avatar_default

Enlace Judío – El Ministerio de Salud de la Autoridad Palestina anunció este viernes que Israel acordó vacunar hasta 100,000 trabajadores palestinos que laboran en el territorio del Estado judío, luego de una reunión entre funcionarios israelíes y palestinos.

Israel confirmó previamente la reunión en Ramallah, pero no señaló nada sobre el acuerdo sobre la vacunación a los 100,000 palestinos.

“Con base en el entendimiento de que Israel y los palestinos viven en un espacio compartido y el hecho de que la propagación del coronavirus en la Autoridad Palestina también puede afectar las tasas de contagio entre los residentes israelíes, los funcionarios del ministerio visitaron el centro de comando del Ministerio de Salud de la Autoridad Palestina y recibieron una evaluación sobre el Estado de la pandemia en el área ”, dijo el ministerio en un comunicado.

Por parte de Israel acudieron el director general del Ministerio de Salud, Jezy Levy, la jefa de servicios de salud pública de la dependencia, Sharon Alroy-Preis, y el comisionado del gobierno para coronavirus, Najman Ash.

Unos 30,000 trabajadores palestinos han estado durmiendo en Israel a diario, en un intento por prevenir la infección por personas que se mueven entre Israel y Judea y Samaria (Cisjordania), de acuerdo con el periódico Haaretz.

Sin embargo, algunos funcionarios estiman que muchos otros trabajadores regresan a Judea y Samaria todos los días de manera ilegal.

Israel se ha negado hasta ahora a vacunar a los trabajadores palestinos. Recientemente, en una declaración del Ministerio de Salud del 10 de febrero indicó que los palestinos que trabajan en Israel, legalmente o no, no serían vacunados contra COVID-19.

Según el Ministerio de Salud de la Autoridad Palestina, los funcionarios también acordaron trabajar juntas para frenar la propagación de nuevas variantes del coronavirus.

La Autoridad Palestina también pidió a Israel que se asegure de que los vehículos utilizados por su Ministerio de Salud puedan circular libremente por Judea y Samaria, refiriéndose particularmente al área de Masafer Yatta, en las colinas del sur de Hebrón, donde los palestinos dicen que Israel ha obstruido el movimiento de los trabajadores de la salud.

El jueves, Israel dijo que permitiría que los trabajadores palestinos en el país regresaran a sus hogares en Judea y Samaria a partir del domingo.

Esto significará el relajamiento de algunas restricciones que han implicado que decenas de miles de ellos tengan que permanecer en Israel desde el inicio del tercer confinamiento por COVID-19 en el país, a finales de diciembre.

El Coordinador de Actividades Gubernamentales en los Territorios (COGAT), órgano dependiente del Ministerio de Defensa de Israel, anunció el cambio de política que permitirá a los trabajadores entrar y salir de Israel a diario.

Hasta ahora, la Autoridad Palestina no ha solicitado públicamente vacunas a Israel y dice que ha asegurado su propio suministro a través de la Organización Mundial de la Salud y los acuerdos alcanzados con farmacéuticas.

Aún así, Israel proporcionó 2,000 dosis de la vacuna Moderna a la Autoridad Palestina a principios de este mes, lo que le permitió comenzar a vacunar a los trabajadores médicos.

En tanto, esta semana un paquete de 2,000 dosis de la vacuna Sputnik V, donadas por Rusia, llegó a la Franja de Gaza, suficientes para vacunar a un millar de palestinos.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí