avatar_default

(JTA) — La ministra de Asuntos Exteriores de Australia, Julie Bishop, dijo que Australia no trasladará su embajada a Jerusalén, a pesar del apoyo al movimiento por parte de su facción política, el Partido Liberal.

El partido aprobó una resolución no vinculante que apoya la medida y pide la suspensión de la ayuda a Palestina hasta que deje de pagar salarios a terroristas encarcelados y a sus familias. La moción fue aprobada por una votación de 43 a 31, informó el diario británico The Guardian.

“Si bien entiendo el sentimiento detrás de esta resolución, el gobierno australiano no trasladará nuestra embajada a Jerusalén”, dijo Bishop, según el periódico. “Jerusalén es un problema de estatus final para negociaciones, hemos mantenido esa posición durante décadas y estamos haciendo todo lo que podemos para garantizar que cualquier apoyo que demos a la Autoridad Palestina sólo se utilice para los fines que determinemos”.

Bishop dijo que había escrito recientemente a su homólogo palestino, el ministro palestino de Asuntos Exteriores, Riyad Al-Maliki, para garantizar que los 43 millones de dólares en ayuda australiana se gasten en salud, educación y gobierno.

De la traducción (c)Enlace Judío México
Prohibida su reproducción

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí