Enlace Judío – El Consejo Central de la Organización para la Liberación de Palestina, en cooperación con el Comité Superior de Monitoreo Árabe de Israel, ha decidido marcar el 19 de julio como el “Día de la resistencia contra el apartheid israelí”.

El 19 de julio es el día en que la Knéset aprobó la Ley Básica “Israel: Estado-nación del pueblo judío”.

La ley consagra a Israel como “el hogar nacional del pueblo judío”, señala el asentamiento de comunidades judías en el territorio como un valor nacional, y define al árabe como un idioma que tiene un estatus “especial” en el Estado, eliminando su carácter de oficial que mantuvo por 70 años.

Ahora formando parte de las Leyes Básicas de Israel que fungen de facto como su constitución política, la legislación ha recibido opiniones a favor y en contra, tanto dentro como fuera de Israel. Los que la respaldan argumentan que equipara lo judío con lo democrático del Estado, mientras que sus opositores la consideran una afrenta a las minorías no judías del país, entre ellas, la comunidad drusa y árabe.

La decisión de hacer de la fecha un recordatorio anual de la lucha contra la ocupación israelí fue aprobada en una asamblea del Consejo Central que se celebró el miércoles en la ciudad de Ramallah, Cisjordania.

Por su parte, el legislador árabe-israelí Ahmed Tibi, de la coalición Lista Conjunta de la Knéset, propuso el día de conmemoración anual al Comité, el organismo árabe de mayor tamaño dentro del Estado judío. “La ley del Estado-nación crea una jerarquía de civiles según su clasificación étnica”, dijo Tibi. “Los judíos con derechos tienen la supremacía judía, y los árabes desiguales son ciudadanos de segunda clase”, continuó.

Tibi y Mohammad Barakeh, que es el presidente del Comité, presentaron a los participantes en la asamblea del Consejo Central las repercusiones de la aprobación de la Ley Básica sobre el público árabe en Israel y sobre el conflicto palestino-israelí.

Según Tibi y Barakeh, la legislación y la persona que está detrás de ella, el primer ministro Benjamín Netanyahu, impedirán la implementación de la solución de dos Estados para el conflicto palestino-israelí.

Tibi y Barakeh explicaron que un día oficial que marque la resistencia contra el “apartheid israelí” es una parte esencial de la lucha pública e internacional contra la ley del Estado-nación.

Barakeh dijo al diario Haaretz que el presidente palestino Mahmoud Abbas acordó que las embajadas de PA en todo el mundo ayuden a los miembros del Comité y legisladores árabes a actuar contra la ley, con énfasis en la promoción y el trabajo político durante la próxima reunión de la Asamblea General de la ONU.

Fuente: Haaretz / Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío