Inicio » Judaísmo » ¿Por qué el día judío comienza con el atardecer?

¿Por qué el día judío comienza con el atardecer?

Enlace Judío México / Rab. Mendy Hecht – A muchas personas les parece extraño que el día judío comience con el atardecer, sin embargo, si se piensa con otra perspectiva ¿qué tiene más sentido que el día comience cuando el anterior terminó o a la mitad de la noche? Al iniciar de esta forma, el día judío no sólo sigue las leyes de la naturaleza sino también amplía nuestra perspectiva de cómo observamos el tiempo.

Cuando D-os creó el Universo también creó el tiempo, el espacio y la materia simultáneamente. En el minuto 00:00 del mundo la materia y el espacio empezaron a existir juntos. Veinticuatro horas después el Primer Día de la existencia había concluido. ¿Qué nos dicen las Escrituras? “Fue noche y fue mañana, día uno” Ese primer día comenzó con la noche y terminó con el día; y ha sido de esta forma desde entonces.

Más adelante, en el Cuarto Día de la creación D-os asignó al Sol y a la Luna como los indicadores del día y la noche, terminando de crear el sistema solar como lo conocemos hoy. Sin embargo, el día judío sigue iniciando con la noche, porque así es como el tiempo comenzó.

Otra razón por la cual el día comienza con la noche es porque la noche representa la preparación, uno descansa para aprovechar la luz del Sol. Las cosas no empiezan cuando ya están creadas, empiezan desde la etapa preparativa.

Fuente: Ask Moses

1 Comment

  1. Erving Mendoza dice:

    Excelente reflexión. Solo un detalle, los días creativos de los que habla el Génesis, no son días de 24 horas. Ni Biblia, ni la Ciencia apoyan esa idea, pues ambas coinciden en que debemos concluir de que se trata de periodos creativos, cada uno de miles de años de duración. Por ejemplo, la Ciencia muestra que hay elementes cuyo desarrollo o proceso implicó miles de años. Y no me refiero a la teoría de la evolución.
    Muchos fanáticos de la ciencia ven ridículo creer en la Creación por esa idea de que cada día creativo duró 24 horas. Sin embargo, la Biblia dice que Dios procedió a descansar el séptimo día, y aunque de cada uno de los seis días dice que finalizó, no sucede lo mismo con el séptimo día. Esto es porque aun estamos en ese día del descanso de Divino que ya lleva miles de años desde que finalizó el sexto día, en cuyo ocaso había sido creada la primera pareja humana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *