avatar_default

Enlace Judío México e Israel – Por cuatro años consecutivos, WIZO México celebró este 13 de septiembre “Un día de Tehilim todos juntos” (Salmos), organizado por la Sra. Alice Assa, Directora del Proyecto Tehilim.

 

 

El número de mujeres interesadas en este magno evento ha crecido año con año, pero esta semana, además de las mujeres reunidas en el Templo Shar Lesimjá del Centro Cultural Monte Sinaí, cerca de seis mil niños rezaban los Tehilim en diferentes colegios de la red judía.

Al registrarse, cada participante recibió un libro con los Tehilim que serían leídos esa tarde y otro titulado “Viviendo con la Bondad de Hashem(D-os)” para que cada una escriba cada día algo bueno que haya realizado.

La Sra. Shula Serur de Shrem, ex presidenta de WIZO México dio inicio al evento a nombre de la presidenta actual, Esther Lobatón, quien no pudo asistir: “WIZO es el brazo derecho en la educación de Israel, que atiende a más de catorce mil bebés y niños hasta seis años en sus ciento ochenta guarderías infantiles en todo el país. Además, alberga a diez y ocho mil adolescentes en nuestras aldeas y centros juveniles, brindando amor y educación a jóvenes huérfanos, abandonados o sin familiares. Todos los planteles son kosher y tienen los estándares más altos de higiene en Israel. La organización trabaja mano a mano con el Ministerio de Trabajo y Bienestar Social de Israel”, expresó.

“Quiero hablarles desde mi corazón, decirles lo que siento en este momento. Lo que mi alma quiere expresarles”, dijo Alice Assa. “Ustedes son las que hacen el evento años con año. En un principio me concentraba en cuánta gente podría llegar, cuánta gente podría participar. El valor no es la cantidad. El valor es la diferencia que pueda hacer en tan solo una de ustedes. Si tan solo una puede abrir su corazón y entender la magnitud, abriéndole a D-os su corazón”.

“En Rosh Hashaná, el rabino Zaed nos explicó que D-os va bajando los siete cielos para estar presente con nosotros. Durante estos días tenemos muy cerca a D-os nuestro padre. Para que nazcamos hay tres socios: mamá, papá y Hashem Todo Poderoso. Imagínense que nuestro padre está muy lejos y tenemos la oportunidad de estar cerca de él por unos días; no la desaprovechen. D-os está presente con ustedes todos estos días, abrácenlo, vívanlo, díganle cuánto lo aman. Shana Tová y Jatimá Tova para todos”, concluyó.

“La categoría elevada de los Tehilim viene desde el Rey David. Este libro de Tehilim tiene ciento cincuenta capítulos llenos de fe en D-os, de agradecimiento, de petición”, expresó el rabino Sally Zaed de la Comunidad Monte Sinaí. “El rey David pidió a D-os que se considere a aquellos que leen Tehilim como si estudiaran los pasajes más profundos de la Torá”.

Los Tehilim fueron seleccionados por el rabino Sally  Zaed y Alice Assa para culminar con un rezo de agradecimiento.

Los rabinos Sally Zaed y Raúl Azquenazi explicaron cada uno de los salmos, seguido por el canto conmovedor del Jazán Itzik Hayat:

Salmo 6: “Es especial para una buena salud (Refuá Shlemá). El Rey David escribió este salmo estando enfermo. Lo más maravilloso es cuando el Rey David le agradece a D-os por su curación”.

Salmo 95: “Este Salmo tiene el propósito que la gente esté alegre y tenga la capacidad de alegrar a los demás. Es un llamado para que todos nos unamos y alabemos a D-os con alegría. Vamos a cantar y alabar a D-os con emoción”.

Salmo 124. “Con las emociones a flor de piel. Generación tras generación hemos sido perseguidos y salimos adelante. El pueblo de Israel es comparado con el aceite. Si ponemos una gota de aceite en el océano, aún cuando venga una turbulencia quedará a flote”.

Salmo 127: “Es para pedir con alabanza un buen camino a nuestros hijos. Si queremos que crezcan con salud y prosperidad recemos con mucho amor este salmo”.

Salmo 150: “Este Salmo es un agradecimiento a Kadosh Baruj Hu (El Bendito). El Rey David tenía encima de su cama un arpa, al amanecer el viento movía las cuerdas. La mejor manera de agradecer a D-os es gozando con lo que tienes”.

Para terminar, se leyó el rezo de agradecimiento. “Este rezo es contemporáneo. Fue avalado y se propagó por todos lados. El que dice este rezo con todo el corazón, convierte cualquier decreto Divino en misericordia, y verá grandes milagros del Todopoderoso”, dijeron los rabinos.

Para finalizar el magno evento, los niños Victor Zaed Asquenazi  y Shelomo Askenazi Romano  entonaron dos rezos mientras se abrió el Arón Hakodesh (el arca donde se conservan los libros de la Torá).

Reproducción autorizada con la mención: © EnlaceJudíoMéxico

 

 

Destacadas

Exclusivas

Judaísmo


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí