Inicio » Entretenimiento » Títeres y titiriteros discuten la existencia de Dios con el humor de Woody Allen

Títeres y titiriteros discuten la existencia de Dios con el humor de Woody Allen

EL QUE MUEVE LOS HILOS, o cómo acabar de una vez por todas con las dudas sobre la existencia de Dios, las historias policiacas y las propagandas subliminales de cerveza.

Durante agosto, y de jueves a domingos, se presenta en la Sala Villaurrutia del Centro Cultural del Bosque la obra de títeres “El Que Mueve los Hilos”, una co-producción mexicano-brasileña bajo la dirección del maestro uruguayo Rafael Curci y la producción de Susy López Pérez.

Se trata de una parodia del cine policial negro de la década del 40 pero en clave de humor, cargado de ironía y reflexiones tan disparatadas como filosóficas, propias de un genio de la comedia como lo es Woody Allen. Según la anécdota, el detective Budweiser recibe en su despacho a la seductora señorita Heineken con un insólito pedido: que dé con el paradero de Dios. Ella está dispuesta a pagar lo que sea con tal de terminar su tesis de teología, y para eso necesita disipar cualquier duda sobre la existencia del Altísimo. De ahí en más, el detective Budweiser inicia una búsqueda descabellada tras los pasos de Dios, que lo llevan a contactar desde a un simple soplón hasta a el mismísimo Papa.

Esta versión libre del cuento El Gran Jefe, que talentosamente ha adaptado para teatro de títeres el maestro Curci, contempla la interacción de los titiriteros con sus muñecos, partiendo de la técnica de manipulación directa o de mesa y que incluye también una escena breve efectuada en teatro de sombras. La obra en sí intenta recrear con el lenguaje de los títeres una diversidad de géneros que van desde el cine y la novela policial a las clásicas comedias de enredos, sin olvidar el humor negro y los conflictos existencialistas, tan característicos en Woody Allen, el antihéroe cómico de la historia.

El espectáculo de “El Que Mueve los Hilos” dados sus diferentes niveles de lectura, será disfrutable para todo público de 8 años en adelante, desde el argumento y una producción visualmente muy atractiva, hasta las sutiles referencias dirigidas a los cinéfilos (El Halcón Maltés, El Padrino, Shadows and the Fog, Zelig) y a los seguidores de Groucho Marx, Humphrey Bogart o el mismo Allen.

Vale la pena comentar que el teatro de títeres para jóvenes y adultos, a pesar de tener gran demanda en Europa y otros países, ha sido poco visto en nuestro país, así que también es una buena oportunidad para asistir un espectáculo artístico diferente y desmentir el prejuicio de que los títeres son sólo para niños. Es por ello que el Teatro AcercARTE, Susy López-Títeres y los Pipuppets realizaron esta iniciativa binacional, en la que actúan Moisés Cabrera, Isaí Ramher y Susy López Pérez, con apoyo técnico de Eduardo Torres. Ahora cuentan con el respaldo del Instituto Municipal de Arte y Cultura para realizar el estreno mundial de este trabajo inteligente y novedoso, de brocado fino, que merece sin duda contar con su presencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Send this to friend