Inicio » Noticias » Israel » “¡Prepárense!”. Organización israelí insta a judíos a esperar la construcción del Tercer Templo

“¡Prepárense!”. Organización israelí insta a judíos a esperar la construcción del Tercer Templo

Enlace Judío México e Israel –  El Instituto del Templo, un organismo israelí abocado a una futura hipotética reconstrucción del Templo judío de Jerusalén, publicó un video este fin de semana que alienta a los judíos a que no desistan en sus esperanzas de ver de nuevo levantado el sitio sagrado, informó el periódico The Jerusalem Post.

En el video, titulado “Tishá b’Av: ¡Prepárense!”, imágenes de docenas de personas forman un collage mientras un locutor lee el segundo verso del capítulo 2 del libro bíblico de Isaías, que dice: “Sucederá en el fin de los días: la montaña del Templo de Hashem se establecerá firmemente como la cabeza de las montañas, y se exaltará sobre las colinas, y las naciones fluirán hacia ella”.

A medida que el collage se forma por completo, las imágenes se desvanecen en una representación del Templo ubicado en la moderna ciudad de Jerusalén, seguido de las palabras. “Prepárense”.

El video es el séptimo de una serie que comenzó con el video “Los niños están listos”, y cuyo objetivo es desafiar “las ideas preconcebidas de los espectadores sobre Tisha B’Av como un día de luto eterno, evocando la promesa de Isaías de que el Tercer Templo es el secreto de la paz y la armonía mundiales y la esperanza de toda la humanidad”, según una declaración del Instituto del Templo.

El rabino Chaim Richman, director internacional del Instituto del Templo, enfatizó que el objetivo es lograr que la gente se concentre en “el verdadero significado de Tisha b’Av”, fecha del calendario judío cercana a estos días.

“Tisha B’Av no se trata solo de llorar, se trata de actuar para devolver el Templo sagrado al mundo, una casa de oración para todas las naciones”, dijo Richman. “Cada año, millones de judíos de todo el mundo observan de manera robótica los rituales de duelo de las tres semanas, nueve días y Tishá b’Av como si nada hubiera cambiado en el siglo pasado. Mientras tanto, estamos perdiendo nuestra conexión con el Monte del Templo porque la mayoría de los judíos ortodoxos han ignorado el hecho de que ha estado en manos judías durante cinco décadas”.

“Es hora de votar con nuestros pies y enviar un mensaje claro al mundo de que realmente creemos que el Monte del Templo es nuestro y realmente esperamos y rezamos por un momento de paz y armonía mundial sin paralelo con la reconstrucción del Tercer Templo”, agregó Richman. “Este nuevo video es una herramienta emocional y visual para despertar a los judíos del mundo en este Tishá b’Av y hacer que internalicen el mensaje de que el sueño de 2000 años finalmente está a nuestro alcance”.

Debido a la tensión que el simbolismo del sitio puede generar, Israel mantiene restricciones estrictas para los judíos que visiten el Monte del Templo, incluyendo la prohibición de cualquier acto de culto judío, y los no musulmanes solo pueden ascender a través de una puerta, mientras que los musulmanes pueden ingresar al sitio desde cualquier puerta.

Si bien la Corte Suprema de Justicia de Israel dictaminó que “todo judío tiene el derecho de ascender al Monte del Templo, rezar por él y comunicarse con su creador”, también decidieron que “este derecho, como otros derechos básicos, no es un derecho absoluto , y en un lugar en el que la probabilidad de daño a la paz pública e incluso a la vida humana es casi segura: esto puede justificar la limitación de la libertad de culto religioso y también la libertad de expresión”.

De acuerdo con la Unión Ortodoxa, muchas autoridades religiosas judías evitan ir al Monte del Templo por diversas cuestiones halájicas o políticas, incluidas las incertidumbres sobre la ubicación exacta del antiguo Monte del Templo.

El Rabinato de Israel prohíbe a los judíos subir al Monte del Templo. Algunas fuentes indican que bajo el control musulmán hace aproximadamente 1000 años, a los judíos se les permitió construir una sinagoga en el monte, según la Unión Ortodoxa.

En Tishá b’Av, que tendrá lugar el sábado 10 de agosto, los judíos marcan el día en que los dos Templos en Jerusalén fueron destruidos, ayunan durante 25 horas y cumplen con otras prácticas de duelo, como sentarse en el piso o en sillas bajas y recitar el Libro de Lamentaciones, en el que el profeta Jeremías lamenta la destrucción de Jerusalén y el posterior exilio.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *