avatar_default

Enlace Judío México e Israel – El exjefe del Servicio de Seguridad General de Israel (Shin Bet) advirtió este jueves sobre las posibles consecuencias que implicaría una anexión del territorio de Cisjordania a Israel, días después de que el gabinete de seguridad aprobara un plan de construcción en el territorio, informó el sitio The Times of Israel.

Según Yoram Cohen, quien dirigió el Shin Bet de 2011 a 2016, anexar incluso partes de Cisjordania conduciría a un “derramamiento de sangre innecesario”.

“Se deben tomar medidas para reducir la ocupación o la visibilidad de la ocupación en Judea y Samaria mejorando el transporte, mejorando las oportunidades [de trabajo]… convirtiendo el Área B en el Área A”, dijo a la estación de radio del ejército israelí, refiriéndose a dos secciones que conforman el 40 por ciento del territorio total de Cisjordania.

El Área B está bajo control militar israelí pero con control civil de la Autoridad Palestina, y el Área A está bajo control total de esta última.

El martes, el gabinete de seguridad aprobó por unanimidad un plan del primer ministro Benjamín Netanyahu que otorgará unos 700 permisos de construcción a palestinos y 6,000 permisos de construcción a los colonos en el Área C, el 60 por ciento restante de Cisjordania que se encuentra bajo control total israelí.

Un portavoz de uno de los ministros del gabinete de seguridad dijo que el plan también incluiría un mapeo de todos los edificios y poblaciones localizadas en el Área C, permitiendo que el Estado israelí comprenda mejor qué estructuras palestinas se construyeron legalmente y que podría ser demolido.

El portavoz dijo que este mapeo, así como la nueva intención del gobierno de permitir solo la construcción palestina en “áreas no estratégicas que no dejan una puerta abierta para un Estado eventual”, acerca a Israel a extender la soberanía sobre el Área C y posiblemente a otras partes de Cisjordania también.

Aproximadamente 450,000 israelíes y más de 200,000 palestinos viven actualmente en el Área C.

Si bien Cohen dijo que favorece, en teoría, trabajar hacia una solución de dos Estados, afirmó que la opción no era relevante actualmente dada la naturaleza inestable del liderazgo palestino.

“Lo único que podemos hacer en este momento es [ofrecer] ‘autonomía plus’ porque estamos preocupados por… un Estado fallido allí”, agregó.

Al enumerar las formas en que Israel podría limitar su dominio sobre los palestinos en Cisjordania, Cohen insistió en que una retirada beneficiaría al país sobre todo porque podría evitar un escenario futuro en el que se vea obligado a gobernar cientos de miles o millones de palestinos.

El martes, el embajador de EE.UU. en Israel, David Friedman, dijo que el plan de paz de la administración Trump busca la “autonomía palestina” y el autogobierno, pero no llegó a respaldar el establecimiento de un Estado palestino.

En una entrevista con la cadena CNN, el diplomático norteamericano también restó importancia a sus comentarios anteriores sobre la anexión israelí de partes de Cisjordania en un futuro acuerdo de paz, asegurando que Jerusalén no ha planteado el tema a Washington, dejando el tema completamente como una “hipótesis”.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí