Enlace Judío México e Israel – La Policía de Israel detuvo este domingo con un cuchillo y sin permiso para ingreso al país a un palestino originario de Hebrón, de 17 años de edad, en la zona de Ein Yael, Jerusalén, informó el periódico The Jerusalem Post.

Fue en la zona de Ein Yael, cerca del zoológico bíblico de Jerusalén, en donde Ori Ansbacher, de 19 años de edad, fue violada y asesinada por el palestino Arafat Irfaiya en febrero pasado, también originario de Hebrón y que fue atrapado mientras trataba de esconderse en una mezquita.

Los fiscales acusaron a Irfaiya, de 29 años, por violación y homicidio con un trasfondo de acto terrorista.

Según la acusación del 7 de marzo, Irfaiya entró ilegalmente a Israel desde Cisjordania a principios de febrero y estaba armado con un cuchillo.

El día del asesinato, Ansbacher, que era voluntaria en un centro juvenil en la capital, fue a dar un paseo por el bosque de Ein Yael, al sur de Jerusalén, y se encontró con Irfaiya por casualidad.

“Se encontró con Ansbacher y decidió matarla porque era judía”, se dice en la acusación. “Él atacó a Ori con violenta crueldad, y aunque ella trató de luchar contra él, la dominó. Él la apuñaló con un cuchillo varias veces por todo su cuerpo, causando su muerte “.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío