avatar_default

Enlace Judío México e Israel.- Miles de activistas se reúnen en la embajada de los Estados Unidos en Varsovia, en una de las manifestaciones callejeras antijudías más grandes de los últimos tiempos.

Miles de nacionalistas polacos marcharon el sábado a la embajada de los Estados Unidos en Varsovia, protestando por presionar a Polonia para compensar a los judíos cuyas familias perdieron sus bienes durante el Holocausto.

La protesta tuvo lugar en medio de un aumento drástico en el discurso de odio antisemita en la vida pública en Polonia y parecía ser una de las manifestaciones callejeras antisemitas más grandes en los últimos tiempos. También ocurre cuando los grupos de extrema derecha están ganando popularidad, presionando al gobierno conservador para que se mueva más hacia la derecha.

Los manifestantes, incluidos los grupos de extrema derecha y sus partidarios, dicen que Estados Unidos no tiene derecho a interferir en los asuntos polacos y que el gobierno de los Estados Unidos está poniendo los “intereses judíos” por encima de los intereses de Polonia.

Polonia fue una de las principales víctimas de la Alemania nazi durante la Segunda Guerra Mundial y los manifestantes dicen que no es justo pedirle a Polonia que compense a las víctimas judías cuando Polonia nunca ha recibido una compensación adecuada de Alemania.

¿Por qué deberíamos pagar hoy cuando nadie nos da nada?“, dijo Kamil Wencwel, de 22 años. “Los estadounidenses solo piensan en los intereses judíos y no polacos“.

Manifestantes de extrema derecha protestan contra el proyecto de ley 447 de Restitucion del Holocausto del Senado de los Estados Unidos, en Varsovia, el 11 de mayo de 2019. (Alik KEPLICZ / AFP)

Los manifestantes gritaron “¡No a las reclamaciones!” y “Esto es Polonia, no Polin“, usando la palabra hebrea para Polonia.

Rafal Pankowski, un sociólogo que dirige el grupo anti-extremista Never Again, calificó la marcha como “probablemente la manifestación callejera abiertamente anti-judía más grande de Europa en los últimos años“.

Una pareja usaba camisetas a juego que decían “muerte a los enemigos de la patria“, mientras que otro hombre usaba una camisa que decía: “No me disculparé por Jedwabne“, una masacre de judíos por parte de sus vecinos polacos en 1941 bajo la ocupación alemana.

Entre los políticos de extrema derecha que encabezaron la marcha se encontraban Janusz Korwin-Mikke y Grzegorz Braun, que se unieron en una coalición de extrema derecha en las elecciones al Parlamento Europeo a finales de este mes. Detener las reclamaciones de restitución de los judíos ha sido una de sus prioridades clave, junto con luchar contra lo que llaman “propaganda” pro-LGBT. El movimiento está teniendo buenos resultados en las encuestas entre los jóvenes polacos.

El primer ministro Mateusz Morawiecki se hizo eco de los sentimientos de los manifestantes en un mitin de campaña el sábado y dijo que son los polacos quienes merecen una compensación.

El primer ministro Mateusz Morawiecki de Polonia en una conferencia de prensa conjunta con el canciller de Alemania en Berlin, 16 de febrero de 2018. (Michele Tantussi / Getty Images / via JTA)

Polonia fue el corazón de la vida judía europea antes del Holocausto, con la mayoría de los 3.3 millones de judíos polacos asesinados por las fuerzas alemanas nazis. Los polacos cristianos también fueron blanco de los alemanes, asesinados en masacres y en campos de concentración.

Muchos polacos hasta el día de hoy tienen la sensación de que su sufrimiento no ha sido reconocido adecuadamente por el mundo, mientras que el sufrimiento judío en el Holocausto sí lo ha hecho, creando lo que a menudo se ha llamado una “competencia de victimismo“.

Muchas de las propiedades de judíos y no judíos fueron destruidas durante la guerra o saqueadas y luego nacionalizadas por el régimen comunista que siguió.

Las protestas en Varsovia apuntan a la ley estadounidense S 447, también conocida como Ley de Justicia para los Sobrevivientes Hoy (o JUST). Fue promulgada por el presidente Donald Trump el año pasado y requiere que el Departamento de Estado informe al Congreso sobre el estado de restitución de las propiedades judías robadas en el Holocausto en docenas de países.

Los manifestantes dijeron que pagar una compensación arruinaría la economía de Polonia.

El partido de derecho y justicia (PiS) de Polonia, así como la oposición centrista y liberal, han restado importancia a la ley, insistiendo en que no tendrá ningún impacto en Polonia.

Pero en el período previo a las elecciones al Parlamento Europeo a fines de este mes, una alianza informal de varios partidos y grupos de extrema derecha y nacionalistas unieron fuerzas con una unión de agricultores para hacer campaña contra la restitución de la propiedad judía.

Robert Bakiewicz, uno de sus líderes del Campo Nacional-Radical (ONR), de extrema derecha, calificó la ley 447 de “una amenaza para Polonia y su seguridad, ya que las organizaciones judías reclaman $ 300 mil millones de dólares“.

Las organizaciones judías, particularmente la Organización Mundial de Restitución de Judíos, han estado buscando una compensación para los sobrevivientes del Holocausto y sus familias, consideran que la compensación es una cuestión de justicia para una población que fue objeto de genocidio.

Polonia es el único país de la Unión Europea que no ha aprobado leyes que regulen la compensación de bienes saqueados o nacionales, y el jefe de WJRO, Guideon Taylor, señaló el sábado que tales bienes “continúan beneficiando a la economía polaca“.

Manifestantes de extrema derecha protestan contra el proyecto de ley 447 de Restitucion del Holocausto del Senado de los Estados Unidos, en Varsovia, el 11 de mayo de 2019. (Alik KEPLICZ / AFP)

Al menos dos banderas de la Confederación de los Estados Unidos fueron visibles en la protesta del sábado, que comenzó con un mitin frente a la oficina del primer ministro antes de que los manifestantes se dirigieran a la Embajada de los Estados Unidos. Hombres con tocados de Nativos Americanos sostuvieron una pancarta con un mensaje que señalaba lo que ellos ven como doble estándar de EE.UU. “Devolver las tierras robadas a los descendientes de las tribus nativas“.

Al aumentar la presión sobre este tema, el nuevo enviado del Departamento de Estado de EE.UU. sobre el antisemitismo, Elan Carr, estuvo en Varsovia la semana pasada y les dijo a los líderes y los medios de comunicación que EE.UU. actuará al respecto. También dijo que Estados Unidos reconoce que Polonia fue víctima de la guerra y no está dictando cómo Varsovia regula la compensación.

Fuente: The Times of Israel – Reproducción autorizada con la mención: ©EnlaceJudíoMéxico

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí