Inicio » Destacado » Documentos de la CIA muestran que el rey Hussein de Jordania tuvo un hijo ilegítimo con una actriz judía

Documentos de la CIA muestran que el rey Hussein de Jordania tuvo un hijo ilegítimo con una actriz judía

Enlace Judío México.- En un extraño acontecimiento, la actriz judía estadounidense fue golpeada hasta la muerte por su propio hijo discapacitado de nacimiento.

DANIEL J. ROTH

Documentos de la CIA desclasificados recientemente muestran que el rey Hussein de Jordania tuvo un hijo fuera del matrimonio con una actriz judía estadounidense, que luego fue golpeada hasta la muerte por su hijo.

Una circular de la CIA de tres páginas, hecha pública por primera vez el mes pasado, muestra que la agencia de espionaje estaba ansiosa por causar una buena impresión sobre el monarca árabe durante una visita oficial de estado en 1959, según USA Today.

El archivo revela que el rey de 24 años, que se había divorciado de su primera esposa dos años antes, “deseaba especialmente una compañía femenina durante su visita a Los Ángeles y se solicitó que se hicieran los arreglos necesarios a través de una fuente controlada de la Oficina para asegurar que la visita fuera satisfecha“.

Mientras Hussein buscaba obtener ayuda financiera de la administración Dwight D. Eisenhower durante el viaje, la agencia de espionaje organizó una reunión con una actriz de cine de 32 años llamada Susan Cabot.

La nota muestra que el servicio clandestino de seguridad pasó por un abogado ‘prominente’ de Los Ángeles, empleado por el excéntrico productor de películas de Hollywood y pionero de la aeronáutica Howard Hughes, quien invitó a Cabot a una fiesta lanzada por el multimillonario petrolero Edwin Pauley.

Pero antes de asistir al evento festivo del magnate, su manejador dijo a Cabot (nacida Harriet Shapiro) “Queremos que te acuestes con él“.

La actriz dijo que rechazaba la propuesta, pero finalmente fue a la fiesta [de Hussein]“, dice la nota. Más tarde “se enamoró del funcionario extranjero y descubrió que era lo más encantador“.

Unos días después, el rey pidió a la CIA que organizara otra reunión con Cabot, esta vez en la ciudad de Nueva York.

Como señala la nota, ambos lucharon para mantener a raya los rumores de su relación en ciernes, con el monarca musulmán preocupado porque su romance con una actriz judía podría causar confusión política en su país de origen.

Susan Cabot, nacida Harriet Shapiro, fotografiada en 1950. (PUBLIC DOMAIN / LOS ANGELES DAILY NEWS – UCLA LIBRARY)

[Cabot] especuló sobre las posibles fuentes de cierta información personal que, según ella, se había filtrado a la prensa e imploró a la CIA para que ayudara a poner fin a los chismes de la prensa sensacionalista, según el documento desclasificado.

Todavía no está claro cuánto tiempo Cabot y el Rey mantuvieron su relación. Pero en 1961, ella dio a luz a un niño llamado Timothy, que según los rumores era hijo de Hussein.

Nacido enano, Timothy fue adoptado más tarde por el segundo marido de Cabot, Michael Roman.

De acuerdo con The Los Angeles Times, el hijo de Cabot finalmente creció a 5’4″ después de inyecciones tres veces a la semana de una hormona derivada de las glándulas pituitarias de cadáveres. Un ex abogado una vez lo llamó un “experimento humano fallido“.

En 1986, Cabot fue asesinada a golpes con una barra de levantamiento de pesas en su casa de San Fernando Valley, lo que llevó al arresto de su hijo. Posteriormente, Timothy fue acusado de homicidio involuntario, alegando que su madre, que padecía una enfermedad mental, lo atacó primero.

Culpó su agresiva respuesta al incidente al uso de narcóticos ilegales.

Durante el juicio de Timothy, se reveló en la corte que Cabot había recibido un pago mensual de $ 1,500 del gobierno jordano.

Un abogado en el juicio escribió en los documentos del tribunal: “Para bien o para mal, parece una pensión alimenticia“.

Timothy Roman fue sentenciado a cuatro años de prisión y una sentencia mínima de libertad condicional, muriendo de insuficiencia cardíaca en 2003.

El Rey Hussein se casó tres veces más, la última con la estadounidense Lisa Halaby, que se convirtió en la Reina Noor. Dirigió Jordania hasta su muerte por un linfoma no Hodgkin en 1999 a la edad de 63 años.

Fuente:  The Jerusalem Post – Traducción: Silvia Schnessel – Reproducción autorizada con la mención: ©EnlaceJudíoMéxico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Send this to friend