvia Schnessel – Reproducción autorizada con la mención: ©EnlaceJudíoMéxico

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí