Inicio » Noticias » Israel » Erekat ruega a los Estados árabes: no socaven la causa palestina en su beneficio

Erekat ruega a los Estados árabes: no socaven la causa palestina en su beneficio

Enlace Judío México e Israel.- Un alto funcionario de Ramallah le dice a ToI que el taller económico de Kushner en Bahrein será una “vergüenza”, pero admite que la Casa Blanca lo ha vuelto menos relevante a los ojos de su gente

ADAM RASGON y JACOB MAGID

Un alto funcionario palestino está instando a los estados árabes que han decidido participar en el taller económico dirigido por Estados Unidos en Bahrein a finales de este mes contra el avance de sus propios intereses a expensas de la causa palestina.

Saeb Erekat, el secretario general del Comité Ejecutivo de la Organización para la Liberación de Palestina, hizo una declaración en una amplia entrevista con The Times of Israel en su oficina de Ramallah el domingo.

Erekat, un confidente cercano del presidente de la Autoridad Palestina Mahmoud Abbas y miembro del Comité Central de Fatah, dijo que cuando los estados árabes “intercambian intereses” con Washington, deberían “pagar de [su] bolsillo, no del mío“.

Los funcionarios estadounidenses han dicho que la cumbre del 25 y 26 de junio tratará la parte económica de su plan aparentemente próximo para resolver el conflicto israelí-palestino.

Los palestinos han rechazado firmemente participar en la conferencia; Abbas ha dicho que el liderazgo palestino con sede en Ramallah no aceptará sus resultados y exigió que cualquier esfuerzo de paz comience con asuntos políticos más que económicos.

Cuatro estados árabes, los Emiratos Árabes Unidos, Arabia Saudita, Qatar y Bahrein, país anfitrión, han declarado que participarán en la conferencia. Estados Unidos dijo el martes que Jordania, Egipto y Marruecos también habían confirmado su asistencia.

Los Ministros de Relaciones Exteriores arabes se reunen en la sede de la Liga Arabe en El Cairo, Egipto, 19 de noviembre de 2017. (Foto AP / Nariman El-Mofty)

Cuando se le preguntó si la participación árabe constituía una gran decepción para los palestinos, Erekat dijo que “estos países tienen sus intereses“, incluidos los relacionados con Irán. Parecía sugerir que algunos vecinos de Medio Oriente están dispuestos a seguir la agenda de Washington sobre el conflicto israelí-palestino si esto permite un frente más unido para frenar las ambiciones regionales de Teherán.

Erekat dijo específicamente que los palestinos habían informado a Bahrein de su desaprobación de la decisión de Manama de organizar el taller económico. “Les dijimos: ‘¿Por qué debes ser anfitrión de esta conferencia cuando nosotros no estamos allí? No es tu derecho“.

Abbas y otros funcionarios palestinos se reunieron con Abdullah bin Ahmad al-Khalifa, enviado del rey bahreiní Hamad bin Ahmad al-Khalifa, a fines de mayo en Amman.

Erekat dejó en claro que los líderes palestinos habían comunicado a los estados árabes que asistían al taller que no les habían dado un mandato para negociar en su nombre.

Sin embargo, predijo que Jared Kushner, un arquitecto clave del plan de paz estadounidense, no estará satisfecho con las declaraciones públicas que harán las delegaciones árabes en la cumbre.

Esta conferencia en Manama será el mayor revés y vergüenza para Kushner“, dijo Erekat, “porque sé que ningún árabe asistirá sin decir: ‘Estado palestino con Jerusalén Este como su capital viviendo lado a lado con Israel en las fronteras de 1967”.

Saeb Erekat, secretario general del Comite Ejecutivo de la Organizacion de Liberacion de Palestina, habla en su oficina en Ramallah el 9 de junio de 2019. (Adam Rasgon / Times of Israel)

Erekat reveló que Ramallah ha estado trabajando para que docenas de países de todo el mundo firmen documentos prometiendo que solo apoyarán esa solución al conflicto israelí-palestino, además de jurar que no seguirán a los EE.UU. en trasladar sus embajadas a Jerusalén.

Afirmó haber recibido tales promesas por escrito de Canadá, Japón, China, Rusia y de todos los estados de la Unión Europea, la Unión Africana y la Liga Árabe.

Pero cuando ha llegado a la tarea de convencer a los gobiernos para que den el siguiente paso y reconozcan a Palestina, Erekat admitió que lo ha pasado mal, incluso con los estados europeos. “Me dan respuestas que no quiero escuchar“, dijo.

Mientras que el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, dijo que cree que la solución de dos estados “funciona mejor“, Kushner y otros funcionarios de la Casa Blanca han evitado aprobar ese formato tradicional, lo que parece sugerir que el plan de paz que se está preparando ofrecerá a los palestinos algo menos que la plena soberanía.

Erekat también apuntó a las políticas más amplias de Washington sobre el conflicto israelí-palestino, argumentando que estas habían desincentivado a Israel de negociar con los palestinos.

¿Por qué tendría que hablar conmigo un israelí ahora? ¿Por qué querría negociar conmigo un israelí ahora, si tienen a los Kushner, los Greenblatts y los Trump? ¿Por qué tendrían que hablar conmigo cuando será otro el que hará el trabajo por ellos?“, preguntó.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, a la izquierda, se gira para entregarle un bolígrafo al primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, en el centro de la Casa Blanca en Washington, el 25 de marzo de 2019, después de firmar la proclamación oficial que reconoce formalmente la soberanía de Israel sobre los Altos del Golán. De izquierda a derecha El asesor de la Casa Blanca, Jared Kushner; el enviado especial de Estados Unidos, Jason Greenblatt; el embajador de Estados Unidos en Israel, David Friedman; el embajador de Israel en Estados Unidos, Ron Dermer; y el secretario de Estado, Mike Pompeo. (AP / Susan Walsh)

Demostrando cómo el gobierno de Trump ha hecho lentamente que su “campo de paz palestino” sea menos relevante, Erekat señaló dos “escuelas” que han estado ganando impulso entre sus compatriotas en los últimos años: una que ha renunciado a la posibilidad de un estado palestino y está dispuesto a aceptar un solo estado mientras los palestinos tengan plenos derechos, y un segundo campo que aún cree que un estado palestino es posible pero requerirá una lucha armada.

Esos dos campos incluyen miembros que se han convertido en algunos de los críticos más feroces de Erekat, particularmente en temas como la cooperación de seguridad de la Autoridad Palestina con Israel.

Sin embargo, “está ocurriendo“, dijo, aparentemente minimizando las amenazas de los funcionarios de la Autoridad Palestina y la OLP de cortar la asociación, que los funcionarios de seguridad israelíes han acreditado con salvar innumerables vidas. “La gente nos está criticando a cada hora. La gente me llama traidor por decir esto“.

Si bien Erekat afirmó que nunca rechazaría su propia oposición a la violencia como medio para lograr la condición de estado, admitió que “están ocurriendo cambios” en la OLP y su partido Fatah.

Insistió en que Netanyahu y la administración de Trump “pasarían a la historia” por haber exacerbado esas tendencias.

Fuente: The Times of Israel – Reproducción autorizada con la mención: ©EnlaceJudíoMéxico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Send this to friend