Inicio » Opinión » Historia Judía » La conexión Goebbels: el misterio romántico detrás del asesinato de Arlosoroff

La conexión Goebbels: el misterio romántico detrás del asesinato de Arlosoroff

Enlace Judío México.- Ambos eran personajes inusuales. Él – jefe del Departamento Político de la Agencia Judía, una brillante joven estrella en el movimiento sionista durante la década de 1930; ella, una celebridad del Tercer Reich y la renombrada esposa de Joseph Goebbels, el ministro nazi de Propaganda. ¿Estuvieron involucrados románticamente? ¿Puede Joseph Goebbels estar detrás del crimen sin resolver más famoso en la historia del sionismo? ¿Es él la respuesta a la pregunta más repetida en la mitología sionista: quién fue el responsable del asesinato de Haim Arlosoroff?

DOR SAAR-MAN

El titular de “Davar” el 17 de junio de 1933, un día después del asesinato

Magda Goebbels y Haim Arlosoroff tenían casi la misma edad. Ella nació en 1901 y él era dos años mayor. Ambos tenían una vida bastante inusual. Magda nació en Berlín en la familia Ritschel, sus padres se separaron cuando ella era una niña. Su madre, Augusta, se volvió a casar con un rico judío belga de nombre Richard Friedlander. Rumores, nunca verificados ni refutados, si de hecho era el padre biológico de Magda, de una forma u otra fue Friedlander quien crió a Magda e incluso llevó su apellido durante varios años. Augusta y Richard se separaron después de unos años, y durante el holocausto Richard pidió la ayuda de Magda para huir de los nazis, sin embargo, no se registra ningún intento de ayudarla, y murió en el holocausto. Cuando Magda tenía 20 años se casó con Günther Quandt, que era 17 años mayor que ella, y tuvieron un hijo, cuya hija, que creció sabiendo quién era su abuela, decidió convertirse al judaísmo.

Haim Arlosoroff. De la exposición fotográfica Beit Hatfutsot: “Un siglo de inmigración sionista a Eretz Israel”, 1981. Beit Hatfutsot, el Centro de documentación visual de Oster

Haim Arlosoroff nació en el Imperio ruso; su familia se mudó a Alemania después de los pogromos de Kishinev y se estableció en Berlín. El joven Arlosoroff, que provenía de una dinastía de rabinos, se destacó en varias escuelas, y a la edad de 21 años, después del final de la Primera Guerra Mundial, ya tenía un doctorado en economía. Se casó con Gerda Goldberg y tuvieron un hijo. Haim era un miembro prominente en el liderazgo sionista, destacándose por su corta edad, agudas habilidades analíticas y amplia educación. También fue extremadamente carismático y popular entre las mujeres.

Su primer encuentro fue durante la Primera Guerra Mundial. Magda vivía con sus padres en Bélgica, de donde fueron deportados y tuvieron que regresar a Alemania. Ella solo tenía 13 años, ansiosa por nuevos contactos, por lo que se hizo amiga íntima de Liza Arlosoroff, la hermana de Haim. A menudo visitaba su casa y se decía que tenía una relación cercana y cálida con la familia, incluida la asistencia a festivales judíos en su casa.

Magda y Haim se conocían bien y eran buenos amigos. Después de la guerra, cada uno de ellos se casó, pero mantuvieron una estrecha amistad, especialmente a través de Liza. Todo cambió cuando Arlosoroff recibió su doctorado, y decidió ejecutar su ideología sionista e inmigrar a Israel, donde pronto se unió a la política local.

Sentada a la izquierda: Sima Rubin (Arlosoroff), con amigos en un Viaje a Berlín, 1922. Beit Hatfutsot, el Centro de documentación visual de Oster, cortesía de Shmuel Levitin

De vuelta en Alemania, el matrimonio de Magda con Quandt se desmoronaba. La gente decía que tenía muchos amantes, y que se sentía asfixiada por la vida con un hombre mayor que no entendía sus necesidades y deseaba. Finalmente se separaron en 1929. Dos años antes, Haim también se divorció de su esposa y se volvió a casar con Sima, su segunda esposa, que sería el único testigo de su asesinato.

Arlosorff era una estrella en ascenso en la política sionista. Su extraordinaria alfabetización en muchos idiomas, su carisma y sabiduría lo convirtieron en el hombre perfecto para las misiones en todo el mundo, recaudando fondos y partidarios. Durante la década de 1920 visitó Alemania muchas veces, lo que fue una excelente oportunidad para volver a vincularse con Magda, que ya era una adinerada divorciada. Hay historias que indican que ella le tenía mucho cariño y que trató de convencerla de que reconociera las causas justas del concepto sionista y la importancia de Aliá. Algunos dijeron que incluso consideraba convertirse y venir a Palestina, ya que estaba acostumbrada a reemplazar identidades y creencias, tener un padre adoptivo judío y luego después de su matrimonio, quitar el nombre judío y convertirse de católica a protestante.

Su relación cesó, probablemente en 1930, después de que Magda conoció a Joseph Goebbels, con quien se casó el año siguiente. Aprendemos sobre los acontecimientos a partir de una carta que Haim escribió a su esposa Sima en mayo de 1933, sobre la nueva relación de Magda con Goebbels: “Dr. Joseph Goebbels, ministro de propaganda del Reich Alemán, de todas las mujeres, necesita casarse con mi vieja amiga Magda Friedlander, más tarde Maria Magdalena Quandt. Si te interesa, Liza puede contarte todo el cuento de aventuras de esta compañera de escuela“.

La boda de Magda y Joseph Goebbels, Adolf Hitler en la parte posterior. Diciembre de 1931. (Bundesarchiv, Bild 183-R32860 Creative Commons)

Curiosamente, Arlosoroff usó el apellido de juventud de Magda. También es interesante que él era muy consciente del estilo de vida poco común de Magda. Si tuvieron una aventura amorosa mientras estaba casado con Sima no está claro, porque ciertamente no evitó hablar sobre Magda con su esposa e incluso animó a Sima a hablar con Liza sobre Magda, por lo tanto, parece más probable que fueran más amigos que amantes.

Un mes después de que se enviara esta carta, Arlosoroff fue asesinado, un shock traumático que resultó en una división dentro del “Yishuv” judío. Justo antes de su muerte, Arlosoroff fue nombrado jefe del Departamento Político de la Agencia Judía, lo que provocó un conflicto por intentar llegar a un acuerdo con la Alemania nazi con respecto a salvar a los judíos alemanes y sus propiedades. Por lo que sabemos, no intentó utilizar su larga relación con Magda, ahora felizmente casada con el asesor y primer ministro de Hitler.

Magda se suicidó junto con su esposo Joseph y sus seis hijos usando cianuro, un día después del suicidio de Hitler en el bunker de Berlín en mayo de 1945. Después del asesinato de Arlosoroff, se hicieron suposiciones sobre la posibilidad de que Goebbels, furioso y celoso, enviara templarios alemanes, partidarios de los nazis, para matar a Arlosoroff después de que descubriera el romance de su esposa con la figura pública judía. Estas suposiciones nunca fueron probadas. Parece que los personajes excepcionales de Haim y Magda, así como la turbulencia histórica de esa época, produjeron este misterio histórico que quizás nunca se resuelva por completo.

Fuente: The Museum of the Jewish People / Traducción: Silvia Schnessel / Reproducción autorizada con la mención: © EnlaceJudíoMéxico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *