Enlace Judío – El gobierno de Israel aprobó hoy un proyecto piloto por el que se concederán permisos de trabajo a 500 empleados palestinos de Judea y Samaria (Cisjordania) para el sector tecnológico durante un periodo de tres años, informó The Times of Israel.

Hasta ahora, el gobierno israelí había aprobado permisos para trabajadores palestinos de la construcción y la agricultura únicamente. Unos 130,000 palestinos trabajan en Israel y en los asentamientos de Judea y Samaria, según las estadísticas del Ministerio de Defensa.

Algunos palestinos ya están empleados en Israel en empresas de tecnología, pero en función de cada caso, y no como una política gubernamental.

“Hay muchos jóvenes palestinos de Cisjordania en Google, Amazon y Mobileye… así que el fenómeno ya existe, pero a título individual”, dijo el empresario palestino Mahmoud Khweis, director de dos startups en Jerusalén y Ramallah.

El sector tecnológico de Israel enfrenta una grave escasez de mano de obra, por lo que las empresas buscan programadores en el extranjero, en Europa del Este e India. Khweis afirmó que los palestinos podrían llenar parte de ese vacío.

Comentó que algunas empresas israelíes ya subcontratan a codificadores palestinos en Cisjordania y Gaza.

“En Cisjordania, tenemos entre 3,000 y 4,000 graduados en tecnología cada año. Muchos trabajan para empresas palestinas que tienen contratos con compañías israelíes”, dijo Khweis, quien calificó a los palestinos como “más cercanos culturalmente” a los israelíes que otros socios potenciales.

Según Khweis, un programador de alto nivel en Tel Aviv puede ganar un salario mensual de entre 30,000 y 45,000 shekels (9,650 y 14,670 dólares. En Ramallah, el mismo programador podría recibir unos 14,000 shekels (4,500 dólares).

“Los sueldos que reciben los programadores palestinos son bastante bajos, y las condiciones de trabajo podrían ser mejores, por decirlo amablemente”, añadió.

Inicialmente se emitirán 200 permisos en 2022, otros 200 en 2023 y un total de 500 permisos en 2024.

De acuerdo con el plan aprobado por el gabinete el domingo, los trabajadores tecnológicos recibirán un salario no inferior al 150% del salario medio nacional israelí.

Aunque la industria tecnológica israelí suele pagar salarios más altos que otros sectores, el salario bruto medio nacional se situó en 11,799 shekels (aproximadamente 3,790 dólares) en agosto, según un informe de la Oficina Central de Estadística la semana pasada.

“Esto abrirá las puertas a trabajadores con salarios bajos y empleados de cuello blanco en una industria líder”, dijo en una declaración el Ministro de Cooperación Regional Issawi Frej (Meretz), quien trabajó en el proyecto.

El gobierno israelí, compuesto de 8 partidos de derecha, centro e izquierda, ha prometido tomar medidas para fortalecer a la Autoridad Palestina. A principios de este año, el gabinete aprobó unos 15,000 nuevos permisos para trabajadores palestinos de la construcción.

Al mismo tiempo, el gabinete aprobó este domingo 8,600 permisos de trabajo adicionales para palestinos, que entrarán en vigor en enero de 2022. Se concederán otros 3,600 permisos para la zona industrial de Atarot, situada al norte de Jerusalén, en el centro de Judea y Samaria.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: © EnlaceJudíoMéxico