Inicio » Judaísmo » Festividades Judías » Sheminí Atzeret y las plegarias por la lluvia. Tres formas en que D-os nos responde

Sheminí Atzeret y las plegarias por la lluvia. Tres formas en que D-os nos responde

Enlace Judío México – Uno de los eventos poco conocidos pero esenciales de Sheminí Atzeret es la plegaria que hacemos a D-os pidiendo por la lluvia en Israel. Es un evento que ocurre una vez al año.

Tefilat Ha-Gueshem. Plegaria por la lluvia

“Gueshem” es la palabra hebrea para designar a la lluvia. La vida en Isarel siempre ha dependido fuertemente de la lluvia; sin ella, la agricultura no podría subsistir puesto que es casi la única fuente de agua que la región tiene. Si lleve la vida florece y la región disfruta de una cosecha abundante y un suelo rico en nutrientes. Sin embargo, si no llueve la región se encuentra en miseria y hambruna. Por eso la palabra “Gueshem” también se refiere a la abundancia y la materialidad. Según varios comentaristas la lluvia significa bendición material del mundo espiritual al físico. La plegaria es la forma que tenemos de pedir a D-os éxito material, pues toda bendición proviene de Él.

A partir de Sheminí Atzeret inician distintos tipos de plegarias por la lluvia:

Tefilat Gueshem

Se dice una sola vez en el año, en Sheminí Atzeret, y es la plegaria inaugural de las lluvias. Se dice en la repetición de la Amida durante el Musaf. Consiste en un conjunto de liturgias que acompaña el rezo por las lluvias en los otros días. Comienza con la mención del ángel “Af Bri” que según la Cabalá es el encargado de traer las lluvias. “Af” significa ira y se refiere a la lluvia que cae como torrente y destruye. “Bri” significa “salud” y corresponde a la lluvia ligera y suave que fomenta el crecimiento en los campos y es benefica para el ser humano. Después pedimos a D-os compasión para que nos dé lluvia en recuerdo al merito de nuestros patriarcas y grandes líderes. Se recitan versos relacionados a la bondad del agua al mismo tiempo que decimos “por su merito no detengas el agua.”

Mashiv HaRuaj Umorid HaGueshem (El que hace al viento soplar y a la lluvia caer):

Esta plegaria se dice diariamente en la recitación de la Amidá desde Sheminí Atzeret hasta Pesaj. En realidad no es una plegaria para pedir por la lluvia, sino el reconocimiento de que D-os es la fuente de lluvia; se dice durante toda la temporada de lluvias que inicia en Sheminí Atzeret.

V’Ten Tal Umatar Liberajá (“Y nos da brisa y lluvia para bendición”):

Una petición diaria por la lluvia que sólo se recita en los meses de mayor sequía. Esta plegaria no inicia con Sheminí Atzeret pero apartir de ese día inicia la cuenta de 15 días para empezar a recitarla. Se contaban estos días para dar tiempo a que todos los judíos pudieran regresar de Jerusalén a su casa. Fuera de Israel la plegaria se empieza a recitar en otras fechas.

Fuente: Ask Moses

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *